Mi mayor anhelo, tener sexo con la novia de mi primo

Hola, mi historia es con Carmen, la novia de mi primo. Ella vive en el departamento de al lado con mi primo, que es un mecánico excelente. Carmen tiene 30, además de tener unos pechos enormes sin más descripción tiene un trasero exquisito. Esto paso en las fiestas de fin de año cuando yo era casado mi esposa estaba de vacaciones con sus padres por unos días, antes que pasara todo. Yo la miraba con deseo y unos meses antes me la encontré en las escaleras del edificio. Ella llevaba un escote y una faldita sexy. Solo me sonrió y me saludo picarona.

Yo soy un tipo galán, siempre visto de traje, formal como mi trabajo me lo exige. .. entonces le respondí que hermosa prima y me respondió voy a alcanzar a tu primo y seguí subiendo las escaleras y en ese momento me provocó tanto que solo estaba pensando en ella… llegando a mi departamento saludé a mi esposa la salude y tuvimos sexo, pero yo no dejaba de pensar en esos enormes pechos y esa faldita de Carmen.

Desde anteriormente cuando ella estaba en mi departamento con mi esposa como visita. Yo llegaba del trabajo y ellas platicaban en la sala. Yo las saludaba y ella me miraba. entonces ella se retiraba moviendo ese enorme trasero y solo me la imaginaba y me provocaba. Entonces llegó el momento en que mi esposa se fue unos días a la casa de mis suegros.

Por fin estaba solo. entonces yo estaba en el trabajo y de repente en mi móvil entra una llamada con un número que no conocía. Respondí y me dijo que era ella, me preguntó que a qué hora llegaba para entregarme unas cosas de mi esposa que ella le había prestado. Muy bien yo llegue al departamento y le regresé la llamada y luego me respondió que le mencioné que ya estaba en el departamento… y enseguida me llevó las cosas de mi esposa, y me dio las gracias y en el momento que me estaba entregando la maleta le tome la muñeca jalándola a que entrara al departamento… entonces ella me dijo que no… y  no… y yo nervioso le dije que no le dijera nada a mi primo y ella me dijo que no me preocupara que no le iba a decir nada… unos minutos después le llamé y estuvimos platicando de lo sucedido, y me reiteró que no le mencionaría nada a mi primo, entonces yo le dije que la deseaba tanto y que me gustaba tanto ese cuerpazo de ella… y ella me respondió que desde que me vio la primera vez ella fascinaba conmigo… y seguimos platicando de eso mucho tiempo… y en eso me dijo “tu primo ha llegado”, pero me susurró “me pones cachonda”.

Al día siguiente a las ocho de la mañana escuché que mi primo se dirigía al trabajo. Y de manera inmediata le llamé a su móvil, y después de tres llamadas me respondió. Y me dijo que la desperté y le dije que la invitaba a mi departamento y ella respondió, “espérame 10 minutos”. En eso estaba yo en la puerta y ella tocó. Enseguida habrí la puerta y le dejé pasar. Se me lanzó al cuello besándome tiernamente yo solo estaba con una toalla. Me rozó el cuerpo con sus enormes pechos, nos besamos profundamente y coloqué mi mano en su cintura. Ella no llevaba sostén ni bragas, rápidamente nos dirigimos a la habitación.

Me dijo que hacía mucho tiempo deseaba tener sexo conmigo. Llegamos a la habitación y yo empecé a besar su cuello le quité la blusa que traía en ese momento. Tan solo al acariciar esos enormes pechos la polla se me endurecía al máximo.  Ella me despojó de la toalla que traía y al ver mi enorme polla ella la tomó con sus manos y yo empecé a chupar sus pezones, y empecé a recorrer su cuerpo para bajar despacio hasta su rajita. Noté que estaba bien húmeda, solo le abrí las piernas y noté que estaba depilada. Al ver esa enorme concha, y mojada al máximo, me lancé sobre ella lamiendo y chupando su concha bien deliciosa. Escuché cómo ella decia hummm hummmm hummmm chupaba y lamía los labios de su concha, recorrí toda su concha hasta llegar a su clítoris, el cual estaba bien durito. Ella nada más seguía diciendome que qué rico. Solo sentía cómo se retorcía de placer y me dijo méteme esa enorme polla que te quiero tener dentro… entonces la penetré y ella se puso salvaje pidiéndome que la follara con ganas y yo tomaba sus enormes pechos… luego ella se me fue encima con una pierna enfrente y una atrás y me estaba follando con ganas y gemía con tanto placer. Solo sentí cómo se corría ella y yo enseguida…

Después ella me dijo que fue rico tener esa enorme polla dentro de ella… para mí fue el mejor sexo con ella….. y le dije que si podía al otro día y me respondió ya que se de qué eres capaz no te dejaría por nada… con decirles que la primera vez fue una probadita de lo que los días siguientes experimentamos los dos...