QUIÉN MANDA AHORA

De alguna forma ver el gran miembro de Jason por parte de Roberto lo hizo sentirse extrañamente excitado, pero su educación, temores y hasta machismo hicieron que ese sentimiento se convirtiera en odio y envidia hacia Jason, aquellos sentimientos mal sanos se incrementaron con los años cuando Roberto ya de 19 años sucedió otro hecho que marcaria su vida como la de Jason para siempre......


¿QUIÉN MANDA AHORA?
De alguna forma ver el gran miembro de Jason por parte de Roberto lo hizo sentirse extrañamente excitado, pero su educación, temores y hasta machismo hicieron que ese sentimiento se convirtiera en odio y envidia hacia Jason, aquellos sentimientos mal sanos se incrementaron con los años cuando Roberto ya de 19 años sucedió otro hecho que marcaria su vida como la de Jason para siempre.

[GAY] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [TESTÍCULOS] [BALLBUSTING] [VIOLACIÓN] [DOMINACIÓN]


Categoria: Gay      Autor: DarkSoul





Roberto y Jason se conocían desde niños pero Roberto era blanco y Jason negro, desde niños a Roberto le gustaba molestar a Jason se sentía superior a él ya que Jason era pobre y vivía en una casucha con sus padres a penas a metros de donde terminaba la enorme propiedad de los padres de Roberto, quienes eran ricos los problemas en ambos se agravaron cuando la testosterona invadió sus cuerpos en la pubertad, sobre todo después de que Roberto logro ver a Jason desnudo bañándose en un lago cercano, su pene era del doble de tamaño que el de Roberto a los 15 años. 

De alguna forma ver el gran miembro de Jason por parte de Roberto lo hizo sentirse extrañamente excitado, pero su educación, temores y hasta machismo hicieron que ese sentimiento se convirtiera en odio y envidia hacia Jason, aquellos sentimientos mal sanos se incrementaron con los años cuando Roberto ya de 19 años sucedió otro hecho que marcaria su vida como la de Jason para siempre, de nuevo se lo vio nadando en el lago pero en compañía de otro chico, Roberto no se dejo ver ocultándose detrás de unos matorrales desde donde tenía una plena vista de todo lo que pasaba en el lago.

Roberto observo como el otro chico y Jason se sentaron en la orilla del lago el otro chico cruzo sus brazos mientras conversaban Jason se acerco y le robo un beso él otro chico quiso negar sus labios pero Jason lo agarro de cierta manera que lo forzó dándole un fuerte beso metiendo toda su lengua en él lo que hizo que el chico al final de cuentas aceptara su beso, Jason fue bajando por su cuello, el chico solo emitía gemidos ahogados como no queriendo que siguiera pero tampoco lo detenía y aunque se lo pidiera lo más seguro es que Jasón no pensaba detenerse.      

Jason llego poco a poco a sus pezones los toco, los beso, los mordió y poco a poco le fue quitando la ropa que tenía que era un pequeño short para ese momento el chico blanco tenía su pene bien erecta y peluda para sus 19 años bien desarrollada, tanto Jason como Roberto pudieron ver en todo su esplendor su hombría un pene de hombre en el cuerpo aun de un adolescente Jaseon se la agarro con sus manos y se la llevo a la boca que ya palpitaba, deseaba sentirse engullida en una boca caliente la cual le diera placer poco a poco Jason se la fue llenando de saliva, su cabeza iba y venía desde la punta hasta la base, Roberto oía como aquel chico gemía tratando de evitar disfrutar del momento ahogaba sus gemidos.           

-“No, no.., ¡detente por favor!” decía el chico blanco a penas como un susurro. 

En cierto momento Roberto escucho a Jason decirle a ese chico.

-“Solo disfruta grita si quieres aquí donde estamos nadie te oirá”. Dijo Jason

Para seguir dándole una gran mamada, se metía cada uno de sus huevos en se boca, le chupaba entre su culito y sus huevos le tocaba su anito cerradito con cada caricia con cada mamada se abría poco a poco quería ver desde otro ángulo su orificio anal virgen por lo que Jason luego de algunos minutos hizo que se acostara boca abajo, Jason hizo que levantara un poco sus nalgas, el chico era delgado con cuerpo marcado no de trabajado en el gimnasio pero se le notaba los músculos así que sus nalgas eran redondas, firmes y paraditas, en una palabra deliciosas.  

Jason le abrió sus nalgas para lamber su ano que hizo gemir casi gritar de gusto al chico que le gustaba en cierto momento Roberto se percato ese chico tenso su cuerpo fue tanto placer que sintió por su primer beso negro que se vino.

-“¡AAAAAHHHH!, lo siento ya no aguante más” Le dijo el chico a Jason.,
-“No te preocupes solo disfruta”. Le susurro al oído Jason subiendo hasta su oído.

Mientras agarraba su leche y se la untaba en su aun palpitante pene, momentos después Jason coloco su glande en su entrada anal y le dijo

-“Todavía falta lo mejor”, Le dijo Jason agarrando bien sus caderas.

Para de un gran empujón clavarle todo su duro miembro de 25 cm hasta el fondo, el chico dio un grito que Roberto creyó que lo oyeron hasta el pueblo, se le escaparon unas lágrimas al hico pero Jason lo tranquilizo mientras sentía su erección aprisionada por ese culito recién desvirgado.   

Jason logro ponerse encima de él y cuando sintió que era el momento adecuado empezó a meter y sacar su erección con ganas y deseo cuando se la saco la primera vez Roberto y Jeson pudieron ver que el pene del chico ya estaba erecto de nuevo y que de su ano abierto salían unos hilitos de sangre que mancharon el pene duro como si fuera de roca de Jason.

-“Que delicia saber que eres el primero en un culito virgen”. Se dijo así mismo Roberto ya masturbándose.

Jason de nuevo penetro al chico y empezó a moverse con deseo cada vez más duro, solo se oían los gemidos por ratos mientras los dedos del chico se aferraban a la toalla sobre la que estaba acostado, Jason parecía que ya no aguantaba más quería venirse en el, quería marcarlo como de su propiedad, cuando sintió que pronto se vendría le hizo cambiar de posición y le puse sus piernas que aun temblaban sobre sus hombros y sin darle tiempo a pensar lo volvió a penetrar y Jason pudo ver su expresión de dolor y de placer veía como lo disfrutaba en ese momento lo beso y con una mano le agarraba las piernas y con la otra empezó a masturbarlo.

No paso mucho hasta que el chico blanco se vino sobre su lindo abdomen, Jason sintió como ano apretaba su ya palpitante pene lo que hizo que también se viniera dentro de él, llenando sus estrechas entrañas de su espesa leche, fue delicioso ver como el chico disfruto de ese momento, Roberto por su parte tuvo que morderse el labio inferior para no dar un alarido de placer al venirse contemplando esa escena, cuando Jason se acostó al lado del chico él se acostó sobre, lo beso y cuando sus labios se separaron le dijo.

-“Te amo Jason, gracias por ser tu el primero y quiero ser tuyo las veces que quieras solo un favor no le digas nada a mi papa ni a nadie”. Dijo el chico.

-“Descuida nadie sabrá nada por mi parte”. Le dijo Jason para besarlo de nuevo.

Algunas semanas más tarde, el chico se presento llorando ante Jason todos en el pueblo hablaban de que era gay y que fue penetrado por Jason, que le juro que no le había contado nada a nadie, sin embargo el daño estaba hecho, el chico blanco fue mandado por sus padres lejos y la reputación de Jason quedo manchada para siempre en un pueblo pequeño muy conservador era la muerte social, una tarde mientras Jason iba camino al lago se encontró con Roberto al cruzarse le escucho  decir.

-“Vaya si que disfrutaste del culito virgen de ese chico ¡eh!” Dijo Roberto.

En ese momento Jason supo que el que conto todo en el pueblo había sido Roberto, se dio la media vuelta para ver Roberto sonriéndole como si hubiese ganado una batalla a muerte, aquella sonrisa solo hizo que Jason hirviera en cólera, se le acerco a Roberto pero antes de que pudiera golpearlo Roberto ágilmente le dio una patada en los huevos que hizo que Jason cayera al suelo agarrándose la entrepierna, Roberto se le acerco y le dijo.

-“Sabes yo podría arreglar todo si me dejas disfrutar de tu culito como lo hiciste con aquel chico”. Dijo Roberto.

Aquellas palabras hicieron enfurecer aun mas a Jason que olvido por un momento el intenso dolor que estaba sintiendo para alargar su brazo y tomar los de los huevos a Roberto que abrió los ojos completamente al verse sorprendido no esperaba algo así, por parte del que pensaba totalmente vencido Jason.

-“No Jason espe… ¡AAAAAAAAAAAHHHH!” Grito, Roberto al sentir el gran apretón de Jason sobre sus huevos.

Jason no solo se los apretó sino que se los retorció lo que acrecentó aun más el agudo dolor que Roberto experimento, para casi de inmediato caer al suelo retorciéndose de dolor.

Jason se puso de pie y se monto sobre Roberto, aparto sus manos y molió su entrepierna a golpes, uno tras otros mientras Roberto gritaba hasta que puso sus ojos en blanco y se desmayo por el dolor, Jason tardo algunos segundos en que Roberto estaba desmayado para que dejase de golpearlo, entonces se puso de pie y fue a buscar corriendo un cuerda y cuatro largas estacas que clavo en cuatro lugares alejados del cuerpo de Roberto profundamente en la tierra, luego amarro sus tobillos y muñecas a las estacas y desnudo por completo a Roberto.

Roberto se despertó sintiendo que algo intentaba entrar en su ano virginal, al abrir los ojos sintió el enorme falo de Jason tratando de penetrarlo de inmediato comenzó a suplicar.

-“No  Jason, No lo hagas, por favor NO JASON NO…” Grito desesperado Roberto.
-“AAAAAAAAAHHHHHYYY” Grito muy fuete Roberto.

El grito fue cuando su ano por fin cedió para dar paso al enorme falo de Jason al interior de sus intestinos, Jason lo penetro por completo de una sola vez, sus huevos negros quedaron pegados a las blancas nalgas de Roberto, quien decía gritando.

-“SACALA, SACALA ¡POR FAVOR!” Gritaba Roberto.

Pero Jason estaba dominado para ese momento por el odio, la venganza y la lujuria, lejos de sacarla continuo penetrando a Roberto salvajemente unos 10 minutos más tarde entre gritos aun de dolor Roberto se vino sobre su vientre y pecho de manera copiosa, Jason continuo con sus embestidas como 10 minutos más hasta dar un pequeño gruñido y venirse por completo en lo profundo de los intestinos de Roberto que sintió su leche caliente muy dentro de su ser, para ese momento estaba llorando y suplicaba ya sin fuerza una y otra vez.

-“No, no, no en mi interior”. Susurraba Roberto.

Cuando Jason extrajo sin delicadeza alguna su aun palpitante gran miembro del interior de Roberto un rio de semen mezclado con sangre broto de su ano completamente abierto, Roberto quedo ahí llorando y sin fuerza, mancillado y violado, sintiendo como el semen de Jason brotaba de su interior, Jason se coloco su vieja larga bermuda para ir al recoger una herramienta que le había servido para algunas tareas y que pensaba usar para una muy especial.

Aquella era un tubo de metal con punta con el mango forrado con material aislante, era una especie de picana pero que servía para marcar hoyos en placas de madera para luego ser perforados por una broca de taladro de manera más fácil, Jason la había limado para que tuviera filo la punta, con esa herramienta en la mano regreso donde aun estaba Roberto y comenzó a darle descargas eléctricas directamente en su huevos, que provoco que Roberto se retorciera de dolor  mientras gritaba para que se detuviera, cosa que Jason no hizo estaba cegado por el odio.

Jasen continuo torturando a Roberto con la herramienta y a veces dándole patadas, brutales patadas en sus desprotegidos huevos, al cabo de una media hora ya con los huevos de Roberto visiblemente hinchados, Jason penetro con la herramienta a Roberto por su ano y mantuvo dándole una descarga pese al olor a carne quemada hasta que su pene de nuevo lanzo dos poderosos chorros de su semen mientras Roberto se retorcía de dolor, cuando acabo de venirse Jason extraño la herramienta se inclino y le dijo a Roberto.

-“Espero disfrutaras de tu ultimo orgasmo como hombre, ¡desde hoy serás mi putita!” Dijo Jason.

Acto seguido coloco la afilada punta de la herramienta sobre el escroto de Roberto justo entre sus dos huevos para presionar el botón mientras hacía fuerza, la herramienta comenzó a penetrar en el escroto mientras le daba descargas eléctricas a Roberto.

Quien no dejaba de gritar y retorcerse de dolor, Jason realizo varios agujeros hasta que el escroto de Roberto era una masa sangrante amorfa, en ese momento Jason tomo su destruido escroto y le dijo justo cuando de un fuerte tirón le arranco sus huevos y escroto a Roberto que quedaron en su mano sangrando mientras le decía.

-“¿Quien Manda Ahora?”



http://relatos-de-eunucos.blogspot.com   





Imagen que Inspiro está Historia.



Autor: Darksoul       Mail: darksoulpgm@gmail.com

QUIÉN DA MÁS

Aldo de 17 años era un clon criado en el planeta de las mujeres colonizado hacia cuatrocientos años en el siglo XXIII, fue creado para dar placer y servir a las mujeres, aquellos clones rara vez servían para reproducción pese a tener todo el equipamiento para poder engendrar sin embargo aunque el semen de Aldo parecía normal, él era uno de los 99 % de los clones generados estériles, su Ama desde hacía tres años lo coloco para una subasta pública ya que quería un esclavo más joven y mejor dotado, estaba algo nervioso sobre aquello......


¿QUIÉN DA MÁS?
Aldo de 17 años era un clon criado en el planeta de las mujeres colonizado hacia cuatrocientos años en el siglo XXIII, fue creado para dar placer y servir a las mujeres, aquellos clones rara vez servían para reproducción pese a tener todo el equipamiento para poder engendrar sin embargo aunque el semen de Aldo parecía normal, él era uno de los 99 % de los clones generados estériles, su Ama desde hacía tres años lo coloco para una subasta pública ya que quería un esclavo más joven y mejor dotado, estaba algo nervioso sobre aquello.

[ADOLESCENTE] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [PENECTOMIA] [NULIFICACIÓN] [ESCLAVITUD]

Categoria: Adolescente      Autor: DarkSoul





Aldo de 17 años era un clon criado en el planeta de las mujeres colonizado hacia cuatrocientos años en el siglo XXIII, fue creado para dar placer y servir a las mujeres, aquellos clones rara vez servían para reproducción pese a tener todo el equipamiento para poder engendrar sin embargo aunque el semen de Aldo parecía normal, él era uno de los 99 % de los clones generados estériles, su Ama desde hacía tres años lo coloco para una subasta pública ya que quería un esclavo más joven y mejor dotado, estaba algo nervioso sobre aquello. 

El centro de subastar era tan solo un viejo almacén que a simple vista parecía abandonado, pero en realidad era un centro bastante activo a cada momento llegaban nuevos transportes con esclavos de todos los tamaños como edades, que estaba ahí para ser subastados, modificados o algo peor procesados para ser convertidos en comida para animales y ciertas partes de su cuerpo para consumo humano, algo por supuesto aun faltaba bastante por suerte para mi, los clones destinados a ese fin por lo general eran de los 50 años en adelante, por lo que aun faltaba mucho para él pensó Aldo al bajar del transporte.

No era la primera vez para Aldo en el centro pero habían pasados varios años desde que fue enviado ahí, lo primero que pasaba al llegar luego de esperar en fila un par de horas, era que le era leído le código de barras en la nuca con un lector especial, luego era enviado a una ducha junto a decenas de otros hombres, antes de entrar la gran ducha comunal, se les daba unos gorros plásticos para que cubrieron desde sus cejas a la nuca, de no hacerlo quedarían calvos pues el baño era exfoliante.

Aldo tomo el baño obligatorio y todo el vello de su barbilla gasta los dedos de sus pues, incluso el que estaba entre sus nalgas y ano fueron bañados por una sustancia verde que les dio comezón a todos los de la amplia sala, luego de unos segundos la sustancia verde fue sustituida por agua tibia a presión que elimino el vello púbico como el del dorso y axilas de Aldo como el de los otros clones, dejándolos con cuerpos completamente depilados, luego una gran corriente de aire seco sus cuerpo casi por completo para luego ser sacados de la enorme ducha.

Enseguida todos los clones temblaban de frio cuando una nueva corriente de aire los impactaba al pasar por un largo túnel de viento que servía para quitar cualquier bello que aun pudiera quedar en su cuerpo al salir del túnel de viento les era retirado el gorro y de nuevo se les leía el código de sus nucas era ahí cuando se hacia una selección en el caso de Aldo fue enviado a la puerta 1, dado que iba a ser subastado del otro lado de la puerta una mujer leía su código de nuevo.

Ahí la mujer hizo esperar uno minutos a Alto hasta que llego una mujer muy atractiva, apenas con una pequeña bata, que apenas le llegaba por debajo de sus abultadas nalgas Aldo que estaba desnudo tuvo que hacer un gran esfuerzo para que su miembro no se tensara, la mujer en el puesto le entrego una tableta que la nueva mujer vio uno segundos y asintió con la cabeza Aldo dedujo que estaba en sus tempranos años 20’s, aunque quizás era menos, la mujer lo tomo y se lo llevo hasta una habitación con una amplia cama con una inmaculada sábana blanca.

Una vez en la habitación aquella muy atractiva mujer pelirroja, le dijo a Aldo que estaba ahí para evaluar su desempeño sexual que sería mostrando en su ficha de venta virtual para que fuese visto por las posibles compradoras, por lo que iba poder hacerle todo lo que quisiera sexualmente hablando por la próxima hora, entonces ella lo beso, cuando sus labios se separaron luego de unos segundos ya Aldo tenía una erección completa, por supuesto eso no lo dejo de notar ella.

Aldo no lo sabía pero aunque ella parecía una mujer en realidad era un bioandroide programada para hacer esa prueba a los hombre aunque por fuera aparentaba ser real por dentro no lo era.

Ambos se quedaron mirando por un lapso que a Aldo le pareció eterno para besarla de nuevo, fue algo que no pudo evitar, ese beso duró más, unos 35 segundos ella sin que Aldo se percatara se quito la bata para que Aldo pudiera apreciar su hermoso cuerpo, Aldo al ver sus senos al desnudo de nuevo la beso con mayor lujuria que antes, para ir bajando, por su cuello, hasta lamber ambos bien erguidos pechos, hermosos, coronados por dos pezones rosados que hicieron sentir muy caliente a Aldo, quien lentamente hizo que ella se recostara sobre la cama, para seguir bajando abrirle las piernas y comenzar a chupar su vagina completamente depilada, hermosa al parecer virgen, con labios rosado ya húmedos.   

Ella solo se retórica, y cerraba sus ojos mientras Aldo hacía lo suyo, luego de un rato en la que los gemidos de ella dominaron en la habitación con ambos desnudos y bastante excitados, ella se agacho para tomar su pene que comenzó a mamar de lo lindo, era una experta, nunca antes Aldo había sentido una mamada de esa clase, con sacando y metiendo su pene duro como pocas veces de su boca, llenándolo de su saliva. 

Aldo solo la miraba, y le acomodaba o acariciaba su rostro luego de unos minutos, llego la hora de penetrarla, Ella se puso boca arriba sobre la cama, y Aldo se coloco sobre ella en la posición del misionero, para penetrarla de una sola vez lo que hizo coloco su glande en la entrada y la penetro dándole una gran embestida, ella grito, pero poco a poco le fue gustando más y más, estaba sin protección por lo que su pene le estaba dando una sensación insuperable a Aldo, para comenzar con un sencillo mete y saca que hizo que ambos comenzaran a gemir de placer sobre todo Aldo.         

Aldo comenzó a embestirla como un loco, le daba duro y estaba ya muy excitado, ella solo gemía y le pedía más, luego de 15 minutos ella se dio la vuelta, Aldo de nuevo la penetro por su ano, separar sus bellas nalgas con sus manos fue una cosa grandiosa, Aldo se le encimo, y ella solo cerraba sus ojos, y se agarraba fuerte de las sabanas de la cama, hasta que Aldo luego de 10 minutos sintió que se iba a venir y termino dando un gran alarido de placer sobre sus nalgas, llegándolas de su espeso semen por completo, para luego caer a un lado completamente agotado jadeante y bañado en sudor.

Antes de salir Aldo fue besado apasionadamente por ella, para luego ir llevado con el ojo de su glande aun chorreando semen a que tomase otro baño luego fue llevado hasta una fila que avanzaba lentamente donde espero turno para aparecer frente a cámara y por fin poder ser subastado para tener una nueva ama, que era lo que deseaba estaba muy feliz.

Aldo espero su turno 5 largas horas antes de por fin ser llevado para ser subastado fue amarrado con las manos detrás de su cuerpo dos mujeres una rubia y otra trigueña vestidas enteramente de cuero negro con grandes escotes eran las subastadoras una con una funda pero ambas con guantes negros, sobre el pedestal donde fue puesto Aldo, una barra de metal se elevaba con dos trozos circulares horizontales en la parte superior, que se abrieron para dar paso a los genitales de alto, para luego cerrarse muy apretadamente haciendo imposible que pudiera extraerlos.

La mujer rubia amarro los testículos de Aldo con una cuerda blanca, una vez que todo estuvo listo se le ordeno a Aldo que sonriera, dos segundos después la subasta comenzó, las mujeres comenzaron a hablar de las virtudes de Aldo en la pantalla de las compradoras aparecía.

-Edad: 17 años.
-Estadura: 1.71 Metros.
-Peso: 55 Kilos.
-Pene en reposo: 11 cm.
-Pene en erección: 19.3 cm
-Desempeño Sexual: (Vitalidad: 95 %, Ardor: 94 %, Duración: 76 % Eyaculación: 60 % y Placer Generado: 61 %).

-“Todos los porcentajes son certificados por un androide sexual para ver el video del desempeño sexual del clon favor de dar click aquí”. Decía un mensaje debajo de la pantalla.

La subasta continuaba con la rubia jalando los huevos de Aldo de la cuerda mientras le apretaba sus huevos y la otra mujer señalaba su pene con la fusta hablando de sus bondades, todo aquello duro 20 minutos y de pronto la rubia dijo.

-“Vendido a la postora 3554, ¡Felicidades por su compra!”. Dijo la rubia.

Aldo fue desatado y enviado por una puerta donde ya lo esperaba otra mujer, que leyó su código en la nuca luego leyó la información en la pantalla y le hizo avanzar por una puerta numerada con un 2.

Era la primera vez que Aldo era enviado por una puerta con ese número siempre había sido mandado con una numerada con un “1”, una vez del otro lado de la puerta una mujer le sujeto sus brazos por detrás de su cuerpo de nuevo, luego hizo que Aldo colocara los pies sobre unas marcas en el suelo, cuando lo hizo ella apretó un botón y sus tobillos fueron asegurados con grilletes de acero, también su cuello fue asegurado por un collar de metal, una vez que quedo inmóvil la mujer dijo.

-“¡Lo siento querido pero tu nueva dueña quiere a un nulo!”. Dijo la mujer al tiempo que apretaba otro botón.

Aldo quedo en shock, trato de liberarse su pene comenzó a erguirse sin que lo pudiera controlar y de pronto sus ojos se pusieron en blanco cuando un brazo robótico lo tomo y un láser comenzó a cortar de manera circular alrededor de sus genitales Aldo grito de dolor casi de inmediato.

-“¡NOOOOO; AAAAAAAHHHHHHHH!” Grito Alto.

Al láser solo le tomo unos cuantos segundos separar sus genitales desde la raíz, el brazo se alzo llevándose consigo su pene aun erecto con sus huevos colgando aun unidos por el escroto a su pene, la herida que dejo su anulación, fue rápidamente reparada por nano sondas que apenas dejaron un pequeño agujero casi apuntando hacia abajo entre sus piernas.

Cuando todo termino fue como si Aldo nunca hubiese tenido nada entre sus piernas, luego de unos minutos fue embarcado hacia su destino donde serviría a su nueva ama hasta que ella lo deseara y lo volviera a mandar al centro de subastas para que fuese convertido en alimento o de nuevo escuchara a las dos mujeres decir mientras el sonreía estúpidamente “¿Quién da más?” 


http://relatos-de-eunucos.blogspot.com





Imagen que Inspiro está Historia.



Autor: Darksoul       Mail: darksoulpgm@gmail.com

QUERÍA UNA ESCLAVA

Imaginaran mi decepción y enojo cuando al por fin abrir la caja de madera me encontré con aquel hombre casi en sus años 30 desnudo, amarrado y con una mordaza en la boca, inconsciente, no es que no me gustaran los hombres pero estaba buscando una esclava ya tenía una y deseaba otra, las esclavas son lo mejor para una mujer te ayudan en todo y saben cómo tratar el cuerpo delicado de su Ama......


QUERÍA UNA ESCLAVA
Imaginaran mi decepción y enojo cuando al por fin abrir la caja de madera me encontré con aquel hombre casi en sus años 30 desnudo, amarrado y con una mordaza en la boca, inconsciente, no es que no me gustaran los hombres pero estaba buscando una esclava ya tenía una y deseaba otra, las esclavas son lo mejor para una mujer te ayudan en todo y saben cómo tratar el cuerpo delicado de su Ama.

[HETERO] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [NULIFICACIÓN] [ESCLAVITUD] [FEMINIZACIÓN] [FEMDOM]


Categoria: Hetero      Autor: DarkSoul





Si, lo admito el error fue mío desde un principio pero ¿quién carajos le pone Jean de nombre a un hombre? , en la discreta página de esclavos no se presentaban imágenes solo descripción generales pero no leí adecuadamente apenas leí edad y nombre el precio de venta era tentador, una ganga por lo que oferte, sin percatarme en la descripción que claramente decía sexo masculino, con impaciencia espere los 7 días que tardo mi paquete en llegar, mientras abría la caja de madera sentía mi vagina humedecer de lo excitada que estaba.

Imaginaran mi decepción y enojo cuando al por fin abrir la caja de madera me encontré con aquel hombre casi en sus años 30 desnudo, amarrado y con una mordaza en la boca, inconsciente, no es que no me gustaran los hombres pero estaba buscando una esclava ya tenía una y deseaba otra, las esclavas son lo mejor para una mujer te ayudan en todo y saben cómo tratar el cuerpo delicado de su Ama, rápidamente fue a mi computadora para ver si hubo un error, ahí fui cuando me percate de mi error, las políticas de la pagina eran claras cero devoluciones.

-“¡DEMONIOS!” Me dije a mi misma.

Pensé que hacer por varios minutos y fue cuando se me vino la idea si bien no tenía una esclava que me impedía que me hiciera una, después de todo, lo único que debía de hacer era retirar esas feas casas que le colgaban entre las piernas a mi nuevo esclavo para luego feminizarlo para poder por fin tener una esclava, pero antes debía obtener algunas cosas, mientras las conseguía hice que Jean el cual demostró ser muy sumiso usara los ropa interior femenina un calzón (braga) o tanga únicamente, por supuesto mostrando un feo bulto al frente.

Los días pasaron y ya había pedido todo lo que iba a necesitar para anular a Jean pero no contaba con algo, como ya dije tenía una esclava de 24 años bastante atractiva de senos como medias toronjas, con pezones marrones, cadera estrecha, nalgas prominentes y piernas largas como torneadas, ella era virgen y siempre andaba en la casa con una pequeña tanga como única prenda me encantaba ver sus pechos mientras caminaba, por supuesto sin que lo notara Jean y Isela que era el nombre de ella comenzaron a atraerse como era normal entre un hombre y una mujer. 

Pensando que iba a recibir una esclava no tome medidas por lo que me vi obligada a dejar que ambos durmieran en la misma habitación y en la misma amplia jaula que había preparado sin imaginar lo que lo que pasaría entre ambos era algo natural que debí prever, pero simplemente no veía a Jean como un hombre sino como un esclavo sumiso, ese fue otro de mis errores pensar que un hombre intacto puede dejar de serlo solo por mandato, por más sumiso que fuese, si no se controla físicamente sus impulsos de macho estoy lo dominaran tarde o temprano.

Hasta esa fecha Jean durmió dentro en una vieja jaula pero dado que me había servido bien por varios días decidí dejarlo dormir esa noche en el suelo a modo de recompensa para mi pesar deje abierta la jaula Isela creo que eso hizo que esa noche estuviera inquiera al no poder dormir decidí prender mi televisor y ver lo que estaban haciendo sin que ninguno de los dos lo supiera coloque cámaras especias de vigilancia en aquella habitación que me daba una buena mirada de ellos desde mi habitación gracias a un circuito cerrado.

Lo primero que apareció en mi monitos fue a Jean acariciando los senos de Isela cuyos pezones ya estaban paraditos emocionados y pidiendo que se los comiera la muy puta, lo que finalmente hizo Jean ella empezó a gemir, mientras hacía Jean comenzó a tocarla por encima de su tanga como buscando excitarla más de lo que ya estaba Isela hizo lo mismo, pasaron un buen rato besándose hasta que ambos no pudieron más, pensé por un momento ir para interrumpirlos que aquello era la escena más porno que jamás había visto debo decir que me excite al ver a mis dos esclavos en esa situación, comencé a masturbarme viendo la pantalla. 

Poco a poco jean despojo a Isela de su pequeña tanga para dejarla al desnudo y empezar a hacerle sexo oral que me hicieron mojar, sentí como Isela se mojaba mucho Jean creo que también lo noto y empezó a meterle un dedo dentro de ella mientras Isela se retorcía y Jean continuaba lambiendo su clítoris, hasta que fue Isela misma quien le pidió que le metiera un dedo mas, lo que hice Jean, lo que provoco que Isela  comenzara a gemir hasta que por fin exploto en un intenso orgasmo, los dedos de jean fueron apretados por su vagina y se puso tan húmeda que por la expresión de jean estoy segura que no pensó que fuera posible algo así.

Iseala cuando sus piernas dejaron de temblar se levanto para hacer Jean  me acostara en el piso boca arriba le quito su tanguita, para empezar a chupar su pene como una experta aunque duro muy poco, se levanto cuando sintió que su miembro estaba lo suficientemente duro, para proceder a sentarse sobre Jean clavándose su pene de una sola vez que la hizo soltar un fuerte gemido para casi de inmediato comenzar a cabalgarlo aunque de manera un poco tonta pero que Jean sin duda disfrutaba.    

Jean le indico de que manera Isela debía moverse para que le entraran todos sus 20 cm en ella y cuando lo hizo volvió a explotar en un orgasmo que le dejo su cara roja Jean la levanto para colocarse encima de ella en la posición del misionero para comenzar a bombearla con todas sus fuerzas, note como disfrutaba de lo mojada que estaba, bombeo su vagina hasta que no pudo más debieron ser 20 o 25 minutos, Isela se dio cuenta que estaba cerca de explotar y me dijo casi gritando.

-"Adentro no, adentro no". Dijo Isela.   

Para evitar que esa fuera la última vez Jean pese a todo accedió a hacerle caso por lo que logro sacar su palpitante miembro justo a tiempo para explotar encima de ella, fue tanto semen que salió disparado que no creo posible que un hombre pudiera eyacular de esa manera, el primer chorro le llego a los senos, el resto simplemente cayó sobre vagina y en el monte de Venus de Isela, ambos jadeantes se quedaron sin moverse un buen rato y fue cuando me di cuenta que me había corrido también.

Sentí mis dedos empapados de mis jugos, me sentía satisfecha por esa noche, me dormí que debía poner fin a esos encuentros al día siguiente, a la mañana siguiente muy temprano metí a Jean en la vieja jaula para luego ir a comprar un chastity que conseguí a buen precio era de plástico pero bastaría para cumplir su propósito, después de todo sus huevos y pene de Jean por más maravilloso que fuese no iba a durar mucho entre sus piernas, luego de comprarlo regrese a casa de inmediato.

Apenas llegue a casa llame a Jean y le coloque el chastity, lo que seguro que ya no tendría erecciones ni mas contacto con Isela, también le comencé a inyecta hormonas femeninas y a que usara corpiños, sostenes y tangas más femeninas, los días luego de esos regresaron a la normalidad hasta tres semanas más tarde, que fue cuando llego el paquete que había estado esperando con mucha ansiedad.

Con mi vagina chorreando mis juegos de lo excitada que estaba abrí el paquete para ver el contenido bien protegido en su interior una ampolleta de neuterol 5000, cuando la tome en mi mano me estremecí al sentir un intenso orgasmo.

Al lado de la ampolleta con una jeringa y las instrucciones, tuve que sentarme para leerlas las piernas me flaqueaban, luego del intenso orgasmo sufrido, las instrucciones eran simples decía.

-“Inyecto el contenido de la ampolleta con la ayuda la jeringa incluida directamente en los testículos luego provocar una eyaculación, para activar el químico patentado Neuteron 5000, en un plazo de 15 a 20 días se realizara la conversión quedando la forma de unos labios vaginales incluso con un clítoris en donde antes hubiesen genitales masculinos, la castración es inmediata a la eyaculación”.

Luego de cambiarme de ropa hice venir a Jean a quien hice arrodillar frente a mí, me que le quede mirando por unos segundos luego le dije.

-“Felicidades Jean hoy dejaras de ser hombre para ser mi esclava completamente”. Le dije.

-“No ama por favor, no me haga una mujer prometo obedecer y soportar todo lo que me quiera hacer pero por favor no me haga una mujer” Dijo Jean tomando mi pie izquierdo y besándolo.

Lo empuje y le grite.

-“CALLA, ESCORIA, NO TE ESTOY PREGUNTO SOLO AVISANDO”. Le dije algo molesta a Jean.

Luego saque la ampolleta y llene la jeringa con su contenido, elimine las burbujas de la jeringa y luego hice que Jean se acostase boca arriba sobre una mesa, tome sus huevos expuesto mientras lloraba en silencio y se los inyecte con el contenido de la jeringa, luego le quite el chastity e hice venir a Isela.

Cuando ella llego le ordene.

-“Isela, dale una mamada a Jean y que sea la mejor pues será la última que sentirá como hombre ¡Quiero que lo haga venir en tu boca! ¿Entendiste?” Le ordene.

-“Si Ama”. Me Respondió Isela

De inmediato comenzó a lamber, chupar y mamar el pene de Jean que comenzó a gemir casi de inmediato a los pocos minutos llorando Jean jadeo fuerte al tiempo que lanzo el primero de los cuatro grandes chorros de su semen en la boca de Isela que se bebió todo esa leche sin reparo alguno.

Debo decir que sentí un gran orgasmo al ver como Jean se venía como hombre por última vez en su vida, Jean quedo en el suelo de rodillas llorando agarrándose su entrepierna con sus manos, con Isela viéndolo sin comprender nada.

No hubo necesidad de ponerle el chastity de nuevo, cuando su pene se encogió estaba acabado ya nunca volvería a tener una erección.

Como el instructivo decía, 18 días más tarde, Jean ya no presentaba un pene o huevos colgando de su entrepierna sino una vagina también dos lindos senos, cadenas anchas y nalgas paraditas su rostro se afino y su voz cambio Jean era una mujer por completo es mi mayor tesoro y me encanta que me da mamadas, siendo que su lengua me hace llegar a los orgasmos más intensos. 


http://relatos-de-eunucos.blogspot.com





Imagen que Inspiro está Historia.



Autor: Darksoul       Mail: darksoulpgm@gmail.com

¿QUIÉN ERA?

No recuerdo nada hasta llegar ahí, simplemente mi mente está a oscuras, recuerdo salir de mi casa, aquella ya casi noche de sábado para ir a reunirme con unos amigos, recuerdo poner la llave de mi auto en la cerradura de la puerta y luego de súbito nada, todo fue oscuridad, si me cargaron, trasportaron o incluso violaron nunca lo sabré, desperté en ese lugar aturdido y con un fuerte dolor de cabeza que apenas me dejaba pensar con claridad......


¿QUIÉN ERA?
No recuerdo nada hasta llegar ahí, simplemente mi mente está a oscuras, recuerdo salir de mi casa, aquella ya casi noche de sábado para ir a reunirme con unos amigos, recuerdo poner la llave de mi auto en la cerradura de la puerta y luego de súbito nada, todo fue oscuridad, si me cargaron, trasportaron o incluso violaron nunca lo sabré, desperté en ese lugar aturdido y con un fuerte dolor de cabeza que apenas me dejaba pensar con claridad.

[GAY] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [TESTÍCULOS] [SECUESTRO] [VIOLACIÓN]


Categoria: Gay      Autor: DarkSoul





No recuerdo nada hasta llegar ahí, simplemente mi mente está a oscuras, recuerdo salir de mi casa, aquella ya casi noche de sábado para ir a reunirme con unos amigos, recuerdo poner la llave de mi auto en la cerradura de la puerta y luego de súbito nada, todo fue oscuridad, si me cargaron, trasportaron o incluso violaron nunca lo sabré, desperté en ese lugar aturdido y con un fuerte dolor de cabeza que apenas me dejaba pensar con claridad, poco a poco el dolor fue pasando y apenas habían pasado unos minutos luego que el dolor se fue que ese hombre apareció.

Nunca le vi su rosto por completo apenas su mentón y labios llevo siempre una sudadera con capucha que le cubría gran parte de su rostro, también llevaba un  largo short color azul, estaba descalzo como yo mismo, pero a diferencia de ese hombre yo estaba amarrado casi desnudo apenas mi trusa (slip) de color azul cubría mi bien trabajo cuerpo, estaba de pie sostenido por cuerdas que se tensaban hacia el techo de manera inclinada dos de ellas y una vertical, mis muñecas estaban amarradas a mi cintura por una cuerda que rodeaba mi cuerpo.

Más abajo mis piernas se mantenían separadas por cuerdas amarradas a mis tobillos, estaba sobre una plataforma de madera o al similar de color negro, estaba viendo a una larga pared de un color morado tenue sin poder volteara mi rostro por completo para ver lo que había detrás de mí, aunque podía sentir el calor de potentes lámparas alumbrando mi cuerpo aquel hombre con sus manos desnudas se me acerco para comenzar a acariciar mi cuerpo, primero mi espalda, luego mis fuertes piernas y finalmente mis bien redondeadas como fuertes nalgas por encima de la prenda que las cubría en ese momento.

Si bien no estaba amordazado por alguna razón no podía hablar, pero eso no era lo peor sino que me sentía extrañamente excitado, más que nunca antes en toda mi vida, las caricias de las manos de ese hombre pronto hicieron que mi pene comenzara a crecer dejando mi ropa interior como una carpa de circo el hombre lo noto y pasando una mano por entre mis piernas por debajo de mi pelvis llego hasta mis huevos y pene que comenzó a masajear, primero jugó con mis huevos y luego tomo mi pene por sobre la elástica tela de mi trusa.

Por extraño que parezca aquello hizo que liquido pre seminal brotara de la punta de mi pene circuncidado creando una visible como gran mancha de humedad con epicentro justo en donde el ojo de mi glande hacia contacto con la tela, aquello simplemente me estaba haciendo gozar de una manera como nunca antes había sentido y eso que nunca antes había tenido tendencias gay, hasta ese día solo pensaba en mujeres y en el placer que entre sus piernas mi duro miembro podía conseguir, de pronto comencé a ser nalgueado.

Los azotes de aquella mano masculina pese a ser dolorosos también eran muy placenteros con cada nuevo azote mi cuerpo se estremecía, sentía a mi pene contraerse con fuerza como si alguien le estuviera haciendo una mamada y estuviera a punto de venirme pero con la diferencia que nadie tenía mi pene en boca alguna, apenas estaba siendo masturbado por una mano levemente pero no al desnudo sino sobre la tela de mi trusa, que por alguna razón se sentía aun más grandioso que cualquier mamada dada a mi persona en mi vida, aquello era desconcertante pero al mismo excitante.

-“MMMMMMMM” Era lo único que podía emitir en esos momentos.

Luego de alguno minutos aquel hombre comenzó a bajar la parte posterior de mi ropa interior, trate de evitarlo con mis manos pero poco pude hacer para dejar al desnudo mis nalgas, mi prenda quedo enrollada debajo de mis nalgas, aquel hombre comenzó entonces a nalguearme directamente sobre la piel de mis imponentes nalgas, aquellas nuevas nalgadas se prolongaron como por espacio de dos horas el hombre paraba para acariciar o descansar pero solo por unos segundos al termino de ese tiempo mis nalgas ardían de lo rojas que se habían puesto.

Apenas dejo de nalguearme sentí como las manos de ese hombre me abrieron mis nalgas, gruñí de dolor cuando lo hizo, pero pronto gemí de nuevo pero esta vez de puro placer, cuando aquel hombre comenzó a lamber mi ano directamente con su lengua.

-“AAAAAAHHHHHHH”. Gemi.

Aquello fue una revelación por completo, nunca imagine que mi ano me pudiera dar tanto placer ya que nadie antes me lo había lambido de aquella manera que ese hombre me lo estaba haciendo, pronto no solo fue solo su lengua la que hurgaba en mi ano sino también dos de sus dedos que terminaron por penetrarme, gruñí.

-“GGGRRRRR”. Al sentir algo de dolor.

Aquellos dos dedos me estuvieron penetrando mi ano virginal por algunos minutos antes de que fueran extraídos, pero rápidamente fueron sustituidos no por otros dedos sino por un enorme dildo, con el que ese hombre me penetro sin piedad alguna, desgarrándome por dentro cuando de un solo empuje introdujo cerca de 20 cm en mi interior desvirgándome analmente en el acto.

-“AMMMMMMMGGGGRRRR”. Gruñi de dolor de nuevo.

Luego de unos segundos en que el hombre no movió el dildo en mi interior comenzó con un mete, saca lento al principio hasta consolidar un ritmo que lejos de causarme dolor me empezó a producir placer.

En gran medida debido que dicho dildo me estaba masajeando al ritmo adecuado mi próstata, lo que hizo que mi pene se endureciera de nuevo a todo lo que daba sino es que aun más, la mano del hombre que mantenía agarrado mi pene, termino por bajar la parte delantera de mi trusa, para dejar expuestos mi dura erección y huevos, que para ese momento se apretaban contra mi pelvis, el placer iba en aumento y solo hizo incrementar cuando una mano comenzó a masturbarme en directo piel con piel mi palpitante pene.

-“AAHHHHH, AAAHHHH”, No dejaba de gemir en ese momento.

Aquello se prolongo por casi media hora pero cada que estaba por venirme y el hombre lo notaba, paraba el movimiento del dildo, para también dejar mi pene, la mano que estaba en mi palpitante erección se iba a mis huevos para apretarlos con fuerza hasta hacer que todo mi cuerpo se retorciera de dolor.

-“NMMMMMMMMMN”. Gruñía de dolor.

Cuando aquel hombre consideraba que había el pasado el peligro de correrme, de nuevo comenzaba todo de nuevo aquello se repitió tres o cuatro veces en un espacio de media a una hora, aunque bien pudieron ser dos horas, la verdad es que había perdido toda noción del tiempo para ese momento, cuando soltó mis huevos por última vez mis ganas por venirme habían llegado a un límite insoportable, pensé que de nuevo se repetiría todo aquello dejándome frustrado de nuevo pero en lugar de eso el hombre saco el dildo de mi interior, solo mi pene y se retiro un poco.

Sentir como mi ano palpitaba mientras buscaba como cerrarse nuevo fue algo único, sentí alivio pensé que todo había terminado pero de pronto de nuevo vuelvo a sentir como mis nalgas son abiertas de nuevo, siento como me escupen directamente sobre mi aun abierto ano, por lo que gran parte del escupitajo penetro directamente en mis entrañas.

De pronto vuelvo a sentir algo entre mis nalgas no dedos, no dildo sino algo cilíndrico muy caliente me tomo algunos segundos darme cuenta que era un miembro viril en erección, era el pene de ese hombre cuyo glande no tardo en posarse sobre mi aun palpitante ano, sentí una de sus manos tomarme por mi hombro derecho y otra de sus manos por mi cadera del lado izquierdo y de pronto lo sentí empujar, su pene entro en mi interior de una sola vez, mis ojos se abrieron grandes y lance un gemido de dolor, placer y terror todo ello al mismo tiempo.

-“AMAMAMAMAMAMA”. Gemi.

Mientras me penetraba sentí que algo metálico se posicionaba sobre la base alta de mi escroto pero no le di mayor importancia de alguna manera también aquello pese a que estaba siendo violado me estaba gustando, pronto aquel hombre comenzó a moverse, el sonido que hacia su pelvis al chocar contras mis nalgas enrojecidas era tan erótico que me llevo al borde del orgasmos al cabo de unos pocos minutos.  

Sentía la respiración entrecortada de aquel hombre con cada una de sus embestidas sobre mi espalda, escuchaba sus resoplidos como gemidos muy cerca de mi nuca, el vaivén de su miembro duro y muy grueso pronto se hizo brutal, masacrando mi ano, recién estrenado, aquello también me llevo a lo más alto del placer y sin poderme contener mi pene que no dejaba de palpitar lanzo el primero de cinco grandes chorro de espeso como hirviente semen que impactaron sobre la pared frente a la que estaba pese a estar a casi un metro de distancia de ella.

Gemí y me estremecí mientras mi pene lanzaba chorro tras choro de mi semen, vaciando mis huevos en el proceso, justo cuando iba en el último gran chorro sentí como el pene de aquel hombre que también palpitaba en mi interior comenzó a venirse dejando su espeso contenido bien adentro de mis entrañas, escuchar sus gemido mientras se corría hicieron que de nuevo tuviera un orgasmo aunque seco, apenas dos gotitas de semen brotaron de mi aun palpitante pene, el hombre detrás de mí, se relajo poco a poco mientras extraía su miembro de mi interior.

En el justo momento que sentí como el semen que coloco en mi interior comenzó a brotar por mi palpitante ano, ya sin su miembro en mi interior sentí que algo apretó mi escroto al principio fue un dolor agudo, luego fue un dolor pulsante y finalmente un dolor infernal.

Todo mi cuerpo comenzó a sacudirse en temblores incontrolables, sentí algo caliente correr por mis piernas y de pronto vi mi escroto conteniendo aun mis dos huevos en su interior frente mi rostro aquello fue todo me desmaye por el dolor como por la impresión de saberme castrado.

Me desperté en un hospital, según me contaron fui descubierto a las afueras del hospital casi a punto de morir, tarde varios meses en recuperarme, y aunque la policía inicio una investigación aun no encuentras al culpable de mi secuestro, violación y castración.

Una de las consecuencias que tuvo aquello en mi vida es que me volví gay ahora siempre deseo tener un buen y duro pene en mi penetrándome, además me he vuelto muy popular entre la comunidad gay pues todos quieren conocer y penetrar a un eunuco de verdad.

Pese a todo quiero volver a que me haga sentir lo que me hizo sentir durante mi secuestro que no he podido volver a sentirlo con nadie, aun quiero saber “¿Quién era?”



http://relatos-de-eunucos.blogspot.com
  





Imagen que Inspiro está Historia.



Autor: Darksoul       Mail: darksoulpgm@gmail.com

QISTAR ES CASTRADO

La procesión con vulgar alegría le daba la bienvenida a los vencedores y a sus dos principales cautivos a Qistar y su esposa, quienes eran los soberanos del reino bárbaro de Taxla su vecino el imperio Pastu, había anhelado apoderarse que las tierras de Taxla desde hacía mucho tiempo, pero los Taxlamitas era muchos más que los Pastumences, aquellas tierras excelentes para el cultivo y ganadería bañada por dos ríos y varios lagos pero nunca habían tenido la fuerza para hacerlo......


QISTAR ES CASTRADO
La procesión con vulgar alegría le daba la bienvenida a los vencedores y a sus dos principales cautivos a Qistar y su esposa, quienes eran los soberanos del reino bárbaro de Taxla su vecino el imperio Pastu, había anhelado apoderarse que las tierras de Taxla desde hacía mucho tiempo, pero los Taxlamitas era muchos más que los Pastumences, aquellas tierras excelentes para el cultivo y ganadería bañada por dos ríos y varios lagos pero nunca habían tenido la fuerza para hacerlo.

[HETERO] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [TESTÍCULOS] [HUMILLACIÓN]


Categoria: Hetero      Autor: DarkSoul





La procesión con vulgar alegría le daba la bienvenida a los vencedores y a sus dos principales cautivos a Qistar y su esposa, quienes eran los soberanos del reino bárbaro de Taxla su vecino el imperio Pastu, había anhelado apoderarse que las tierras de Taxla desde hacía mucho tiempo, pero los Taxlamitas era muchos más que los Pastumences, aquellas tierras excelentes para el cultivo y ganadería bañada por dos ríos y varios lagos pero nunca habían tenido la fuerza para hacerlo, pero cuatro años atrás una epidemia diezmo a la población de Paxla matando incluso a su experimentado rey.

El entonces príncipe Qistar ascendió al trono aunque ya un hombre de 30 años tenía poca experiencia en la guerra, él era aun un niño cuando Taxla entro en guerra por última vez, con su padre a la cabeza del poderoso como numeroso ejercito que para ese momento se había reducido mucho por la epidemia fue entonces que el príncipe de Pastu vio que aquella oportunidad no se le podía escapar comenzó mandando pequeñas incursiones cada vez con mayor frecuencia hasta que se había apoderado de casi la frontera la guerra en ese punto se hizo imposible de evitar.

Tres años atrás Qistar regreso a su tienda luego de dejar todo para la batalla que se librería a la mañana siguiente en la enorme planicie, ahí ya lo esperaba su esposa con sus enorme tetas como un par de melones dulces y jugosos quien lo llamo a la cama lo que el joven rey hizo dejando su escudo y espada a un lado para despojarse de toda ropa menos de su taparrabo, para de inmediato comenzar a succionar los pezones de su fogosa esposa que al sentir la lengua de su esposa no pudo dejar de gemir.

-“¡HHHHHAAAAA!” Gimió ella. 

Cuando Qistar dejo de succionar sus pezones su esposa ella simplemente lo atrajo hacia su rostro y le dijo.

-“Te amo”. Dijo su esposa.

Qistar tomo sus grandes tetas para volverlas a succionar como si fuese un bebe hambriento de leche no lo dudo y empezó a devorar esas ricas tetas que su esposa se las metía en la boca una y otra vez, le daba lengüetazos en los pezones y ella gemía de placer de lo caliente que estaba.

-“¿Te gustan mis tetas?” Le preguno ella aun sabiendo la respuesta,
-“Si, me encantan”. le contesto Qistar.
-“Amor sabes que siempre serán tuyas has con ellas lo que quieras”. Le dijo Ella.

Qistar se quito su taparrabos para dejar libre su pene ya en completa erección para empezar a restregarla por en medio de sus grandes tetas, para luego tomar sus tetas con sus manos y presionarlas sobre su erección, sin dejar de restregarla entre ellas, la expresión de Qistar en su rostro era la de placer.

-“¿Te gusta?” Le pregunto Qistar a su esposa.
-“Si amor, me encanta sentir tu miembro entre mis tetas”. Le contesto.

Qistas continuo con aquello por algunos minutos hasta que sin previo aviso su esposa tomo su erección para atraerla a su rostro y metérsela a la boca, la mamaba como maestría, su lengua se enroscaba en su miembro, duro como de roca, por ratos ella jugaba con su lengua con la parte baja de su glande, lo que provocaba que Qistar se excitara aun más, ellas apenas se sacaba el imponente miembro para decirle.

-“Que rico está tu miembro”. Decía ella.
-“No puedo esperar quiero probar tu lechita”. Decía jadeante su esposa.

Aquellas palabras solo buscaban excite a su esposa ella conocía muy bien sus preferencias y deseaba hacerlo gozar al máximo esa noche, al cabo de un gran rato Qistar hizo que ella se colocara a cuatro patas, como si fuese su más sumisa esclava para rápido introducirle todo su miembro viril que ya derramaba liquido transparente de la punta por su hermosa y peluda vagina que pese a ya haber tenido tres hijos aun era lo suficiente apretada para darle placer a Qistar, quien dejo escapar un pequeño gruñido de placer.

Por su parte ella gemía como una loba en celo, mientras más gemía más fuertes eran las penetraciones de Qistar sus huevos chocaban con sus ricas nalguitas y ella estaba gritando de placer ya sin control alguno, en menos de 15 minutos llego al orgasmo derramando sus jugos sobre el miembro y huevos de Qistar, cuando su cuerpo dejo de vibrar ella le dijo.

-“Quiero tu lechita en mi boca”.  Dijo ella mientras Qistar sacaba su pene de su vagina.

Con apuro se la llevo a su boca para masturbarse con urgencia mientras la lengua de ella jugaba con la parte baja de su hinchado glande, hasta que salió la primera gran descarga de su leche que se trago cosa que le excito a Qistar los siguiente dos disparos cayeron en su mayoría en su boca pero una parte quedo sobre sus labios y barbilla de su esposa que no desperdicio pasando su lengua por su labios y la que no alcanzo con la lengua uso sus dedos para llevarse la semilla de su esposo a la boca.

-“AAAAAHHHHH” Gimio Qistar mientras se venía. 

Qistar se desplomo sobre el cuerpo sudado de su esposa para darle un  pequeño beso en sus pezones, ambos se besaron con pasión por un largo rato antes de acostarse sobre su cama para solo acariciarse sintiendo como sus cuerpos se relajaban hasta quedarse dormidos uno en brazos del otro, ella se despertó a la mañana siguiente al no sentir el cuerpo de Qistar a su lado se había marchado muy temprano para preparar todo para la batalla, cuando ella salió de la tienda apenas logro verlo cabalgando al frente de su tropas a lo lejos, ambos se miraron sin decirse nada, luego Qistar partió sería la última vez que estarían juntos en sus vidas.

La batalla fue sin darse cuartel ninguno de los bandos pero el ejercito de Pastu mejor preparado y superando en número al ejercito de Taxla fue derrotado totalmente los pocos que no murieron fueron hechos prisioneros como Qistar.

Sin que Qistar lo supiera su amada esposa en el campamento también fue capturada cuando las tropas de Pastu siguiendo a las tropas que se retiraban de Taxla lo atacaron por suerte ella logro poner a sus hijos a salvo menos a su hija menor de 13 años quien fue capturada junto con ella, cuando trataban de huir, ambos se verían de nuevo encadenados al llegar a la capital de Pastu, desnudos y encadenado fueron obligados a desfilar por las calles de la capital, siendo presar del escarnio público de sus habitantes.

Sin embargo pese a verse en el desfile no pudieron tocarse o intercambiar palabra alguna ya que Qistar estaba amordazado, lo que si noto su esposo es que su gran vello púbico había sido depilado por completo lo que le indico que ella había sido convertido en un mujerzuela para las tropas de Taxla, lo que hizo que lagrimas rodaran por las mejillas de Qistar, luego del desfile él fue recluido en un oscuro calabozo por varios meses amordazados sujetados por el cuello muñecas y tobillos de pie pegado a un sólido muro de grandes bloques de piedra.

Uno de tantos esos días de cautiverio, recibió en la mazmorra donde estaba amarrado y amordazado Qistar la visita de una mujer pelirroja y un hombre bastante imponente, quien se le quedaron viendo sobre todo la mujer a su pene y huevos cuando ella se acerco a él, lo primero que hizo fue agarrarle sus grandes huevos apretarlos con fuerza hasta hacer que Qistar se retorciera de dolor.

-“MMMMMMMM”. Fue todo lo que de Qistar salió a causa de la mordaza.

El imponente hombre de barca amarrada como si fuese una coleta le dijo.

-“¡BASTA! Haz para lo que te he traído maldita mujerzuela”. Dijo el hombre.
-“¡Solo era algo de diversión cariño no es para tanto!” Dijo la mujer.

La mujer pelirroja saco un pequeño cuchillo curvo, para realizar un largo corte en el escroto de Qistar, en el lado derecho de su saco de piel, quien comenzó a sacudirse de dolor unos cuantos segundos más tarde su pene ya no era un estorbo pues quedo completamente erecto pese al horrible dolor de alguna manera estaba excitada la mujer solo sonrió maliciosamente aquella era una reacción normal en todos los hombres que estaban a punto de ser castrados.

Pronto la mujer realizo un corte similar en la parte izquierda del escroto de Qistar, pronto la mujer había extraído los dos grandes orbes color perla, cubiertos de venas azules del interior del saco de piel del rey Qistar que se sacudía con violencia por el terrible dolor que estaba experimentando sabiendo que aquellos eran los últimos momentos de virilidad del resto de su vida, justo cuando la mujer reunió sus dos expuestos huevos con una de sus manos su pene que estaba palpitando lanzo tres fuertes chorros de su espeso semen la que sería la última eyaculación viril de su vida.

Momentos después escucho decir a la mujer pelirroja decir:

-“¡Que buena descarga, espero la disfrutaras ya que fue la última de tu vida!” Dijo ella.

Acto seguido ella usando el cuchillo curvo corto de una sola vez los conductos que unían los huevos aun al cuerpo de Qistar, quien se sacudió sin control al sentir como fue castrado, su pene se desinflo casi de inmediato mientras la sangre comenzó a fluir por las dos heridas aun abiertas en su escroto vacio,  justo para cuando los que fueron los poderosos huevos de Qistar fueron puesto en un frasco de vidrio el hombre de barba regreso trayendo con el arrastrada de una cadena que estaba unida a un collar e su cuello a la esposa de Qistar.

Quien cayó de rodillas a escaso 1.5 metros de donde estaba, ella vio lo que le habían hecho a su esposo, trato de ir hacia el pero el hombre de barba se lo impidió diciendo mientras sostenía la cadena.

-“Alto ahí maldita bárbara mujerzuela a donde crees que vas, ese eunuco ya no te podrá dar un miembro viril que te haga gozar perra”. Dijo el hombre.

Acto seguido la mujer pelirroja se arrodillo a un lado del hombre de barba, para sacar su pene ya en erección, el cual masturbo por unos segundos mientras sostenía el frasco con los huevos de Qistar recién cortados, luego dirigió el erecto pene del hombre hacia la boca de la esposa de Qistar, quien trato de evitarlo pero el hombre dijo.

-“¿Qué pasa vieja zorra no te gusta un buen miembro viril? ¡Vamos chúpala vieja perra! ¿O acaso quieres que haga mujer a tu amada hija?” Sentencio el hombre.

Ella con lagrimas en los ojos abrió la boca y se trago el miembro endurecido del hombre para comenzar a chuparlo como toda una experta Qistar comenzó también a llorar al ver ese degradante espectáculo en la que su esposa era obligada a darle una mamada a ese hombre, a sentir su endurecido pene en su boca algo que él nunca más volvería a sentir mientras viviera, al cabo de unos minutos el hombre que además estaba siendo estimulado por la pelirroja que le acariciaba su grandes huevos debajo de su erección dio un gemido de placer.

-“MMMMMM… AAAAAHHHHH”. Gimió el hombre.

Al tiempo que llenaba la boca de la esposa de Qister con su semilla que ella se vio obligada a tragar por completo para evitar ahogarse, cuando saco su pene chorreando de semen y saliva el hombre de barba dijo.

-“Ves perra eres una mamadora convulsiva los huevos del poderoso rey de Texla ahora convertido en un eunuco serán un buen aperitivo para mis perros, ahora vamos que aun tienes que chuparle sus miembros a todos mis hombres hasta que quedes bañada en leche, ¡perra!” Dijo el hombre.

Antes de marcharse, el hombre le dijo a la esposa de Qistar.

-“Esta fue la última vez que veras a tu eunuco esposo ya ha sido vendido y será enviado muy lejos de aquí, eso si sobrevive al viaje en la condición en la que ha quedado, solo 1 de cada 10 castrados sobreviven a una castración como la que le han hecho”. Dijo el hombre.

-“JAJAJAJAJJAJAJAA” Riendo mientras se llevaba a la esposa arrastrada del calabozo.

En efecto nunca ambos se volverían a ver en sus vidas ellas se suicido apenas logro poner a salvo a su hija y Qistar murió uno años más tarde tratando de escapar de su Amo a quien fue vendido; sin embargo sus dos hijos varones que lograron escapar tomaron venganza por ellos dos décadas más tarde al destruir la capital de Pastu, el hombre de barba fue castrado gritando por piedad.

Aquello solo fue el inicio del reinado del gran rey de Taxla, Qistar II.  



http://relatos-de-eunucos.blogspot.com





Imagen que Inspiro está Historia.



Autor: Darksoul       Mail: darksoulpgm@gmail.com

QUE RICURA

Por primera vez en mi vida sentí nervios de recibir en casa a un hombre estando sola, más bien era la situación que más me gustaba, pues si el visitante era apuesto y me gustaba no dudaba en tratar de que la visita terminara en mi habitación, pero esta vez era diferente, Rodrigo no era un hombre que me gustaba y nada más, era el amigo de mi hijo y a la vez era alguien que me tenía realmente caliente, realmente deseaba poseer su enorme miembro en mi colección......


QUE RICURA
Por primera vez en mi vida sentí nervios de recibir en casa a un hombre estando sola, más bien era la situación que más me gustaba, pues si el visitante era apuesto y me gustaba no dudaba en tratar de que la visita terminara en mi habitación, pero esta vez era diferente, Rodrigo no era un hombre que me gustaba y nada más, era el amigo de mi hijo y a la vez era alguien que me tenía realmente caliente, realmente deseaba poseer su enorme miembro en mi colección.

[ADOLESCENTE] [PENECTOMIA] [FANTASÍA] [PENE] [FEMDOM] [ADVERTENCIA]


Categoria: Adolescente      Autor: PatriyFern & DarkSoul





Les mentiría que no soy una mujer infiel y que a fuerza de cuernos acostumbré a mi marido a aceptar sin oposición mis aventuras extramatrimoniales, pero hasta yo misma me asombro a veces de no poder dominar mis impulsos de ir corriendo desesperada tras alguna pene que me gusto y cuando digo ir tras un pene lo digo literalmente pues me gusta que sean mías.

Mas o menos esto fue lo que ocurrió hace cosa de un año atrás, cuando sin prestar mucha atención a los inconvenientes que podría suscitar mi actitud, me empeñé en tener el falo viril de Rodrigo, uno de los mejores amigos de mi hijo. No puedo decir que nunca lo haya mirado, muchas veces lo hice disimuladamente, para apreciar el gran bulto que portaba debajo de su pantalón ajustado, si bien me atraía como le puede atraer a cualquier mujer, solo era una mirada desinteresada a algo realmente hermoso.

Pero todo comenzó un domingo en la mañana, mi hijo Sebastian se había levantado temprano, sus amigos del club, donde juega futbol habían vuelto de una gira por Sudamérica y como no pudo ir por los finales en el colegio, estaba ansioso por verlos de nuevo, tan presuroso se fue que no se dio cuenta que dejó encendida su computadora con su correo abierto; ni lerda, ni perezosa me dispuse a mirar todo lo que mi hijo guardaba en su correo privado.

Me senté frente a la computadora y empecé a mirar, jactándome de los mensajes que sus amiguitas le mandaban, me sentí orgullosa al leer que esas mocosas recordaban con mucho cariño las cogidas que mi hijo les había propinado, por suerte no se parecía en nada a su padre y demostraba ser un verdadero macho, pero me detuve en uno que le mando su amigo Rodrigo durante la gira, El correo estaba titulado con mira lo que me comí cosa que hizo que mi curiosidad acrecentara más de lo debido, abrí el correo y después de una breve descripción de Rodrigo sobre su vida sexual y de sus amigos en cada país que visitaban, mostraba una foto de él y de una señora madura desnudos en una habitación de hotel.

Realmente me quede impresionada, como dije antes siempre miré el bulto de Rodrigo, porque era imposible no mirarlo, nunca pasaba desapercibido pero lo que en ese momento estaba viendo no estaba dentro de los parámetros de mi imaginación nunca hubiese imaginado que ese chico podría tener semejante instrumento; su rostro denotaba el orgullos de poseer tan increíble falo, largo como pocos pero exageradamente grueso, con una cabezota en forma de hongo y recorrido por enormes venas hinchadas que lo hacían más parecido a un tronco que a un pene, la madura se la veía dichosa y sus gestos de satisfacción demostraban que había sido penetrada como pocas veces; me quedé un buen rato mirando ese hermoso pedazo, mi cabeza empezó a fantasear y sentí deseos de mamar ese pene, comérmela por todos mis agujeros y sin darme cuanta empecé a mojarme, mi excitación subió a tal grado que me llevo a masturbarme frenéticamente hasta acabar como una verdadera perra.

Desde el correo de mi hijo envié la foto al mío, a partir de ese momento Rodrigo se transformo en una obsesión, todos los días cuando quedaba sola entraba a mi correo y admiraba ese cuerpo musculoso, moreno, con su gigante pene, llegaba a masturbarme enloquecida e incluso su foto fue la culpable de otras tantas fantasías, ese chico empezó a convertirse en algo muy fuerte, mis deseos de ser penetrado por él era tremenda y aunque las posibilidades que se diera tal situación eran nulas, por la relación con mi hijo, no dejaba de tener esas fantasías y masturbarme como adolescente a diario.

Le comente a mi marido lo que había visto y como me calentaba ese chico, Fer sabía que una relación con Rodrigo era imposible y uso mi calentura para también fantasear él, por las noches mientras teníamos sexo me decía que me imaginara a Rodrigo metiéndome su pene por mi ano, cosa que yo hacía y lograba tener mis mejores orgasmos. Una mañana Rodrigo llamo a casa diciéndome que quería pasar por casa, para devolverle a mi hijo unos short le había prestado, era sábado en la mañana, Fernando se había ido a pescar con sus amigos y Sebastián desde la noche del viernes se había instalado en la casa de su novia.

Por primera vez en mi vida sentí nervios de recibir en casa a un hombre estando sola, más bien era la situación que más me gustaba, pues si el visitante era apuesto y me gustaba no dudaba en tratar de que la visita terminara en mi habitación, pero esta vez era diferente, Rodrigo no era un hombre que me gustaba y nada más, era el amigo de mi hijo y a la vez era alguien que me tenía realmente caliente, realmente deseaba poseer su enorme miembro en mi colección.

Aún así y comportándome como una adolescente, corrí a mi dormitorio y me puse una tanga, la más pequeña, sabía que podía ser un juego peligroso, pero aunque como madre de su amigo trataba de ponerme un límite, por otro lado seguía pensando como una puta urgida por ese enorme trozo en su entrepierna. Me puse una tanga amarilla, quería que mis nalgas quedaran totalmente desnudas para excitarlo, quería que se fijara en el diminuto triángulo de la parte delantera, para que se percatara que estaba completamente depilada, quería que observara que mis pechos estuvieran solamente cubiertos por una fina tira que solo cubría dificultosamente mis pezones, me calcé mis infaltables sandalias de tacón de aguja y esperé agitada la llegada de Rodrigo.

Tras el sonido del timbre abrí la puerta ansiosa, allí estaba parado el, alto y fornido, con una camisa sin mangas dejaban admirar sus hombros anchos y su brazos musculosos, mis ojos recorrieron su cuerpo con premura, sin embargo no pude seguir de largo hasta su bragueta, su bulto estaba tan esplendido como siempre, hinchado y amenazante debajo de su pantalón ajustado de mezclilla, la imagen de la foto me vino a la mente y tuve ganas de aferrarlo entre mis manos, pero dominé mi instinto de hembra hambrienta y me hice a un lado para que entrara.

El también clavo su mirada en mi cuerpo, por la foto sabía que le gustaban las maduras y por a mis 43 años estaba mucho mejor conservada que la de la foto, le dije que me siguiera y nos encaminamos hacia el dormitorio de mi hijo para dejar lo que llevaba, caminaba moviendo mis caderas, sabía que Rodrigo venía detrás mirándome el culo y eso me excitaba al punto que mis pezones se pusieron duros como una roca, me di vueltas sin disimular, el me miró las tetas y no pudo evitar lanzar una sonrisa nerviosa. Dejo la ropa en la cama y me di cuenta que quería entablar alguna conversación, creo que ya no me veía como la mamá de su amigo, sino que delante suyo había una mujer semidesnuda y por cierto muy provocativa que lo calentaba al máximo en ese momento.

Le ofrecí un refresco, cosa que acepto sin dudarlo y lo invité a tomarlo al borde de la piscina, tampoco dudo en decir que si, solo que me hizo saber que no traía un short de baño a lo que le ofrecí uno de mi esposo, porque los de mi hijo no sabía donde los guardaba. Le traje un slip de Fernando que se había comprado en Brasil durante unas vacaciones, le traje ese a propósito, pues sabía que apenas lograría ponérselo, cuando Rodrigo lo vio se sonrió mientras me decía que eso no le entraría, le pedí que lo intentara porque era el único que tenía y mirándole fijamente el bulto le dije - ¡a mi esposo le queda suelto!,  ¡espero que no lo revientes! Rodrigo me miró e interpreto perfectamente lo que le dije, solo se quedo mirándome, lo seguí mirando con una sonrisa cómplice mientras desaparecía en el cambiador.

Estaba terriblemente excitada, las cosas se estaban dando muy rápido, fácilmente, sin inhibiciones de ninguno de los dos lados, Rodrigo, aprovechaba cada instante y cada oportunidad que tenía para intentar algo conmigo, lo vi aparecer caminando incomodo, no sabía en qué posición colocar su enorme pene, la prenda de Fer no lograba ni siquiera disimular las dimensiones de su pene, se sentó en la reposera contigua a la mía y se tapó con la mano cuando su pene se le salió por la parte superior, lo miré y me sonreí para demostrarle que no me molestaba, aún así le dije.

- ¡No te avergüences, era natural que ocurriera!
 - ¡Sí! - pero…
- ¿Qué diría Sebas si me viera así adelante tuyo? – me contesto recordando la relación que nos unía.
-¿y qué crees que diría si me viera con este bikini adelante tuyo? – le pregunté.
-¡Creo que no le gustaría que su madre este casi desnuda adelante de su amigo! – me contestó.

Haciendo uso de su sentido común.

¿Por qué crees que a mi hijo no le gustaría vernos a los dos así?

Cuando termino de hablar me quería morir, me acababa de regalar a Rodrigo por completo; esperaba que Rodrigo saliera corriendo, pero él quería más que yo que algo sucediera entre nosotros, me tomó del brazo y me atrajo hacia él, sentí que sus labios se apoyaban contra los míos, completamente entregada los abrí dejando que su lengua penetrara en mi para encontrarse y frotarse contra la mía, no sé en qué momento, no sé si él me lo quitó o simplemente se me cayó, pero me quedé sin la parte de arriba solo con mi tanga, las manos de Rodrigo, recorrieron mis pechos y pellizcaron mis pezones, mis manos buscaban acariciar cada milímetro de mi cuerpo, a ciegas fui buscando hasta encontrar su pene duro que por la misma erección se había salido del bañador, la apreté con fuerza y dejé de besarlo tan solo para mirarlo, mi mano se veía pequeña aferrando ese tronco, mis dedos no podía cerrarse alrededor de él, ahora, en vivo era mucho más hermosa y deseable.

Durante un buen rato nos besamos y tocamos, me enloquecía aferrar ese duro y caliente pene, era maravilloso masturbarlo y sentir en mi mano la dureza caliente de ese miembro adolescente aun. Dejé de besarlo, para mirarlo, se veía tan hermoso, desnudo, musculoso, carente de vello y con su pene intimidante apuntando al cielo, que no pude contener mis ganas de llevármelo a la boca y me lance de bruces a deglutir esa belleza, la chupé, desesperada, enfurecida, enloquecida de calentura y placer, sentí que me ahogaba y quise soltarlo, no pude hacerlo, Rodrigo me aferraba de los cabellos y me empujaba hacia abajo, logrando meter su tremendo pene hasta lo más profundo de mi garganta.

En ese momento pensé en arrancarle ese pene con mis dientes para hacerlo mío pero logre contenerme de algún modo deseaba sentir mucho más placer, por fin me permitió sacarlo de mi boca y con mis ojos llorosos pude tomar una bocanada de aire. De inmediato volvió a empujarme hacia abajo y otra vez su pene lo metió profundamente provocándome arcadas.

-¡Chupa, más y más! – me dijo caliente y salvaje.

Sus palabras dominante me hicieron estremecer, sentía como me empapaba cada vez más, una de mis manos se metió entre mis piernas y empezó a frotar mi clítoris, acabé al instante gritando como una puta, pero Rodrigo, volvió a usar su fuerza conmigo metiéndome su pene descomunal hasta o más profundo de mi boca, de repente sentí que de su pene emanaba leche espesa y caliente, que llenaba mi boca haciendo que me tragara hasta la última gota de ese dulce  manjar.

La chupé hasta exprimirla y luego de dejarla prácticamente seca, me recosté a su lado para darle tiempo a su recuperación, pero Rodrigo como buen adolescente, estaba hambriento de mas sexo y su pene no declinó ni medio milímetro, se me acostó encima y de un solo envión me ensartó hasta los huevos,

-¡Aaaaaaaghhhhh, que cosa tan hermosa! – exclamé agradecida por tan perfecta penetración.

Él empezó a moverse, me bombeaba frenéticamente, sus movimientos eran violentos pero parejos, la sacaba prácticamente entera y volvía a meterla de golpe, mientras yo acababa y acababa como metralla. Me encontraba totalmente exhausta no recordaba alguna vez que hubiese sentido tanto placer de esa manera, Rodrigo era un verdadero semental y me estaba sacando unos orgasmos tremendos, aunque estaba gozando como nunca en mi mente seguía la idea fija de tener ese pene en mi colección para siempre, necesitaba relajarme, ya había perdido la cuenta cuantas veces me había hecho acabar, él lo había hecho ya dos veces y seguía, podía sentir como su pene se deslizaba con facilidad dentro de mi hueco repleto de leche y fluido calientes.

Entre gemido Rodrigo acabo por tercera vez y se detuvo, su pene se achico dentro mío y se salió sola, recién en ese momento se bajo de mi cuerpo y se acostó al lado quedándose semidormido agotado. Aproveche que Rodrigo estaba descansando para darme un ducha, debajo de la lluvia tibia empecé a recordar tan bella cogida, ayudada por mis manos recogí el semen derramado dentro mío, me sentía dichosa y estaba decidida a tener el pene de ese chico, sabía de los riesgos, pero estaba dispuesta a correrlos, por poseer ese pene en mi colección.

Con Rodrigo ya recuperado fuimos a mi dormitorio, allí tenía todas mis cremas humectantes que escondía para estas ocasiones. Rodrigo me puso en cuatro y durante un rato se dedicó a jugar con su lengua con mi ano, mi excitación iba en aumento y me percataba que a pesar de su corta edad, Rodrigo tenía una buena experiencia en el sexo, no muchos tipos, ni siquiera mi esposo habían logrado hacerme sentir tanto placer con su lengua en mi ano. Al rato ya gemía y pedía a que me penetrara a gritos, había dejado de importarme el grosor de su pene, la quería igual y se lo dije

-¡Vamos penétrame de una vez, rómpeme el culo si es eso lo que quieres!

Apenas termine de decirlo cuando sentí la cabezota de su pene apoyarse en mi ano, lentamente empezó a empujar y abrirse paso, mi culito empezó a ceder y aunque dolió un poco era soportable, sentí que su cabeza quedo completamente adentro y aunque fue dolorosa, la penetración fue lenta y constante, la metió hasta llegar a la mitad y se freno, quería darme un respiro, ya que se daba cuenta que era demasiado para mi, al minuto empezó a penetrar de nuevo, noto que entraba más fácilmente y que yo empezaba a tener sensaciones más placenteras, fue entonces cuando empujó con fuerza y me la mando hasta el fondo, el grito que lancé retumbo en toda la habitación y empezó a moverse como animal, me aferraba las nalgas y me obligaba a moverme de atrás para adelante, me daba golpes en los glúteos.

Lo que me calentaba cada vez más, mi ano estaba completamente dilatado y acostumbrado a las dimensiones de ese falo, luego de un buen rato acabó entre gruñidos y me lleno de su leche, nos dejamos caer para descansar de tan ardua batalla, pero antes me obligo a limpiar con mi boca su pene encastrada con restos de leche y materia fecal, no sentí malestar por hacerlo era algo que deseaba que sintiera después de todo pronto ya no gozaría de ese pene nunca más.

Cuando termine de limpiar su pene lo besé en la boca mientras le acariciaba su pene que de nuevo se puso erecto me abrazo por la cintura y volvimos a besarnos acaloradamente, en ese momento le clave la aguja con la toxina paralizadora de una rara rana brasileña que dejo a Rodrigo casi instantáneamente paralizado con su pene en completa erección.

Rodrigo quedo petrificado por completo apenas podía mover sus ojos, le coloque dos almohadas debajo de su cabeza para que pudiera ver lo que iba a hacer, fui hasta el armario y lo abrió sus ojos pude ver se abrieron grandes al ver lo que ahí guardaba bajo llave eran nueve mis trofeos todos ellos penes bien dotados, que mi esposo siendo una sus aficiones además de la caza y la pesca la taxidermia había aprendido a plástilizar los miembros que conseguía por lo que esos nueve penes lucían como el mismo momento en que fueron cortados de la entrepierna de sus dueños.

Debajo de ellos una pequeña guillotina que mande a hacer especialmente me esperaba la tome y regrese a donde estaba Rodrigo quien ya para ese momento tenía una mirada de terror en sus ojos, con cuidado introduje su enorme pene por el agujerito de la guillotina, luego accione el mecanismo que calentaba la hoja de acero inoxidable hasta dejarla brillando, cuya acción era la de cortar como cauterizar.

Luego de un cajón de la mesita de noche para, extraje un pequeño elastrador ya con una liga lo active y paso el imponente pene que se mantenía completamente erguido duro como si fuera de acero, hasta colocar la ligar a milímetros de donde sabia la afilada hoja de acero iba a realizar el corte.

Súbitamente solté el seguro del elastrador lo que hizo que la liga de color verde se contrajera sobre el pene de Rodrigo, su mirada me dijo que sintió en ese momento un tremendo dolor aunque no grito o demostró dolor alguno la toxina apenas le permitía respirar y mover sus parpados, debía darme prisa, pues el efecto apenas era de una hora pero a los 50 minutos la victima ya puede empezar a moverse, tomo tu pene y me lo lleve a la boca de nuevo, para darle la que sería la última mamada de su vida antes de comenzar le dije.    

-“Rodri disfruta cariño esta será tu última eyaculación con tu pene”. Le dije.

Acto seguido me trague todo su portentoso pene, para comenzar a bajar y subir la cabeza, a los pocos minutos Rodrigo no pudo contenerse y lanzo un primer gran chorro de su leche espesa en mi boca en ese momento accione la guillotina y la afilada cuchilla se disparo cercenando y cauterizando por donde paso, los ojos de Rodrigo apenas podían dar crédito de cómo me incorpore con su pene aun en mi boca, chorreando semen y algo de sangre por donde fue cercenado.

Segundos después se desmayo. Tome el pene de Rodrigo, lo envolví en plástico para luego hacerlo en papel aluminio, para llevarlo al congelador, cuando Rodrigo despertó ya estaba curado y vestido el furioso me amenazo con enviarme a la cárcel con matarme, pero en eso encendí el televisor y los gritos de Rodrigo cesaron al ver cómo era castrado en el video que se presentaba una y otra vez, entonces le dije.

-“¿En verdad deseas que todos vean cómo es que ya no eres un hombre?” Le dije.

Rodrigo sin decir ni una palabra más, llorando y tomándose de la entrepierna dejo mi casa, dejo de frecuentar a mi hijo y creo que se mudo a otra ciudad nunca lo he vuelto a ver desde entonces, mi marido cuando regreso de su viaje de pesca y vio el tremendo pene que extraje de la nevera me lanzo una picara mirada y se fue a su estudio donde realizo su magia.

Ahora el pene de Rodrigo es mi decimo trofeo, y me masturbo seguido con él, lo que me hace llegar a los más intensos orgasmo incluso a veces mi marido juego a metérmelo por el culo, mientras me penetra aquello es la gloria, en que verdad sentir el pene de Rodrigo aunque no esté unido a su cuerpo ya es en verdad “una ricura”.





Autor: PatriyFern & DarkSoul       Adaptador: DarkSoul

QUEBRANDO AL MACHO

Lucio, musculoso como maduro hombre rudo de pelo en pecho llego a la plantación en el medio de la nada contratado para ser uno de los capataces, atraído por el buen sueldo y la idea de trataban algunos años para comprarse su propio rancho estaba más que listo para el trabajo, aquel lugar era enorme kilómetros y kilómetros cuadrados de extensión a lucio le fue encomendada una sección al norte de la casa principal donde comenzó a trabajar con dedicación......


QUEBRANDO AL MACHO
Lucio, musculoso como maduro hombre rudo de pelo en pecho llego a la plantación en el medio de la nada contratado para ser uno de los capataces, atraído por el buen sueldo y la idea de trataban algunos años para comprarse su propio rancho estaba más que listo para el trabajo, aquel lugar era enorme kilómetros y kilómetros cuadrados de extensión a lucio le fue encomendada una sección al norte de la casa principal donde comenzó a trabajar con dedicación. Hasta que conoció a Fernando el hijo del patrón, quien seria su perdición.

[GAY] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [TESTÍCULOS] [ADVERTENCIA]


Categoria: Gay      Autor: DarkSoul





Lucio, musculoso como maduro hombre rudo de pelo en pecho llego a la plantación en el medio de la nada contratado  para ser uno de los capataces, atraído por el buen sueldo y la idea de trataban algunos años para comprarse su propio rancho estaba más que listo para el trabajo, aquel lugar era enorme kilómetros y kilómetros cuadrados de extensión a lucio le fue encomendada una sección al norte de la casa principal donde comenzó a trabajar con dedicación hasta unos cuantos meses de su llegada a aquel lugar que conoció a Fernando.

Era verano por lo que lucio para refrescarse un poco acudía a un pequeño estanque que alguna vez fue una cantera de donde se extrajo la piedra caliza para la construcción de la iglesia de la casa principal, paro ahora convertida en una piscina natural de agua cristalina porque esta no permanecía estancada y era abastecida por un manantial natural que hacía del agua cristalina y agradable, el lugar era un oasis en medio de la exuberante vegetación del lugar, Lucio estaba por empezar a quitarse la ropa cuando noto un chapoteo inusual en el agua del estanque.

Lucio se acerco a la horilla del estanque ya con su dorso desnudo que dejaba ver sus bien marcados músculos abdominales como pectorales, miro hacia abajo para ver a un lindo joven de unos 20 o 22 años nadando completamente desnudo todo quitado de la pena en el estanque, de inmediato los ojos de Lucio se posaron en sus imponentemente bien formadas nalgas, blancas como si fueran de leche que eran cubiertas y descubiertas por el agua del estanque una y otra vez, el pene de Lucio palpito debajo de su ropa interior, sin embargo él se pregunto quién era ese joven nunca lo había visto antes.

Lucio no pudo evitar quedarse mirando al joven nadando, luego de unos minutos no pudo resistir las ganas de conocerlo, por lo que despojo de su pantalón y botas para arrojarse al estanque, Fernando escucho el ruido que hizo el agua cuando Lucio entro en el estanque, rápidamente sorprendido busco pero no vio nada hasta unos segundos después que Lucio emergió para tomar aire en ese momento los dos hombres se quedaron viendo a los ojos fijamente, Fernando quedo impresionando por el rostro rudo y varonil de Lucio, mientras que por el contrario Lucio quedo gratamente prendado del bello como joven rostro de Fernando.


** ** ** ** ** ** **

Quien para sorpresa de Lucio se le acerco para decirle de manera muy casual “¡Hola soy Fernando!”, Lucio sonriente le dijo “Soy Lucio”, iba a preguntarle porque estaba ahí cuando Fernando le planto un beso apasionado en los labios a Lucio que quedo completamente paralizado sin saber cómo reaccionar pero no tardo en corresponder al beso tomando la cabeza de Fernando con una de sus manos mientras con la otra rodeo su cintura lo que hizo que los genitales del joven quedasen contra su ropa interior como genitales por igual. 

El beso se prolongo por varios minutos Lucio sintió como el pene de Fernando se endureció lo que lo hizo sentir muy excitado, al cabo de unos minutos ambos se encontraban besando ya fuera del estanque sobre una gran roca plana sobre una toalla con Fernando arriba de Lucio, restregando sus genitales a los suyos, Fernando no tardo dejar de besarlo para comenzar a bajar por su fuerte pecho,  jugó con las tetillas de Fernando para luego pasar su lengua en medio de sus marcados abdominales, cuando llego a la cintura sus manos comenzaron a bajar la ropa interior de Lucio.

Fernando le quito la prenda por completo antes de toma el grueso pene de Lucio con una de sus manos para llevárselo a la boca, se la trago toda de una sola vez, sintiendo como ese pene crecía y crecía dentro de su boca, su paladar no tardo en comenzar a sentir el sabor del liquido pre seminal que la punta del glande de Lucio comenzó a brotar, mientras su cabeza subía y bajaba con su otra mano acariciaba y rodaba entre sus dedos los grandes huevos de Lucio mientras escuchaba sus jadeos de placer.

Antes que alguno de los se diera cuanta ya estaban haciendo un 69, con Lucio chupando el pene largo aunque delgado de Fernando, ambos gozaron intensamente del placer que sus bocas les provocaban hasta que Fernando se aparto de Lucio para hacer que quedase boca arriba él se coloco sobre de él, colocando cada una de sus piernas a cada lado de su pelvis para luego bajar y quedar en cuclillas con el imponente pene de Lucio restregándose entre sus nalgas, los huevos de Fernando rozaban el negro vello púbico de Lucio, que tomo al joven de la cadera con ambas manos.

Fernando con una mano tomo el grueso como duro pene de Lucio para colocar la punta de su mojado glande sobre su ano, Lucio de inmediato jalo a Fernando hacia abajo ejerciendo fuerza en su cintura, lo que hizo que las nalgas de Fernando chocaran contra su pelvis con violencia, los grandes huevos de Lucio rebotaron contra las nalgas de Fernando cuando su gran erección lo penetro de una sola vez, Fernando dio un sonoro gruñido de dolor y placer por igual al  sentirse completamente empalado su pene en erección dio un fuerte respingo y de la punta voló una pequeña gota de liquido pre seminal que cayó en el peludo pecho de Lucio.

Casi de inmediato Fernando comenzó a cabalgar a Lucio de manera desesperada, con ansias de placer, su pene rebotaba en su vientre y en el de Fernando que no tardo en tomarlo para comenzar a mastúrbalo mientras Fernando lo seguía cabalgando, aquello duro 30 eternos minutos antes de que Lucio inundara las entrañas de Lucio de su espeso semen, mientras se corría en su interior Fernando también comenzó a correrse sobre el pecho de Lucio, lo que hizo que ambos dieran largos gemidos de placer al unísono.

Desde ese momento a Lucio poco le importo quien era ese chico simplemente deseaba seguir sintiendo la estreches de su culo apretándole su dura virilidad, pronto los encuentros de ambos se hicieron regulares en aquel estanque, pero pronto fueron descubiertos por una mirada indiscreta enviada por el padre y dueño de aquellas tierras, quien no recibió de buena agrado las actividades en las que su único hijo varón estaban participando, siendo la puta de uno de sus capataces por lo que ordeno que Lucio fuese apresado y llevado a uno de los molinos de maíz más alejados para un tratamiento especial como él lo llamo.


** ** ** ** ** ** **

Doce horas después el padre de Fernando se presento a donde sus hombres de mayor confianza habían estado torturando a Lucio, que aun estaba con actitud desafiante colgando de sus fuertes brazos por cadenas, con las piernas separadas, completamente desnudo, de sus huevos colgaba un cubo de metal con agua que hacía que sus huevos quedasen bien marcados en el fondo de su saco de piel debajo de su pene, con cada uno de sus músculos abdominales bien marcados, le había azotado hasta que sus bellas nalgas quedaron hechas pedazos amorfos de carne bañados en sangre.

El padre de Fernando molesto por la actitud desafiante de Lucio instruyo a uno de sus hombre quien hasta ese momento lideraba la tortura del mayo, a que cuando creyera necesario lo castrara que no deseaba que Lucio volviera a mancillar a su hijo o a cualquiera otro joven hombre, luego se acerco a Lucio para tomar sus tensos huevos jalándolos más hacia abajo lo que hizo que Lucio apretara los dientes para no gritar de dolor, quien lo miro con mirada desafiante sin saber lo que ese hombre había ordenado que le hicieran.

-“¡No volverás a sentir el calor de un culo nunca más, maldito puto de mierda!”

Luego le escupió su pene el padre de Fernando a Lucio para marcharse sin voltear a atrás, dejando al portentoso macho en manos de sus sádicos hombres que siguieron torturándolo por varias horas más hasta que el sol comenzó a ocultarse en ese momento uno de ellos fue hasta una pila de carbones ardiendo del que extrajo un afilado largo cuchillo de carnicero para acercarse a donde estaba Lucio, la hoja del cuchillo brillaba intensamente de lo caliente que estaba.

El hombre primero quemo con la brillante hoja de metal las dos tetillas de Lucio una a la vez, haciéndolo retorcerse de dolor mientras sentía como la sensible piel de sus tetillas se achicharraba bajo el ardiente color de la hoja de metal, luego el hombre tomo sus huevos muy tensos ya que para ese momento el cubo que aun sostenían estaba lleno por completo de agua, acerco el cuchillo a la piel estirada, Lucio en ese momento supo lo que venía, comenzó a luchar a tratar de soltarse, su pene flácido hasta ese momento se puso rígido por completo en un segundo.

Pese a no querer, el miedo a perder sus amados huevos le hizo comenzar a suplicar.

-“¡POR FAVOR NOO!”
-“JURO QUE ME IRE NUNCA VOLVERAN A SABER DE MÍ”.
-“PERO POR FAVOR ¡NOOO!”

Sin embargo el hombre no tuvo compasión alguna estiro sus huevos hasta que los ojos de Lucio se pusieron en blanco y con dos rápidos cortes el escroto de Lucio con su preciado contenido cayó en la cubeta que se precipito al suelo con Lucio gritando de dolor y todo su cuerpo retorciéndose con tremendas convulsiones hasta que se desmayo por el dolor.  


** ** ** ** ** ** **

Ese fue el fin del macho semental de Lucio, quien fue dejado abandonado apenas curado por los hombres que lo castraron a las afueras del pueblo más cercano, en donde una vez que se recupero se dio a la bebida, hoy en día vaga por las calles de dicho pueblo convertido en un mendigo, en un apestado, con la ropa sucia, gordo y borracho la mayora del tiempo, lamentándose la terrible perdida que sufrió.

Fernando busco a Lucio por varios días pero nunca lo pudo hallar, luego se marcho a Europa en donde vive con un hombre tan macho y viril como alguna vez fue Lucio antes de ser convertido en eunuco en aquel lugar. 



http://relatos-de-eunucos.blogspot.com





Imagen que Inspiro está Historia.



Autor: Darksoul       Mail: darksoulpgm@gmail.com

QUEBRANDO AL NUEVO

Ese adolescente simplemente me volvió loca de deseo por tenerlo en mis manos, el subastador menciono que era algo salvaje y rebelde por lo que el precio era tan bajo, eso simplemente no me importo debía ser mío, puje por él no había muchos interesados en un chico rebelde por lo que no me fue difícil quedarme con él a un precio bajo, para cuando el sistema de la página me designo como su nueva dueña mi tanga estaba completamente empapada de lo húmeda que estaba mi vagina......


QUEBRANDO AL NUEVO
Ese adolescente simplemente me volvió loca de deseo por tenerlo en mis manos, el subastador menciono que era algo salvaje y rebelde por lo que el precio era tan bajo, eso simplemente no me importo debía ser mío, puje por él no había muchos interesados en un chico rebelde por lo que no me fue difícil quedarme con él a un precio bajo, para cuando el sistema de la página me designo como su nueva dueña mi tanga estaba completamente empapada de lo húmeda que estaba mi vagina. Pero tenia que hacer con su actitud desafiante antes de que fuese mio por completo.

[ADOLESCENTE] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [TESTÍCULOS] [ESCLAVITUD] [BALLBUSTING]


Categoria: Adolescente      Autor: DarkSoul





Simplemente no me pude contener tenerlo cuando lo vi en subasta en la exclusiva página donde subastaban hombres jóvenes, había comprado varios hombres en sus años 20’s en el pasado para conformar mi pequeño harem compuesto por 15 obedientes esclavos mucho de ellos castrados incluso antes que los comprara, pero nunca imagine encontrarme con un adolescente tan bello como ese, Gary según su ficha tenía casi 17 años, rubio, con cuerpo atlético de 1.70 metros de altura y cabello rubio mal recortado un pequeña pelusa se comenzaba a notar sobre su labio superior.

Pero ese adolescente simplemente me volvió loca de deseo por tenerlo en mis manos, el subastador menciono que era algo salvaje y rebelde por lo que el precio era tan bajo, eso simplemente no me importo debía ser mío, puje por él no había muchos interesados en un chico rebelde por lo que no me fue difícil quedarme con él a un precio bajo, para cuando el sistema de la página me designo como su nueva dueña mi tanga estaba completamente empapada de lo húmeda que estaba mi vagina, con mis fluidos fluyendo por mis labios vaginales y muslos. 

Tuve que llamar a mi esclavo preferido para que me quitara la terrible excitación que estaba sintiendo en ese momento, tuve que esperar varios días hasta que Gary me fue entregado cuando fue sacado de la jaula en donde fue transportado tenía un cinturón de castidad, pedí que me dejaran a solas con Gary, cuando lo estuve, no pude evitar comenzar a pasar mis manos por su lampiño cuerpo apenas unos manchones rubios se apreciaban debajo de las axilas del adolescente, tenía las manos amarras a la espalda además estaba amordazado, lo hice quedar en mis brazos conmigo de rodillas y Gary sobre mi regazo, sostenido por mis brazos.


** ** ** ** ** ** **

Tome la llave que abría el cinturón de castidad de Gary y lo libere de él su pene como sus testículos lucían algo irritados por tener esa ropa interior de acero por tanto tiempo, sin embargo no tenía ni rastro de vello púbico en sus genitales me fue obvio que este había sido retirado permanentemente quizás por laser por lo suave que sentía la piel en esa parte de su cuerpo, esto debió ser justo cuando él comenzó a entrar en la pubertad.

Tome su pene que pese haberlo visto durante la subaste me pareció que en vivo y en directo eran aun más grande, Gary se sacudía tratando de liberarse de mis brazos su mirada era la de un hombre desafiante me fue obvio que él no deseaba ser un esclavo que deseaba irse, ser libre pero sabia como solucionar ese problema pero antes deseaba saber que era estar con un adolescente como él en plenitud de sus facultades físicas, por lo que comencé a masturbarlo su pene no tardo en quedar completamente duro en mi mano, pude sentir su firmeza juvenil mientras lo recorría con mi mano.

Escuchaba sus mugidos y gruñidos seguramente pidiéndome que lo dejara pero al mismo sabía que estaba gozando de la atención de mi mano sobre su dura erección, cuya punta de su glande circuncidado no tardo en comenzar a filtrar liquido pre seminal, el cual con mi mano me encargue de esparcir por su pene, lo que facilito el vaivén de mi mano por su erección, luego de algunos minutos deje su dura erección para tomar sus huevos, los cuales estaban bajos, cayendo pesadamente entre sus piernas, los sopese al tiempo que sentí como mi vagina se inundo de mis fluidos.

No me pude contener me despoje de mi ajustado pantalón ya empapado en la entrepierna, hice lo mismo con mi pequeña tanga recosté a Gary en el suelo para parame justo sobre él, con mis piernas a cada lado de su pelvis baje poco a poco hasta que mis húmedos labios vaginales rosaron su dura erección, restregué mi vagina por su pene por varios minutos mientras Gary buscaba con desesperación liberarse, hasta que tomo su pene para colocar la punta de su glande en la entrada de mi vagina, para dejarme caer lentamente lo que hizo que su pene entrara en mi sin ninguna dificultad.

Me introduje su pene hasta que cuando iba por la mitad me deje caer lo que provoco que sus huevos revotaran contra mis nalgas, Gary se retorció de placer y dolor, sin esperar a nada comencé a cabalgarlo de manera desesperada, con ansias, con pasión y sin control, apenas 10 minutos pasaron hasta que sentí el pene de Gary comenzó a tener espasmos para ese momento ya iba por el tercer orgasmos con mis pezones tan duros que pensé que iban a explotar, un cuanto fuerte orgasmos me invadió cuando sentir el primer chorro de la descarga de Gary.

Sentí como su tibia leche me inundaba mi interior, fueron cuatro fuertes chorros me fue evidente que Gary no se había corrido en un largo tiempo, su cuerpo se arqueo al sentir el tremendo orgasmo, hasta donde pudo, simplemente su cuerpo no pudo negar el placer que estaba experimentando, poco a poco la pasión desenfrenada que nos provoco nuestros intensos orgasmos simultáneos se fue apagando, cuando mi respiración comenzó a ser normal me desmonte de Gary cuyo pene perdía firmeza poco a poco, cuando me puse de pie un gran chorro de semen mezclado con mis jugos cayó sobre el vientre de Gary.

Tambaleante pues mis piernas aun temblaban victimas de mi tremendo ultimo orgasmo fue a una mesa para tomar un par de grilletes de cuero que no dude en poner en cada uno de los tobillos de Gary para luego asegurarlo a dos aldabas bien empotradas en el suelo que dejo al adolescente con las piernas bien abiertas boca arriba con sus huevos asentados sobre el piso, y su pene aun rezumando algo de semen brillando pues estaba bien bañado de mis jugos como de su semen mezclados con ellos.


** ** ** ** ** ** **

Simplemente luego me coloque mi tanga y camine hasta Gary para quedar entre sus abiertas piernas,  con mi pies enfundados en dos altos tacones de color negros alce los testículos de Gary con la punta de mi tacón derecho, Gary estaba jadeando tratando de cerrar su piernas cuando de pronto deje que cayeran sobre el piso para darle un fuerte pisotón que hizo que los ojos de Gary se pusieran en blanco mientras todo su cuerpo se sacudía con violencia por el dolor provocado, casi de inmediato le di una patada en sus huevos de manera brutal.

En ese momento un nuevo orgasmo me hizo estremecer lo que me hizo perder el poco control sobre mis acciones que aun tenia, comencé patear, pisar y aplastar los huevos del adolescente que solo podía retorcerse con los ojos en blanco del dolor que eso le provocaba, su pene que comenzó a palpitar al poco rato que comencé con mis sádicas “caricias” no tardo en lanzar una nueva carga de su espesa leche lo que me excito aun más.

Pero además de la excitación también elevo mi nivel de sadismo y fuerza con la que torturaba sus huevos, hasta que sin pensarlo imprimí un fuerte pisotón sobre sus testículos que hizo que se escuchara un sonoro “CRAAK” solo fue uno, pero supe que cuando mi tacón toco el suelo que ambos testículos eran historia, Gary arqueo el cuerpo y se desmayo pero eso no me detuvo por el contrario hizo que prosiguiera con mayor intensidad hasta que su alguna vez hermoso escroto quedo hecho una masa amorfa sanguinolenta entre sus piernas.

Aun muy excitada sintiendo como mis fluidos resbalaban por mis piernas abandone la habitación para luego mandar a uno de mis esclavos a que atendiera a Gary.


** ** ** ** ** ** **

Gary simplemente se volvió un manso corderito luego de eso, bajo la amenaza que podía perder su pene se osaba desobedecer, ahora es uno de mis eunucos preferidos, cuya voluntad y deseo de libertar he quebrantado de la mejor manera que se puede hacer con un hombre, despojándolo de su voluntad como deseo sexual, de su identidad de género ya que un eunuco no es no mujer, ni hombre, es solo algo intermedio que me da mucho placer.




http://relatos-de-eunucos.blogspot.com






Autor: Darksoul       Mail: darksoulpgm@gmail.com

QUERIDO LLEGO TU HORA

Doris con una enorme sonrisa y mirada de deseo hizo pasar a Bruno, no hubo preámbulo alguno Doris se llevo a su viril amante a su elegante habitación en donde los esperaba a ambos una amplia cama redonda con sábanas de seda satinada en un rojo intenso que con la iluminación daba una ambientación ideal para el sexo el pene de Bruno se puso duro debajo de su ropa interior imaginando la noche que le esperaba al lado de la bella como ardiente Doris......


QUERIDO LLEGO TU HORA
Doris con una enorme sonrisa y mirada de deseo hizo pasar a Bruno, no hubo preámbulo alguno Doris se llevo a su viril amante a su elegante habitación en donde los esperaba a ambos una amplia cama redonda con sábanas de seda satinada en un rojo intenso que con la iluminación daba una ambientación ideal para el sexo el pene de Bruno se puso duro debajo de su ropa interior imaginando la noche que le esperaba al lado de la bella como ardiente Doris. Pero Bruno estaba lejos de imaginar lo que estaba por pasar esa noche.

[HETERO] [PENECTOMIA] [FANTASÍA] [PENE] [FEMDOM] [DOMINACIÓN]


Categoria: Hetero      Autor: DarkSoul





Doris estaba hasta del comportamiento de Bruno su mejor amante y sumiso, hacía dos años que le había jurado fidelidad y sumisión, ella en verdad adoraba sentir la dura virilidad de Bruno en su interior por cualquier de sus agujeros  pero Bruno parecía que no tomo ese solemne juramento en serio, seguía frecuentado sus bares preferidos en busca de una conquista pasajera para llevársela a la cama, su última conquista fue la amiga del club de dominadoras de Doris que no tardo en contarlo a todas las demás del club lo que por supuesto hizo sentir muy humillada a Doris.

Debía hacer algo con urgencia o perdería su status en el club algo que ella adoraba incluso más que su vida, por lo que tomo una drástica decisión no para ella sino para Bruno, quien fue citado para el sábado más cercano en su elegante casa. Bruno se presento elegantemente vestido con una enorme sonrisa dispuesto a pasar una velada de sexo intenso con Doris como solo ella sabia darle sin imaginar que estaba entrando en la boca del lobo por su propia voluntad, por su parte Doris estaba vestida muy provocativamente.

Doris con una enorme sonrisa y mirada de deseo hizo pasar a Bruno, no hubo preámbulo alguno Doris se llevo a su viril amante a su elegante habitación en donde los esperaba a ambos una amplia cama redonda con sábanas de seda satinada en un rojo intenso que con la iluminación daba una ambientación ideal para el sexo el pene de Bruno se puso duro debajo de su ropa interior imaginando la noche que le esperaba al lado de la bella como ardiente Doris, quien se despojo se su vestido de una sola pieza para quedar solo en una minúscula tanga color negra con detalles dorados.

Bruno con ansiedad se despojo de todas sus prendas con excepción de su bóxer color negro que era de los que se ciñen al cuerpo en la que se podía notar una tremenda erección, mirando las bellas tetas de Doris, cuyos pezones estaban duros, Bruno se acerco a ella para intentar besarla con la intensión de llevar sus manos a sus firmes nalgas para apretujarlas pero cuando estuvo a la distancia requerida sorpresivamente Doris le dio un inesperado como fuerte rodillazo en sus huevos a Bruno que fue tan duro que sus ojos se pusieron en blancos antes de caer al suelo revolcándose de dolor.

El rodillazo en sus huevos fue tan brutal que Bruno ni siquiera pudo gritar fue como si todo su cuerpo fuese sumergido en agua hirviendo, Bruno no se percato de cuando Doris saco una jeringa con la que lo inyecto en el cuello, Bruno apenas sintió el pinchazo de la aguja para a los pocos segundos quedar completamente inconsciente, ante la mirada de Doris que clavo su penetrante mirada en su aun dura erección por debajo de su ajustado bóxer. Doris despojo de su bóxer a Bruno para dejarlo completamente desnudo.

Doris se quedo mirando el pene de Bruno que filtraba líquido transparente de la punta, con sus pies movió las piernas del inconsciente Bruno para ella situarse entre sus piernas abiertas y levantan sus expuestos huevos con uno de sus pies que estaban descalzos, sus dedos sintieron la tersura de la piel del escroto de Bruno para luego sentir el calor que del bolso se piel se desprendía para luego sentir el peso de los dos orbes dentro de la bolsa de piel con los que jugó por unos minutos, para luego darles una puerta patada que hizo que todo el cuerpo de Bruno se sacudiera pero sin que emitiera sonido alguno.


** ** ** ** ** ** **

Doris haciendo gala de una fuerza que no aparentaba arrastro el cuerpo de Bruno por las escaleras que daban al sótano de su casa donde ella ya tenía una estructura preparada en donde asegurarlo sobre el piso estaba una larga viga de fuerte madera, en cuyos casi dos extremos eran cruzada por dos maderas lo que dejaba a la viga vertical atravesada por dos horizontales mucho más pequeñas, Doris aseguro las muñecas y tobillos de Bruno los maderos horizontales.

Lo que dejo sus brazos por arriba de su cabeza bien extendidos, lo mismo que sus piernas, para rematar le coloco a una mordaza antes de con la ayuda de una pequeña grúa izar la larga viga para dejarla de manera vertical y colocarla en un agujero cuadrado en el piso en donde encastro a la perfección lo que dejo el cuerpo de Bruno colgando de sus brazos extendidos casi como si estuviera crucificado, con sus piernas extendías y su fuerte como musculoso dorso además de su genitales completamente expuestos, ahí Doris lo dejo por un par de horas mientras ella preparaba todo para cuando despertara.   

Cuando Bruno despertó un par de horas más tarde se encontró con Doris frente a él completamente desnuda, sosteniendo con dos de sus dedos un pequeño cilindro de papel que de uno de sus extremos tenia punta es decir terminaba en cono, Doris al ver que Bruno despertó ella se acerco a donde estaba cuando una de sus iba a acariciarle su bien marcado abdomen Bruno comenzó a luchar tratando de soltarse, pero sus brazos estaban adoloridos por lo que sus forcejeos duraron poco, cuando se calmo la mano de Doris recorrió sus abdominales gasta su pene.

Que comenzó a masturbar, su pene no tardo en reaccionar hasta quedar completamente en erección, Doris lo siguió masturbando hasta que el liquido pre seminal comenzó a brotar de la punta en abundancia en ese momento ella mirando a Bruno a los ojos del dijo.

-“¿Querido sabes lo que es esto?”

Bruno solo movió la cabeza en forma negativa que indico lo que aquello era aunque tenía casi la forma de un supositorio, Doris rio malévolamente antes de hablar de nuevo para explicar lo que era lo que tenia sujetado entre sus dedos mientras no dejaba de masturbar el miembro de Bruno.

-“Bueno querido esto es un supositorio castrador, si has oído bien castrador, se introduce por la uretra con la ayuda de un dedo, luego cuando el semen lo toca el papel que es especial comienza a disolverse lo que provoca una reacción química segundos después un pequeña pero potente explosión tiene lugar cercenando o destruyendo el pene de la víctima, y hoy querido la víctima serás tú pero no te preocupes prometo darte el mejor y ultimo orgasmo como hombre que tendrás por el resto de días, en la que serás un patético eunuco”.

Bruno comenzó a luchar con el resto de sus fuerzas al ver que Doris acercaba ese cilindro de papel a su pene, todo su cuerpo se sacudió, pero se quedo quieto mirando fijamente su pene cuando Doris comenzó a introducirle aquel cilindro de papel por su uretra, Doris apenas tardo unos tres segundos en sumergir todo el cilindro en su pene pero ella no se detuvo pese al dolor y mugidos de Bruno, pronto el dedo pequeño de Doris comenzó a empujar el cilindro aun más profundo su dedo se sumergió en su pene desapareciendo dos falanges de su dedo que hizo tensar el cuerpo de Bruno por el dolor que estaba sintiendo.

Bruno podía sentir uno de los extremos del cilindro casi en la base de su pene cuya uretra estaba ensanchada dolorosamente, casi de inmediato Doris se llevo su pena a su boca para comenzar a darle una suprema mamada a Bruno mientras apretaba levemente sus huevos mientras Bruno negaba con la cabeza tratando de soltarse mientras sin quererlo estaba sintiendo un enorme placer, de tanto en tanto Doris le daba un fuerte apretón que detenía momentáneamente el placer que la mamada de Doris de le estaba dando.

Pero no solo eso sino que también le daba golpes brutales, en realidad eran tremendos puñetazos que hacia sacudir todo el cuerpo de Bruno de dolor, pero por extraño que parezca aquella mezcla de dolor y placer pronto llevo a Bruno al borde su orgasmo, que no pudo evitar mientras el semen comenzó a fluir por su pene Bruno negaba con la cabeza tratando de soltarse con desesperación pero por más que lo intento no pudo evitar que su espeso como caliente semen mojara el cilindro de papel muy dentro de su erección, Doris apenas sintió unas pequeñas gotas de ese semen en su boca ella se retiro.

Doris retrocedió unos seis pasos mirando fijamente el pene de Bruno, mientras el trataba de soltarse mientras que sentía que algo pasaba en su pene de pronto un pequeño chorro de semen broto de su palpitante pene y de pronto un estruendo domino toda la habitación, que hizo que los ojos de Doris se abrieran grandes mientras los ojos de Bruno quedaron en blanco.

-“¡BOOOM!”

Todo el cuerpo de Bruno se sacudió por unos segundos antes desmayarse, no pudo ver como su pene despedazado fue cercenado casi por completo su pene cayo vuelto una masa amorfa de carne a un metro de donde estaba, Doris fue hasta una pequeña hornilla para tomar un plancha de hierro al rojo vivo con la que cauterizo el muñón destrozado que fue lo que quedo del pene de Bruno, su cuerpo se sacudió con violencia pero no se despertó.


** ** ** ** ** ** **

Doris ahora es una de los miembros del club de dominadoras más respetadas y admiradas es la única que lleva a un amante eunuco a las reuniones, ella deleita a las demás mujeres y a ella misma torturando los aun unidos huevos de Bruno a su cuerpo, con patadas, rodillazos, latigazos, puñetazos, etc.

Cuando ella está por empezar simplemente le dice a  Bruno que se despoja de su única prenda al oír las palabras. “Querido Llego la Hora”.



http://relatos-de-eunucos.blogspot.com  





Imagen que Inspiro está Historia.



Autor: Darksoul       Mail: darksoulpgm@gmail.com

QUIÉN ES QUIÉN

Daria que en realidad era Daniel quería ser mujer desde los 12 años, ahora de 20 años había logrado gracias a ingerir periódicamente hormonas femeninas desarrollar uno lindos senos copa C36 coronados por dos pezones rosaditos, caderas estrechas que remataba en un par de nalgas supremo, que cualquier hombre volteaba a velas cuando iba por la calle en diminutas faldas o ajustados pantalones......


QUIÉN ES QUIÉN
Daria que en realidad era Daniel quería ser mujer desde los 12 años, ahora de 20 años había logrado gracias a ingerir periódicamente hormonas femeninas desarrollar uno lindos senos copa C36 coronados por dos pezones rosaditos, caderas estrechas que remataba en un par de nalgas supremo, que cualquier hombre volteaba a velas cuando iba por la calle en diminutas faldas o ajustados pantalones. Con ayuda de Luna ella por fin perdería su huevos para comenzar a ser una mujer de verdad.

[GAY] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [TESTÍCULOS] [TRANSEXUAL]


Categoria: Gay      Autor: DarkSoul





Daria que en realidad era Daniel quería ser mujer desde los 12 años, ahora de 20 años había logrado gracias a ingerir periódicamente hormonas femeninas desarrollar uno lindos senos copa C36 coronados por dos pezones rosaditos, caderas estrechas que remataba en un par de nalgas supremo, que cualquier hombre volteaba a velas cuando iba por la calle en diminutas faldas o ajustados pantalones, su piel también era muy suave, con rasgos muy femeninos en su rostro en donde sus carnosos labios resaltaban de inmediato, pero Daria no era una mujer aun le colgaba algo entre sus piernas que constantemente se lo recordaba.

En el mejor de los casos ella era un travesti, aunque se consideraba a su mismo como una mujer no lo era, para colmo de males sus huevos como pene era enormes lo que le dificultaba ocultarlos usando ropa interior femenina, el usa de tangas que tanto deseaba le estaba restringido ya que sus grandes huevos se desparramaban por los lados de la prenda y ni hablar de su pene que el pequeño triangulito de tela de la prenda no podía contener, poco a poco Daria se fue introduciendo en el mundo de los travestis de las ciudad.

Fue así que conoció a Luna una hermosa pelirroja con un cuerpo similar al de Daria pronto ambas se hicieron amigas, más que amigas pues pasaron muchas noches juntas, en las que tuvieron grandioso sexo Luna además de tener grandes huevos poseía un pene monumental que en erección era aun mas grande que el de Daria, largo circuncidado de uno 27 cm en completa erección que a Daria le gustaba sentir complemente dentro de ella, taladrándole sus entrañas, fue Luna la que le hablo de Adriana, una travesti como ellas que se dedicaba a cumplir el suelo de muchas de convertirse en una mujer de verdad.

Daria le insistió mucho a Luna para que la llevase para que le presentara a Adriana pero Luna no quería decía que adoraba sentir la dura erección como huevos de Daria mientras la estaba penetrando, que le gustaba sentir como su cuerpo se estremecía mientras Daria se venía abundantemente mientras la estaba penetrando, pero Luna cansada de los insistentes ruegos de Daria termino por aceptar su petición por lo que concento una cita con Adriana para dos semanas más tarde, luego de meses de ruego de Daria.

Los días para Daria pasaron luego de aquella buena noticia muy lentamente, deseando que llegase aquella fecha, en el inter, Luna no desaprovecho noche alguna para penetrar hasta el cansancio a Daria que en ningún momento se negó a los deseos de Luna en primera porque tenía miedo que ella se arrepintiera de que la presentara con Adriana y en segunda porque deseaba poder gozar todas las veces que pudiera aun con su pene y huevos intactos entre sus piernas, sabría que sus días como travesti intacto estaban cerca de terminar y quería gozar todo lo posible antes de que eso ya no fuese posible.


** ** ** ** ** ** **

El tan ansiado día por fin llego Daria acompañada de Luna que conducía el vehículo llegaron hasta la gran puerta de hierro forjado que era la entrada de una gran mansión de amplios jardines, ambas iban vestidas de forma muy elegantes, el auto se estaciono en la puerta de la gran mansión apenas bajaban del auto cuando Adriana vistiendo un minuto vikini en donde un gran bulto era más que visible en su entrepierna, salía a recibirlas luego de saludar a Luna casi como si fuera su hermana, ella le presento a Daria. 

Adriana dijo que estaba por ir a su sauna que si queríamos acompañarla Luna dijo “¡claro no veo porque no!” las tres se encaminaron a una habitación en donde se desnudaron sus grandes penes eran más que evidentes, los cuales estaban completamente depilados, Adriana tenía un pene enorme aun en erección casi del mismo tamaño que el de luna o incluso más grande, ya en el sauna el calor poco a poco fue encendiendo los ánimos de las tres, Luna comenzó a masturbar el pene de Daria mientras ella le daba una rica mamada a Luna, todo mientras eran observadas por Adriana quien dijo.

-“¡Vamos yo también quiero algo de diversión chicas antes del trabajo!”

Daria se saco el gran pene de Luna de su boca para ponerse pie, fue hasta donde estaba Adriana, con las piernas abiertas con su ostentoso pene ya en erección apuntando al techo, el cual ella tomo con una mano lo masturbo por unos segundos sintiendo su firmeza como dureza, antes de llevárselo a la boca, para comenzar darle una rica mamada, Adriana gimió, mientras ella misma comenzó a jugar con sus ya duro como erectos pezones, Luna no tardo en unirse a la fiesta para hacer un trió.

Luna se coloco detrás de Daria, para restregar su gran erección entre sus nalgas, aquello duro varios segundos hasta que le abrió las nalgas para poco a poco ir introduciendo su gran erección por el culo de Daria, que solo cerró los ojos al sentirse penetrada de nuevo por su amante, sin dejar de chupar el gran pene de Adriana, pronto Luna gemía envuelta en un placer supremo mientras la penetraba a lo perrito como si Daria fuese en verdad una verdadera perra, con Luna apoyando una de sus piernas  sobre uno de los bancos de madera del sauna.

Los cuerpos de los tres bañados en sudor por el calor de la habitación, con el vapor envolviendo sus cuerpos, mientras los gemidos inundaban el sauna aquello supremo, luego de algunos placenteros minutos Adriana, aparto a Daria de su pene para ponerse de pie, le hizo una seña a Luna quien saco su pene del culo de Daria para ocupar el lugar de Adriana, quien penetro a Daria de una sola estocada puesto que su ano estaba completamente dilatado palpitando luego de la tremenda cogida que Luna le había dado Daria, quien gimió fuerte al sentir llena por el culo de nueva cuenta.  

Daria tomo el pene de Luna para comenzar a darle una mamada que la hizo comenzar a gemir de nueva cuenta, Adriana se movía dando círculos con cada embestida que le daba a Daria lo que hacía que su pene rosara una y otra vez su próstata de una forma que nunca antes sintió con Luna, su pene estaba palpitando arrojando liquido pre seminal a raudales de pronto Daria sin siquiera tocarse ni una sola vez su dura erección, se vino, tres potentes chorro de su espesa leche brotaron de su erección.

Mientras todo el cuerpo de Adriana tembló al ser sacudido por un tremendo orgasmo como pocas veces había sentido, su ano se contrajo con fuerza sobre el pene de Adriana que no dejaba de penetrarla y de pronto en medio de su intenso orgasmo Daria sintió como tanto Luna como Adriana se venían, Luna llenado su boca de su ya rica leche mientras Adriana le llenaba sus entrañas con su cálida y hasta donde pudo sentir muy espesa leche, fueron cuatro grandes chorros los que llenaron sus intestinos que la hicieron estremecer como nunca antes.

Los tres quedaron abrazados acariciando con el pene aun palpitante de Adriana dentro de Daria, con los tres cuerpos jadeantes, bañados literalmente en sudor, se quedaron un largo rato ahí el pene de Adriana poco a poco fue perdiendo firmeza hasta que termino de salirse, cuando eso sucedió una gran cantidad de semen broto por el aun palpitante ano de Daria para escurrir por su nalgas, luego de un rato de besos y caricias pasaron los tres a un amplio baño en donde tomaron una refrescante ducha, que retiro de sus cuerpo hasta el último rastro de sudor o semen que aun hubiese en sus cuerpos.  


** ** ** ** ** ** **

Luego de baño los tres fueron hasta una sala que parecía una sala de operaciones aun desnudos entonces Adriana dijo. “¿Que va a ser Daria?, ¿Pene o testículos?”, Daria se quedo perpleja ante tal pregunta pero su pene reacciono por sí solo, tornándose más duro que nunca antes lo que le causo una gran vergüenza tanto Luna como Adriana rieron al ver el rostro de Daria quedar rojo como un tomate, pero Daria tranquilizo a Daria diciendo que no sintiera pena que aquella reacción era algo normal en alguien que estaba por ser castrado.

Escuchar esa palabra excito mucho a Daria por lo que dijo “testículos”, Adriana solo sonrió antes de decir “¡que así sea!”, pocos minutos más tarde Daria ya estaba bien sujeta en la mesa de cirugía, con las piernas sobre estribos, Adriana le había aplicado un buena dosis de un anestésico local por lo que cuando realizo el largo corte sobre el escroto de Daria ella apenas sintió algo, grácilmente Adriana movía sus manos, siendo ayudada por Luna, que al igual que Adriana tenía una tremenda erección mientras observaba como los testículos de Daria eran extraídos uno a uno del interior de su escroto.

Pronto ambos testículos de Daria estaba fuera de su escroto Adriana procedió primero a eliminar toda la piel que ya no iba a ser necesaria, dejando los dos testículos colgando entre las piernas de Daria hasta que uno a uno los fue cortando, primero con un bisturí eléctrico cortaba los conductos que los unían al cuerpo de Daria, al mismo tiempo este bisturí cauterizaba la herida que producían al mismo tiempo que cortaba, Adriana colocaba algunos puntos solo por seguridad antes de coloco lo que quedaba del cable de nuevo en la entrepierna.

Cuando cada uno de los testículos fueron cortados Adriana, suturo usando la piel restante, colocando pequeños puntos apenas perceptibles auto absorbentes, para cuando termino de realizar el procedimiento los tres se me habían corrido de nuevo el abdomen de Daria estaba lleno de la que sería la última leche que arrojaría por el resto de su vida, tanto Daria como Luna pasaron los siguientes dos días en aquella mansión solo para verificar que no hubiese complicaciones, Daria dejo aquel lugar muy contenta sintiéndose más liviana y aliviada como nunca antes en su vida llena de alegría como de vitalidad, se sentía más femenina.


** ** ** ** ** ** **

Un año más tarde Daria estaba muy contenta, su pene se había encogido a un tamaño tan pequeño que por primera vez luego de años de desearlo podía usar pequeñas tangas, sin que le fuese incomodas, además no se le notaba ningún paquete cuando las usaba, ella le estaba insistiendo a Luna de nuevo que aun estaba a su lado para que lo llevase con Adriana para que eliminara su pene, pues deseaba por fin ser una mujer completa, tenía el dinero para someterse a una operación de cambio de sexo pero Luna aun lo dudaba.

De algo Daria estaba segura pronto ya ninguno de los sabría “Quién era Quién”. 



http://relatos-de-eunucos.blogspot.com





Imagen que Inspiro está Historia.



Autor: Darksoul       Mail: darksoulpgm@gmail.com

QUEJIDOS PLACENTEROS

Sandra era una ex miembro de las fuerzas de inteligencia del país, experta en antiterrorismo, artes marciales, armas e interrogación, además era una belleza de mujer con tetas grandes, cadera estrecha y nalgas de infarto que acompañaba con una boca de labios sensuales, ojos claros con una larga cabellera negra que le llegaba casi hasta la cintura, ella sabia como tratar con esas sabandijas......


QUEJIDOS PLACENTEROS
Sandra era una ex miembro de las fuerzas de inteligencia del país, experta en antiterrorismo, artes marciales, armas e interrogación, además era una belleza de mujer con tetas grandes, cadera estrecha y nalgas de infarto que acompañaba con una boca de labios sensuales, ojos claros con una larga cabellera negra que le llegaba casi hasta la cintura, ella sabia como tratar con esas sabandijas. Brayan y Kevin estaban por experimentar un enorme placer como dolor como nunca imaginaron.

[ADOLESCENTE] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [TESTÍCULOS] [TORTURA]  


Categoria: Adolescente      Autor: DarkSoul





Aquella pequeña pandilla conformada por jóvenes adolescente de entre 14 y 18 años habían estado aterrorizando a aquel pequeño sector comercial de la ciudad, los propietarios de los pequeños comercios habían perdido a la mayoría de sus clientes habituales por el temor a ser asaltados al ir por ese rumbo, también ellos habían sido asaltados en contadas ocasiones, incluso algunos estaban siendo extorsionados para pagarles protección, aquello llego a su punto culminante cuando una de esos negocios fue incendiado cuando el dueño se negó a pagar por protección lo que llevo a los locatarios a tomar una decisión.

En una junta se discutió dos posibilidades cerrar los negocios o contratar a un profesional que se encargara del problema ya que la policía parecía no querer hacer nada al respecto, la votación fue casi unánime en su mayoría votaron por contratar a alguien, cosa que sucedió algunos días después, la encomienda era hacer que esos pandilleros se fueran para siempre de ese sector de la ciudad de una forma u otra, el encargado era una mujer de unos 35 años experta en esos caso quien les garantizo a los locatarios que en dos semanas a lo sumo ya no volverían a ver a ninguno de los pandilleros.

Sandra era una ex miembro de las fuerzas de inteligencia del país, experta en antiterrorismo, artes marciales, armas e interrogación, además era una belleza de mujer con tetas grandes, cadera estrecha y nalgas de infarto que acompañaba con una boca de labios sensuales, ojos claros con una larga cabellera negra que le llegaba casi hasta la cintura, ella sabia como tratar con esas sabandijas por lo que paso los siguientes tres días espiando a los pandilleros hasta descubrir cuáles eran sus líderes, quienes resultaron ser unos chico de 16 y 17 años respectivamente.

Ambos adolescentes eran huérfanos fugados de un orfanato estatal, luego de escapar formaron una pandilla con otros chicos de la calle y pronto vieron que era fácil vivir robando, asaltando y extorsionando a los indefensos locatarios de aquel lugar, todos ellos vivían en un edificio abandonado, no muy lejos de donde realizaban sus fechorías entrar en ese sitio seria un problema eran cerca de 300 adolescente aun con todo su entrenamiento Sandra sabía que no podría con 300 enojados adolescentes, por lo que ideo un plan para lidiar con los lideres Sandra sabia que sin ellos los demás se dispersarían.

Por algunos días más Sandra siguió cada uno de los movimientos de los dos jóvenes, descubrió que ambos acudían a unos baños no lejos de aquel edificio abandonado los martes y sábados, para bañarse adecuadamente pues en el edificio no contaban con agua corriente, iban solos pues les gustaba chapotear en las piletas de los baños iba a una hora en la que no había nadie a eso de las 11:00 AM, al siguiente sábado Sandra se coló en los baños media hora antes de la llegada de los adolescentes, que llegaron a la hora más o menos de costumbre.


** ** ** ** ** ** **

Ambos se despojaron de su pantalón para quedar en bóxer de esos ajustaditos, estaban animadamente platicando sin esperar problemas los dos adolescentes de pronto antes de que pudieran seguir desvistiéndose Sandra salió para dispararles con una pistola de dardos tranquilizantes los dos adolescentes cayeron segundos después completamente inconscientes por el tranquilizante inyectado en sus cuerpos, que los dejo completamente indefensos a merced de Sandra que uno a uno los saco de aquel baño para meterlos sin ser vista a una amplia camioneta negra para llevarlos a una bodega del otro lado de la ciudad.

Ambos adolescentes se despertaron horas después en una habitación con los ojos vendados y las manos amarradas a la espalda aun estaban en bóxer con sus camisas pero descalzos como si aun estuvieran en los baños, de pronto se escucho una muerta metálica rechinar al abrirse, se escucharon pasos acercarse a ellos y el mayor de ellos de nombre Brayan de 17 años fue tomado de los cabellos y una pistola le fue colocada en la sien lo que lo puso muy nervioso pero mostrando temple no dijo nada solo apretó los labios, esperando el disparo, creo que era su final.

Brayan como Kevin que era el nombre del otro chico de 16 años escucharon como el arma de Sandra se martillo, ella les dijo a ambos chicos “ahora van a hacer mis juguetes sexuales niéguense y morirán en el acto, háganme gozar y les prometo que vivirán, otra cosa gocen porque puede que no pueden volverlo a hacer”.

-¿ENTENDIERON?

Sandra grito, ambos adolescentes asintieron con la cabeza en señal de que comprendían, ella enfundo el arma para primero bajarle un poco el bóxer de Brayan que dejo su pene como huevos al desnudo, luego hizo lo mismo con el bóxer de Kevin.

Sandra se coloco entre ambos adolescentes para tomar sus penes sin circuncidar con sus manos, comenzó a masturbarlos, de forma lenta al principio pero poco a poco fue subiendo su ritmo, los prepucios de ambos jóvenes cubrían para casi de inmediato descubrir sus hinchados glandes que no tardaron en comenzar a filtrar liquido pre seminal, al cabo de unos pocos minutos Kevin el más joven de los dos lanzo un gemido en verdad hondo de placer lo que le indico a Sandra que ambos estaban listos para la siguiente etapa de su plan maquiavélico.

Sandra estaba casi desnuda apena con botas y una péquela tanga, con sus tetas al aire, hizo poner a ambos adolescentes uno frente a otro para ella inclinarse, lo que hizo que la erección de Brayan comenzara a restregarse entre sus nalgas y el pene endurecido de Kevin quedase frente a su rostro, ella lo tomo y se llevo a su boca con una mano mientras con su otra mano hizo a un lado su tanga tipo hilo dental para tomar el pene de Brayan colocar la punta de su erección en la entrada de su vagina y dejo que la penetrara.

Los gemidos de ambos jóvenes no se hicieron esperar, ambos estaban gozando con Kevin que aunque no era virgen para ese momento si era su primera mamada por otro lado Brayan gozaba de penetrar aquella húmeda cavidad femenina, de tanto en tanto Sandra se sacaba el pene de Kevin de su boca para gemir de placer pues ella también estaba gozando, luego de algunos minutos cambio de posición ahora era Kevin quien la penetraba su pene no era tan largo como el Brayan pero era más firme, mientras que Brayan gozaba de la boca de Sandra.

Kevin fue el primero en venirse, inundando la boca de Sandra de su caliente leche, Sandra no tardo en sentir como el pene de Brayan que no dejaba de entrar y salir de su vagina, comenzó a tener contracciones, mientras continuaba chupando el pene de Kevin que apenas podia mantenerse en pie luego de su gran orgasmo, Brayan se vino dentro del sexo de Sandra, gimiendo sonoramente, mientras llenaba su vagina de su semen que hizo que Sandra se sacara el pene de Kevin de su boca para dar un largo gemido, sintiendo como un orgasmos invadía todo su sensual cuerpo.


** ** ** ** ** ** **

Cuando Sandra termino de limpiar los restos de semen en ambos penes les volvió a subir sus bóxer a los adolescentes para conducirlos a un rincón en donde una varilla de metal estaba firmemente anclada a las paredes hizo que los adolescentes se sentaran detrás de la varilla para asegurar sus tobillos s la varilla lo que dejo sus plantas de sus pues desnudos frente a ellos les descubrió los ojos y tomo una largo látigo semi rígido para regresar a donde estaban apenas cubierta con una máscara y una tanga que hizo que ambos adolescentes se le quedaran mirando fijamente.

Cuando de pronto Sandra con una enorme sonrisa en sus labios comenzó a azotar las plantas de sus pies desnudos con el largo látigo, lo que hizo que ambos jóvenes dieran un largo grito de dolor, que no pudieron contener más por la sorpresa que por el dolor, que aunque fue intenso no era nada que no pudieran soportar, Sandra continuo con los azotes, con cada nuevo golpe el látigo impactaba las cuatro plantas al mismo tiempo, Kevin gruñía mientras Brayan apretaba los dientes para tratar de no emitir sonido alguno.

Los latigazos se prolongaron por horas al final las plantas de los pies de ambos adolescentes quedaron hechas pedazos con trozos de piel colgando de ellos, con sangre chorreando de heridas profundas como dolorosas, Sandra entonces tomo a Brayan, quien ayudo a ponerse de pie, desamarrando su tobillos el adolescente apenas y podía sostener de pie, le desato las manos pero solo para volverlas a amarrar para elevar al joven por los brazos Brayan apenas podía tocar el suelo con la punta de su pies, Kevin se quedo mirando toda la escena con una mirada de terror en su rostro.

Sandra fue hasta la mesa donde dejo el látigo para tomar un reluciente burdizzo Brayan se quedo viendo la reluciente herramienta sin saber para lo que servía en ese momento, de pronto Sandra le vuelve a bajar su bóxer esta vez hasta los tobillos, ella manipula su escroto para colocar la parte alta de su escroto entre las mandíbulas abiertas del burdizzo ella mira a Brayan a los ojos, aquel contacto visual dura apenas unos dos o tres segundos pero para ambos pareció ser una hora cuando súbitamente Sandra cierra las mandíbulas del burdizzo, aplastando los conductos internos que unen los testículos de Brayan al resto de su cuerpo.

Brayan siente todo su cuerpo tocado por un rayo, grita y se sacude con violencia ante la mirada aterrada de Kevin que grita “DELAJO MALDITA PUTA”, Sandra lo mira con una mirada de odio total para decirle “¡no comas ansias sigues tu!” Sandra mantiene cerradas las mandíbulas del burdizzo sobre el escroto de Brayan hasta que este pone los ojos en blanco y se desmaya por el dolor, cuando retira el burdizzo sobre el escroto del adolescente una visible línea roja recorre toda la parte alta de su escroto, con su pene en completa erección apuntando al techo.

Sandra deja el burdizzo sobre la varilla de metal para ir por Kevin, pocos minutos después en los que el forcejeo con ella, ya estaba igual que Brayan colgando de sus brazos con su bóxer hasta los tobillos, sangra entonces comenzó a acariciar su escroto sintiendo el miedo del adolescente, le apretaba los huevos de vez en cuando, mientras le decía “vas a hacer un lindo eunuco”, Kevin se sacudía con desesperación pero por más que lucho poco pudo hacer para que Sandra terminara por colocar las mandíbulas de la reluciente herramienta en la parte alta de su escroto.

Sandra fue cerrando las mandíbulas del burdizzo poco a poco, cuando Kevin sintió que comenzaban a apretarse sobre su escroto, cambio de actitud comenzó a suplicarle a Sandra “¡POR FAVOR, POR FAVOR NO LO HAGAS HARE LO QUE SEA PERO NO LO HAGAS!”, Kevin gritaba con desesperación, pero ella no hizo caso cerro las mandíbulas del burdizzo con fuerza haciendo que el adolescente diera un alarido de dolor como de terror, ella mantuvo bien cerradas las mandíbulas hasta que Kevin puso los ojos en blanco hasta que se desmayo por el dolor indescriptible que estaba sintiendo en ese momento.


** ** ** ** ** ** **

Brayan y kevin fueron arrojados desnudos a las afueras del edificio que compartían con el resto de su pandilla, con una nota prendida en sus tetillas con un alfiler de seguridad, que había perforado su tetilla la cual sangraba, “sigan aquí y todos terminaran como ellos castrados y azotados”, aquella táctica de intimidación dio resultado sobre los impresionables adolescentes que sobre todo adoraban tener sexo y por nada del mundo iba a poner en riesgos sus huevos pene por aquel lugar de mierda.

Kevin y Brayan se recuperaron para encontrar que su pandilla se había ido ambos comenzaron a trabajar en un crucero lejos de ese sector de la ciudad, sus alguna vez viriles penes pronto perdieron toda fuerza vital, perdiendo cualquier capacidad de erección que alguna vez tuvieron, tampoco volvieron a caminar bien, Kevin caminaba arrastrando su pierna derecha lo mismo que Brayan pero en el caso de Brayan el arrastre era más notorio, los comerciantes que contrataron a Sandra con gusto pagaron los honorarios de ella, al ver que la pandilla que los azoro en el pasado se había marchado, pero pese al dinero a  Sandra

Ella adoraba aun más escuchar una y otra vez los ruidos que esos adolescentes hacían mientras eran torturados pero sobre todo le gustaba oír los ruidos que hacían cuando eran castrados aquellos ruidos para ella era en verdad “Quejidos Placenteros”.


http://relatos-de-eunucos.blogspot.com

     



Imagen que Inspiro está Historia.



Autor: Darksoul       Mail: darksoulpgm@gmail.com

QUINTO Y AGRIPA

Roma año 60 D.C. la cuidad estaba en plena expansión y era el centro del mundo ahí llegaban a diario miles de productos procedentes desde los más recónditos rincones del imperio, entre esos productos una buena dotación de esclavos, para ser vendidos en el mercado de esclavos, en subastas, arreglos o pedidos directamente por un comprador, Agripa era la hija mayor de un poderoso como influyente senador romano casada muy joven con un rico comerciante que murió repentinamente......


QUINTO Y AGRIPA
Roma año 60 D.C. la cuidad estaba en plena expansión y era el centro del mundo ahí llegaban a diario miles de productos procedentes desde los más recónditos rincones del imperio, entre esos productos una buena dotación de esclavos, para ser vendidos en el mercado de esclavos, en subastas, arreglos o pedidos directamente por un comprador, Agripa era la hija mayor de un poderoso como influyente senador romano casada muy joven con un rico comerciante que murió repentinamente. Ese día ella estaba en busca de un nuevo esclavo que la complaciera sexualmente.


[HETERO] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [TESTÍCULOS] [FEMDOM] [ESCLAVITUD]



Categoria: Hetero      Autor: DarkSoul





Roma año 60 D.C. la cuidad estaba en plena expansión y era el centro del mundo ahí llegaban a diario miles de productos procedentes desde los más recónditos rincones del imperio, entre esos productos una buena dotación de esclavos, para ser vendidos en el mercado de esclavos, en subastas, arreglos o pedidos directamente por un comprador, Agripa era la hija mayor de un poderoso como influyente senador romano casada muy joven con un rico comerciante que murió repentinamente de causas desconocidas mientras realizaba un viaje de negocios ella heredo su gran fortuna como negocios.

Agripa enviudo joven a los 19 años ya con dos niños por lo que no tenía que preocuparse por su descendencia pero siendo tan joven deseaba seguir disfrutando de los placeres del sexo que su difunto esposo le había enseñado, fue entonces que comenzó a comprar esclavos hombres bien dotados que la complacieran sexualmente, cuando se aburría de ellos lo vendía a buen precio a alguna de sus amigas deseosas de sentir los mismo placeres que ella para ese momento Agripa ya de 30 años era una mujer rubia de grandes senos como amplias caderas con mucho experiencia, con sus hijos ya adolescentes.

Aquella Mañana ella caminaba con sus guardias y sus dos esclavas de mayor confianza por el concurrido mercado de esclavos iba en busca de un nuevo hombre que la pudiera complacer ella deseaba un macho bien dotado cuyo virilidad le llegase hasta lo más profundo de su órgano femenino, deseaba sentirse llena por completo, su vagina ya no era tan apretada como en el pasado por lo que necesitaba de un pene grueso y largo para poder hacer que sienta el mismo placer que antes, luego de buscar y buscar por un par de hora por fin sus ojos encontraron los que buscaba.

Un comerciante ya de edad avanzada muy gentil le ofreció a Agripa tocar la mercancía lo que ella acepto sin vacilación alguna despojo al encadenado hombre de la única prenda que lo cubría para dejar al descubierto un gran par de huevos, coronados por un pene largo como grueso sin circuncidar que pese a estar en estado de reposo se notaba que era grande, Agripa no lo duro y pago el precio que el comerciante le pidió sin regatear ni un solo talento, esa tarde el nuevo esclavo ya estaba en la amplia casa de Agripa siendo bañado por una de sus esclavas de confianza.

Aquel hombre fue en el pasado un fiel soldado cuya nación sucumbió ante la imparable maquinaria Bélica romana, era alto de cuerpo atlético con abdominales marcados, pelo en pecho y cabello castaño, Agripa dio órdenes para que le llamasen Quinto, a ella nunca le habían gustado los nombres barbaros, como el que llevaba el ahora Quinto, mientras era bañando el joven hombre de 26 años trato de juguetear con la esclava pero cuando la despojo de su túnica descubrió una cruel verdad, sus senos como su sexo habían sido quemados y mutilados horriblemente sintió pena por esa bella mujer y no intento nada más


** ** ** ** ** ** **

Dos horas después ya con el solo oculto Quinto fue llevado a una lujosa habitación él nunca había estado en un lugar como ese, se sentó sobre la cama para descubrir que era muy suave jamás había sentido algo así en su vida, de pronto una puerta se abrió y Agripa portando un exuberante vestido color verde tenue entro cerrando la puerta detrás de ella, para quedarse viendo al hombre que desnudo la observaba desafiante sin sentir temor alguno.

Aquella mirada solo hizo que ella se excitara aun más de lo que ya estaba en ese momento, se acerco a donde estaba Quinto estaba libre de querer podía hacerle daño a ella pero eso no le importo mientras se acercaba se fue despojando de sus finas ropas, hasta llegar a donde estaba, cuando eso sucedió Agripa ya estaba completamente desnuda ante el aquel hombre cuyo pene reacciono alzándose, su prepucio rosado broto de entre su prepucio para quedar hinchado ante Agripa que se le quedo viendo complacida por lo que vía, Quinto estaba como hipnotizado se quedo sentado en la orilla de la cama sin saber qué hacer.

Agripa se inclino para besar al desafiante hombre en los labios, cosa que lo sorprendió pero no tanto como sentí la mano de su dueña sobre su endurecido miembro viril que comenzó a mastúrbalo, cuando Agripa se separo de los labios de Quinto ella comenzó a bajar por su cuello, velludo pecho, abdomen hasta llegar a su entrepierna, con donde se llevo su dura erección la cual ya emitía abundante liquido transparente de la punta a su boca, Agripa se trago su virilidad casi por completo, Quinto sentí la respiración de ella sobre su vello púbico.

Aquello era algo nuevo para el hombre nunca antes una mujer se la había chupado, las mujeres de su nación consideraban una vulgaridad tener el miembro de un hombre en sus bocas pero aquella romana se lo estaba chupando sin poderse contener Quinto comenzó gemir de placer, mientras sus manos se fueron a ambos lados de la cabeza de su dueña para poder regular el ritmo en que se metía como sacaba su pene de su boca, mientras que una de sus manos acariciaba su fuerte torso otra jugaba con sus grandes como pesados huevos.

Aquello era la gloria Quinto nunca imagino que aquello se sintiera tan bien, la lengua de Agripa se enrollaba en el largo tronco de Quinto mientras iba entrando hasta su garganta, para luego concentrar toda la atención sobre su glande cuando estaba de salida, lo que hacía retorcer como gemir fuerte al macho, sin que pudiera contenerse, aquello se prolongo por algunos minutos hasta que Quinto no pudo contenerse por más tiempo y exploto una gran carga de su leche viril fue a dar directamente al estomago de Agripa que se bebió toda su espesa leche sin vacilación.

Quinto quedo tendido en la cama, jadeante muy agitado había sido un intenso orgasmo lo que había sentido, sin embargo su pene, todo empapado de la saliva de su dueña como de su semen seguía aun duro, sin haberse ablandado en lo más mínimo, de pronto Quinto sintió como Agripa se le subía encima, tomando su pene para llevárselo a su peluda vagina, que fue entrando poco a poco, hasta el fondo, ella gimió en ese momento posando sus manos sobre el fuerte pecho de Quinto quien también gimió al sentir su pene bien abrigado por el cálido como húmedo sexo de su dueña.

Agripa sin perder tiempo comenzó cabalgarlo, con fuerza, salvajemente sus grandes tetas se movían en todas las direcciones sin parar, Quinto no resistió la tentación de tomarlas con sus manos para apretarlas fuertes lo que hizo que Agripa diera un hondo gemido de placer, mientras sus nalgas seguían subiendo y bajando, con el pene de Quinto entrando y saliendo de su sexo, con sus grandes huevos revotando con cada nuevo sentón contra sus nalgas, Agripa se vino tres veces de forma intensa, bañando el pene como huevos de Quinto en cada ocasión antes de que Quinto se corriera por segunda vez dentro de ella.

Fueron tres grandes chorro de su espesa leche quienes inundaron la vagina de Agripa, que hicieron que de nuevo ella gimiera hondo al sentir un fuerte orgasmos, que hicieron que sus pezones quedasen tan duros que Quinto pensó que iba a estallar de lo erectos como duros que quedaron, ella se desplomo sobre el pecho de Quinto cuando su orgasmos se fue difuminando con sus piernas temblando y las paredes de su vagina se contraían fuertemente alrededor del pene de Quinto que aun estaba dentro de ella, lo que le produjo un estremecimiento placentero.


** ** ** ** ** ** **

Aquello fue el inicio de un gran como delirante tiempo que se prolongaría por varios meses pero Quinto odiaba a los romanos, su odio comenzó a aflorar al cabo de unos meses cuando la novedad del buen sexo con su dueña fue pasando, poco a poco fue planeando una pequeña rebelión con los otros esclavos de la casa de Agripa pero su conspiración fue descubierta por una de las esclavas fieles a Agripa quien ordeno que Quinto fuese llevado al patio más atrás de la casa donde fue crucificado con las piernas flexionadas hacia arriba dejando sus grandes dotes sexual desprotegidos.

Una cuerda fue amarrada firmemente en la base del escroto de Quinto la cual fue amarrada a un aro a unos 25 cm de donde colgaban naturalmente estirándolos levemente hacia abajo, Quinto paso toda una noche en esa posición sediento y adolorido hasta que en la tarde del día siguiente Agripa se apareció en pocas ropas para sentarse justo donde estaba, Quinto le mostro la misma mirada desafiante a su dueña que le mostro aquella noche que tuvieron sexo por primera vez, pero esta vez Agripa no sentía excitación sino enojo al ver el desafió del que se había vuelto su esclavo favorito.

No hubo palabras Agripa desato la cuerda del aro para comenzar a jalar la cuerda hacia abajo hacia abajo con su mano izquierda mientras con su mano derecha comenzó a pasar la punta de un afilado cuchillo sobre el pene de Quinto que pronto quedo totalmente en erección de nuevo, pasados unos minutos Agripa ya tiraba fuertemente de los huevos de Quinto ya con varias cortadas leves pero dolorosas en su pene, Quinto se revolvía de dolor aunque evitaba mostrar dolor no quería darle ese gusto a Ella.

Agripa molesta le dijo, “te voy a enseñar se sumiso con tus Amos, maldito Bárbaro”, acto seguido ella tomo el pequeño cuchillo que tenia para realizar un pequeños cortes por encima del nuco que apresaba sus huevos en su escroto, su pene palpito fuerte al sentir como ella realizaba los cortes sin poder evitarlo Quinto tuvo que gritar aunque trato con todas sus fuerzas de no hacerlo pero el dolor simplemente era descomunal, como jamás antes había sentido.

-“AAAAAAAAAAAHHHHHHHH”.

Quinto se revolvía de dolor, con la sangre ya chorreando por sus huevos, Agripa dejo el cuchillo a un lado y comenzó a jalar la cuerda con ambas manos, lo que comenzó a desgarrar la piel del escroto de Quinto dolorosamente.

Para ese momento Quinto ya no gritaba sino daba alaridos de dolor que eran escuchados hasta la calle, los esclavos de la casa se estremecieron al escuchar aquellos alaridos, Quinto comenzó a suplicar, doblegando su orgullo de hombre y guerrero pero el dolor era simplemente más fuerte que su fuerza de voluntad, sin embargo Agripa para ese momento estaba embriagada por el dolor del macho frente a ella sentía su vagina completamente empapada, ella tiro con más fuerza hasta que el escroto de Quinto termino por desgarrarse por completo.

Los dos huevos de Quinto quedaron desnudos, colgando ensangrentados sostenidos por los conductos que los unían a su cuerpo, sin la piel que siempre los había abrigado, Quinto se desmayo por el dolor, pero Agripa fue por un poco de agua con la que lo despertó de nuevo tomo sus grandes huevos, con una mano, jalándolos hacia abajo con fuerza, haciendo Quinto se retorciera de dolor entonces ella dijo con una voz que denotaba la gran cólera que estaba sintiendo en ese momento hacia su esclavo.

-“De ahora en adelante solo servirás para dar placer no para recibirlo”.

Agripa acerco su mano a los huevos de Quinto sosteniendo el cuchillo, ante la mirada de terror del macho que le suplicaba que no lo hiciera pero de nada sirvió, Agripa de un solo rápido movimiento castro a Quinto quien dio un gran alarido de dolor antes de volverse a desmayar, por lo que no escucho el gemido de placer de Agripa quien experimento un fuerte orgasmos que casi la hizo caer al suelo pues sus piernas temblaron fuertemente perdiendo casi toda su fuerza, con sus jugos brotando de su sexo en abundancia.

Agripa apenas alcanzo a escucha el alarido que dio Quinto cuando su herida fue cauterizada por un hierro al rojo vivo, Agripa fue a la cocina y les dio a su perros los huevos recién cortados de su alguna vez esclavo sexual favorito, luego dio órdenes que el fuese vendido a una de sus amigas depravadas quien seguramente daría buen uso de un eunuco en su casa, luego llamo a otro de sus esclavos para que tuviera sexo con ella pues el gran orgasmos que sintió la dejo con ganas de venirse de nueva cuenta, lo que hizo pensando en cómo su macho favorito dejo de serlo.


** ** ** ** ** ** **

Quinto fue vendido a una mujer que lo trataba como una bestia, obligándolo a lamerle su sexo luego que iba a orinar o su culo cuando defecaba, hasta dejarlo limpio, Quinto se volvió casi en un papel de baño más que en un esclavo sexual, su pene alguna vez majestuoso pronto perdió toda sensibilidad, dejo de tener las magnificas como duras erecciones que alguna vez tuvo, se le encogió y su cuerpo perdió tonalidad, incluso su voz se torno más femenina.

Luego de algunos meses fue vendido de nuevo ya obeso totalmente, para ser enviados a minas de hierro en donde terminaron sus días, muriendo en un derrumbe, mientras Agripa seguía disfrutando de los placeres de nuevos grandes penes de sus nuevos favoritos.



http://relatos-de-eunucos.blogspot.com       





Imagen que Inspiro esta Historia.



Autor: Darksoul       Mail: darksoulpgm@gmail.com

QUINBEL CRUEL

Los cuatro jóvenes soldados encabezados por su joven capitán, cabalgaron por los senderos del bosque a toda prisa, como si estuvieran siendo perseguidos por el mismo diablo, tenían prisa por salir de aquel tenebroso bosque, no miraban a atrás, fustigando a sus caballos para que fueran lo más rápido que pudieran agitados y temerosos......


QUINBEL CRUEL
Los cuatro jóvenes soldados encabezados por su joven capitán, cabalgaron por los senderos del bosque a toda prisa, como si estuvieran siendo perseguidos por el mismo diablo, tenían prisa por salir de aquel tenebroso bosque, no miraban a atrás, fustigando a sus caballos para que fueran lo más rápido que pudieran agitados y temerosos. En aquel bosque ellos perderían algo mas que precioso tiempo que se les agotaba.

[HETERO] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [PENECTOMIA] [NULIFICACIÓN] [TORTURA]


Categoria: Hetero      Autor: DarkSoul





Los cuatro guerreros debían llegar rápido al castillo del rey Alfred para informar de los movimientos del enemigo pero había un problema el enemigo había tomado todas las rutas al castillo, intentar abrirse camino por alguna de esas rutas significaría seguramente la muerte, en medio de los peores tormentos para extraer de ellos cualquier pista de información que pudieran tener,  solo una ruta quedaba  que aun no había sido tomada al castillo y era por aquel bosque, en la que ningún hombre se atrevía a entrar, en el vivía Quinbel una hechicera alfa que era muy temida pues le gustaba castrar a todo hombre que capturaba dentro del bosque.

Los cuatro jóvenes soldados encabezados por su joven capitán, cabalgaron por los senderos del bosque a toda prisa, como si estuvieran siendo perseguidos por el mismo diablo, tenían prisa por salir de aquel tenebroso bosque, no miraban a atrás, fustigando a sus caballos para que fueran lo más rápido que pudieran agitados y temerosos, con sus corazones latiendo aceleradamente con cada zancada que sus caballos daban, se sentían aliviados al saber que estaban más cerca de salir de aquel antiguo bosque, cuando de pronto sus más oscuros temores se hicieron realidad.    

Una niebla espectral poco a poco comenzó a rodear a los jinetes que no dudaron en apresurar el paso pero no pudieron burlar a la niebla que pronto los rodeo por completo, lo que los obligo a detenerse al no poder ver más allá de un metro de sus narices, ahora iban a pasito a pasito, tratando de ubicarse entre toda esa niebla de un olor peculiar, la cual estaban respirando, de pronto se escucho un gemido seguido de un golpe seco, uno de ellos cayo de su caballo inconsciente los otros tres no tardaron en perder el sentido segundos más tarde.

La niebla de disperso pocos segundos más tarde, los cuatro hombres fueron rodeados por elfos que con risas levantaron a los soldados humanos del suelo, para transportarlos por el bosque amarrados como si fueran jabalís cazados hasta un profundo claro del bosque en donde cada uno de ellos fue despojado de sus ropas hasta dejarlos completamente desnudos, fueron colocados sobre un ancho tronco sobre el suelo sobre sus abdómenes, sus manos fueron atadas por las muñecas y aseguradas por debajo del pesado tronco sus tobillos fueron amarrados lo que dejo sus piernas juntas con sus huevos y pene sobre saliendo por detrás de sus piernas.


** ** ** ** ** ** **

Poco a poco los cuatro soldados se fueron despertando, de su inducido sueño, pronto se dieron cuenta que estaban amarrados y desnudos, no vieron nadie a su alrededor por lo que comenzaron a luchar para tratar de soltarse no sabían cuanto tiempo había pasado, pero era tiempo precioso que no se podían dar el lujo de perder, pero mientras más luchaban contra sus ataduras más parecía que estas se apretaban, sobre sus brazos y piernas, por lo que tuvieron pese a no quererlo que desistir de sus intentos de soltarse.

Una voz se escucho detrás de los ellos de repente, una elfa muy hermosa con sus grandes senos al descubierto lo mismo que el resto de su cuerpo con su larga cabellera rubia estaba detrás de ellos observándolos, con una mirada maliciosa en su mirada, ella tenía una rama larga en una mano y en la otra tenía una daga de acero virdilino el mejor acero del mundo que todo guerrero quisiera tener de no ser tan costosas las espadas de ese acero, ella luego de que llamo la atención de los cuatro dijo.

-“¡Soy la reina Quinbel!”
-¿Qué hacen cuatro jóvenes humanos tratando de cruzar mis dominios sin mi permiso?

Los cuatro hombres temblaron al escuchar el nombre de la bella elfa, pero se inquietaron más al escuchar su pregunta, el capitán y líder de los cuatro respondió casi de inmediato.

-“Mi señora mil perdones por pasar por sus dominios sin avisar pero llevamos prisa, debemos llegar al castillo de mi señor el Rey Alfred lo antes posibles es de vital importancia que lo hagamos, estoy seguro que el rey sabrá compensar su comprensión y cualquier molestia que le pudimos ocasionar al pasar por sus dominios sin permiso mi señora”.

Bueno capitán, estoy segura que no fue su intención pasar por mis dominios sin permiso, sin embargo, por ley cualquiera que pase por el bosque sin mi permiso deberá pagar un precio que no es en dinero sino en carne, aunque no creo que a ustedes les vaya a gustar micho, además deben ser castigados para que recuerden nunca más volver a pasar por este bosque sin mi permiso.

En ese momento la reina Elda  comenzó a pelar la corteza de la rama como las ramitas menores con su afilada daga con una sádica expresión en su bello rosto, mientras los jóvenes soldados la observaban angustiados.

El capitán mientras la Reina seguía pelando la rama trato de conciliar, “Su majestad por favor no nos castigue cometimos un error pero fue por nuestra desesperación de llegar con nuestro señor, por favor libérenos sin daño alguno y nuestro rey estoy seguro que la recompensara generosamente”.

-“Capitán precisamente, su desesperación es por lo que deben pagan lo siento pero no puedo acceder a liberarlos, no sin el adecuado castigo si lo hiciera yo sería destronada por mis súbditos que me observan, bueno esto ya esta hora de la diversión”.

-“¡Capitán pero prometo liberarlos apenas termine de castigarlos!”

La reina Quinbel se situó de tras de cada uno de los jóvenes soldados pasando sus manos sobre sus nalgas desnudas, empezando por las del capitán hasta terminar con la del soldado más alejado, cuyas blancas nalgas redonditas, tersas, como paraditas acaricio por unos segundos que hizo estremecer de gozo al soldado mientras le suplica a Dios que no le hiciera nada, cuando de pronto el dejo escapar un largo como ahogado grito que le hizo abrir los ojos al máximo al sentir cobre sus nalgas el primer golpe de la rama.

La reina Quinbel comenzó a azotar las nalgas del más joven de los soldados, quien comenzó a gemir y gritar de dolor mientras el capitán trataba con desesperación tratar de convencer a la reina de que se detuviera o que por lo menos lo castigara a él en vez que a sus hombre que solo cumplían órdenes después de todo,  ella descarga los azotes con violencia, dejando primero visibles marcas roja que pronto se volvían moradas para terminar negras, sin que ella dejase de azotar las alguna vez lindas nalgas del joven soldado que ya no gritaba solo se sacudía con cada nuevo golpe.

La Reina azoto las nalgas del joven hombre de apenas 23 años hasta que estaban sangrando y molidas virtualmente, que lo imposibilitarían para cabalgar por varias semanas, casi inconsciente, la reina como si todo el esfuerzo no la hubiese afectado se movió detrás del otro soldado que pronto comenzó a sentir los azotes de la rama sobre sus desprotegidas nalgas desnudas, uno a uno la Reina fue azotando sus nalgas hasta dejarlas sangrando, deformadas y adoloridas hasta que llego hasta el capitán de aquellos soldados que solo cerró los ojos a la espera del primer azote.

Pero la reina en vez de azotar sus bellas nalgas desnudas con la ensangrentada rama comenzó a acariciarlas suavemente, lentamente apretándolas por ratos, con deseo y pasión que hicieron comenzar a excitar pese a no desearlo al capitán, mientras sus hombres observaban sin moverse pues el más mínimo movimiento de sus cuerpos les provocaban fuertes dolores que los hacía morder el tronco sobre el que estaban, para no gritar de dolor.

La reina poco a poco fue bajando su mano hasta llegar a los expuestos huevos del capitán, los cuales acaricio con suavidad, haciendo que su pene diera un respingo involuntario al sentir como sus huevos eran acariciados.

De pronto los ojos del Capitán se abrieron grandes cuando de el brotó un gran alarido de dolor cuando la reina comenzó a azotarlo pero no en sus nalgas sino que ella comenzó a azotar su indefensos huevos, golpe a golpe el capitán sentía que estaba en el más horrible de los infiernos sintiendo dolor como nunca antes en toda su vida había sentido, los azotes con la rama continuaron hasta que el escroto del capitán estaban con tantas heridas sangrantes que solo tocarlo hacia que se arqueara y él diera un gran alarido de dolor.

La reina no dejo de azotar el escroto del capitán hasta que una gran herida en medio del mismo permitió ver sus dos huevos en su interior con su escroto sangrante y el desmayado por el terrible dolor que le hizo sentir, en ese momento la reina dejo caer la rama que chorreaba sangre para tomar su afilada daga e ir de nueva cuenta detrás del soldado más joven que luchaba para mantenerse despierto inmóvil para no sentir dolor alguno, con sangre chorreando por su piernas y con sus nalgas latiendo como si tuviese un corazón en cada una de ellas.

La reina alargo su mano entre las piernas del joven soldado que abrió los ojos grandes al sentir como sus huevos y pene fueron agarrados con fuerza, el movió la cabeza con cuidado para no mover su cuerpo para evitar sentir dolor, solo para ver como la reina elfa colocaba la afilada daga por debajo de sus genitales, iba a suplicar a implorar por su virilidad pero la reina no le dio tiempo de nada con un rápido movimiento de su mano, corto sus huevos y pene de forma precisa, el soldado dio un alarido y se desmayo.

Uno a uno la reina Quinbel fue anulando de la misma forma rápida y sin piedad alguna a cada uno de los otros soldados hasta llegar a donde estaba el capitán inconsciente aun, ella alargo su mano y apretó su escroto con fuerza, lo que hizo despertar al capitán de su letargo para dar un gran alarido de dolor, el apretón de la mano de la reina fue tan fuerte que sus dos testículos brotaron del interior de su saco de piel por la gran apertura entre ellos, en el sangrante escroto para quedar colgando por fuera de su escroto.

El capitán solo sintió como algo se desgarro en esa parte de su cuerpo, que le provocaba mucho dolor pero no sabía que era, la reina tomo uno de sus huevos con una mano, apretándolo con fuerza, con mucha fuerza lo que hizo que el capitán moviera su cabeza hacia atrás para dar un gran alarido de nuevo de dolor, la reina continuo apretando su testículos hasta que este no soporto la descomunal fuerza que la reina era capaz de imprimir en su mano y reventó, haciéndose mil pedazos en la palma de la reina que rio maliciosamente mientras el hombre se convulsionaba de dolor.

Aun con los restos del primer testículo reventado del capitán en su mano la reina Qunbel tomo su segundo y último testículos con su mano ensangrentada, al que le clavo sus largas uñas como garras que hizo gemir de dolor al hombre antes de comenzar a apretar su testículo, el pene del capitán en la más dura y grande que tendría por el resto de su vida exploto arrojando tres largas cuerdas de su espesa leche antes de que su ultimo testículo estallara en la mano de la reina, en ese momento el lanzo un alarido y su pene un chorro de sangre, antes de desmayarse por el dolor.

La Reina sin importarle que su víctima estuviera inconsciente, tomo el pene del desmayado hombre aun en erección chorreando sangre y semen de la punta, coloco su afilada daga por debajo y lo corto lo más próximo a la base, el cuerpo del hombre se sacudió al sentirse despojado para siempre de su miembro viril, la reina se levanto y se lo metió en la boca chupándolo, dándole una última mamada que el capitán no disfruto para luego arrojarlo al fango junto al resto de los órganos cortados de los otros soldado sin sentido también.


** ** ** ** ** ** **

Los cuatro hombre despertaron junto a una fogata como si ellos hubiesen acampado a las afueras del bosque, con sus caballos descansados y amarrados no muy lejos de donde estaban, al principio cada uno de ellos pensó que lo que paso había sido una pesadilla pero pronto se dieron cuenta que todos habían tenido el mismo horrible sueño, por lo que decidieron ver su entrepiernas con verdadero nerviosismo se bajaron sus pantalones para ver que sus entrepiernas estaban completamente lisas y curadas como si nunca hubiese habido algo ahí colgando.

El más joven de ellos y primero en ser cortado, estaba en shock total corrió hacia sus cosas y tomo una daga listo para clavársela en su pecho de no ser porque fue detenido por los otros tres hombres que tuvieron muchas dificultades para controlarlo, el capital insto a los hombre a que dejaran sus lamentos para después que debían llegar al castillo cuanto antes, ellos amarraron al más joven y lo subieron a su cabello para partir rumbo al castillo para terminar su misión por la que tuvieron que pagar un alto precio.

Los cuatro salieron a todo galope hacia el castillo pero al llegar dos días después se llevaron una desagradable sorpresa, este estaba reducido a cenizas, ellos habían perdido además de sus genitales seis meses de sus vidas, tiempo en que su rey y señor fue derrotado por el enemigo y su país reducido a cenizas conquistado para siempre.

Los cuatro terminaron viviendo en una choza, en donde guardaron celosamente sus uniformes y armas, dicha choza estaba fuera de las ruinas de los muros del castillo, cualquiera que se acercara al castillo era capturado, luego si no tenía una historia creíble del motivo del porque estaba ahí era castrado o ejecutado, para ellos todo el mundo se convirtió en un enemigo.

El ultimo en morir de los cuatro fue el más joven a la edad de 84 años, mientras yacía en su cama solo, sin poder levantarse de la cama por la alta fiebre que lo aquejaba, mientras se enterraba en su corazón, la misma daga con la que muchos años atrás intento acabar con su vida que en ese momento cumplía con ese cometido recordando a sus compañeros y como es que dejo de ser un hombre a manos de aquella reina elfa, sus últimas palabras fueron. 

¡Maldita, mil veces Maldita, Reina QUINBEL!



http://relatos-de-eunucos.blogspot.com




image host

Imagen que Inspiro está Historia.



Autor: Darksoul       Mail: darksoulpgm@gmail.com