ACCIDENTE EN BICICLETA

Estaba en una isla en el mar Mediterráneo pedaleando en la carretera, era una pequeña isla habitada relativamente poco con un gran convento, cuando me sucedió el accidente con mi bicicleta de montaña. Del accidente real no tengo recuerdos, me desperté con dolores en todo el cuerpo, con un par de monjas proporcionándome los primeros auxilios al encontrarme......


ACCIDENTE EN BICICLETA
Estaba en una isla en el mar Mediterráneo pedaleando en la carretera, era una pequeña isla habitada relativamente poco con un gran convento, cuando me sucedió el accidente con mi bicicleta de montaña. Del accidente real no tengo recuerdos, me desperté con dolores en todo el cuerpo, con un par de monjas proporcionándome los primeros auxilios al encontrarme. Ellas me castrarían por mis heridas.

[HETERO] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [TESTÍCULOS] [MEDICOS]


Categoria: Hetero      Autor: Michel13579





Estaba en una isla en el mar Mediterráneo pedaleando en la carretera, era una pequeña isla habitada relativamente poco con un gran convento, cuando me sucedió el accidente con mi bicicleta de montaña. Del accidente real no tengo recuerdos, me desperté con dolores en todo el cuerpo, con un par de monjas proporcionándome los primeros auxilios al encontrarme. El convento no estaba muy lejos y las monjas me llevaron ahí, por mis lesiones podía apoyar una pierna. Me llevaron inmediatamente a un hospital, donde fue examinado por otras dos monjas. Una tercera monja se acercó y se presentó como un médico, me examinó con la ayuda de los otros dos y luego me dio una inyección para el dolor.

Las hermanas me habían desnudado por completo, pero no me importa, me alegré de que hubiesen hecho algo con mi dolor. Después de que el médico me había examinado todo, los brazos, las piernas, el pecho y la cabeza fue radiografiado, examinaron el estómago y el abdomen inferior con un dispositivo de ultrasonido. Salí bastante bien pese a todo algo que el yeso no podía solucionar me quede dormido después de eso. Estaba desnudo y cubierto solamente con una fina sabana sobre una cama, cuando el médico vino, se presentó como la hermana Agnes y explicó mis lesiones:

"Has tenido suerte, tu cabeza y su estómago no han sido afectado. Menos suerte han tenido tus  brazos, tanto en la muñeca y ambos antebrazos se rompieron, tu espinilla derecha esta lastimada, a la pierna izquierda no le paso nada. Tienen algunas costillas rotas, pero tu columna vertebral está bien. Eso está lejos de ser muy malo, con un poco de yeso y algunas curaciones podemos solucionar esos problemas. Lo que es peor es que tus genitales fueron heridos, tu testículo izquierdo ha sido empalada por un rayo de la rueda atravesándolo por completo voy a tener que operar". Ella hizo una pausa, una monja entró en la habitación y se volvió hacia mí. "Esta es la hermana Barbara", dijo la doctora, "me va a ayudar con la operación y prepararlo para ella".
La hermana Barbara me sonrió y se quitó la sábana. Lavó el abdomen suavemente, luego tomó un kit de afeitado y afeitado el vello púbico por completo. La vi allí y vi la varilla oxidada saliendo de mis testículos, delgada y larga. Cuando terminó, se volvió hacia el médico:

"La hermana Agnes, necesitamos buscarle un lugar para después de la cirugía, ¡o es que no importa!"

"Es cierto", respondió ella, "¡no había pensado que es un hombre!". Se volvió hacia mí: "Lo siento por ello, ¿Michel, tienen a alguien en la isla, que te acoja mientras te recuperas?"

"No", dije en voz baja, "Estoy aquí solo, únicamente con una tienda de campaña y mi bicicleta."

"Eso no es porque tenemos que averiguar algo", dijo la doctora, "Primero eso es malo puede que vara a operar y tal vez incluso piense en una solución".

La hermana Barbara empujó el sofá de la habitación de al lado, allí ella me ayudó a otro.  Puso mis piernas sobre dos soportes como de ginecólogo, ambas piernas estaban atadas y mi cuerpo se fijó. A continuación, lavo la hermana Barbara mi abdomen con una solución de color roja prestando especial atención a mi escroto y pene, incluso bajo el prepucio hasta que se secó la solución. El  médico se había cambiado y llegó con una bata verde, examinado con guantes estériles mi escroto y el pene, los que empujo incluso checo mi prepucio. También la hermana Barbara se había puesto una bata verde, mientras empujaba un carrito con los instrumentos cubiertos, movió una luz y todo quedo brillantemente iluminado, luego le dio el médico una jeringa con la que inyecto mi escroto y pene.

"Podemos hacerlo sin anestesia", dijo sobre el tema, "nuestros recursos son limitados. Por lo tanto, sólo podemos quitar sus testículos lesionados y no, como en un hospital de verdad, donde tratarían de salvarlos".

Apretó los testículos heridos, pero no sentí nada. El médico tomó su bisturí y corto a lo largo de la línea central del escroto una gran abertura. Cortó en varias ocasiones el agujero abriéndose paso entre las capas subyacentes, hasta que finalmente logro ver mis testículos heridos. Pero, aparentemente, no estaba satisfecho porque cortó desde la apertura hasta la varilla oxidada hasta que el escroto tenía un enorme agujero. Pediste múltiples terminales hermana Barbara y yo cerré los ojos cuando vi a mis testículos siendo sacados por el agujero. Unos pocos minutos después la doctora dijo:

"Bueno, Michel, sus testículos heridos que se han ido, ¿los quieres ver?".

¡Muéstreme!, La hermana Barbara levando mis dos testículos ensangrentados, mis testículos habían sido atravesado por completo. Ella puso los testículos en un plato y luego el médico preguntó:

"¿Un hombre sin testículos en realidad todavía es un hombre?"

El médico pensó por un momento y respondió:

"No, no realmente. Creo que has resuelto el problema de hospedaje de Michel".

Yo no entendía lo que significaba para las dos, los miraba con curiosidad, pero ella sólo miraba a mi escroto abierta. El médico tomó un nuevo bisturí y cortar el escroto, entonces ella me agarró del testículo derecho y tiró de estos dos dedos de la bolsa. Ahora me di cuenta de lo que los dos estaban haciendo y me queje, no quería ser castrado. Pero sólo podía hablar en voz baja y la hermana Barbará respondió:

"Esto es lo mejor para ellos, Michel, por lo que podemos cuidar y sanar aquí. Y los testículos no se perderá pronto".

Le miré a la cara amigable, mientras el médico continuo operando y luego de un corto tiempo después mostro mi testículo sano que a continuación, puso con el otro. Quitó un poco de mi escroto a lo largo del agujero que había sido perforado, estiro la piel y cosió el escroto vacío con muchos puntos de sutura, y luego dijo:

"La hermana Barbara, Michel te atenderá las próximas semanas con tus problemas al ir al inodoro, debí poner una sonda vesical".

-"Lo haré, pero no deberíamos entonces circuncidar su pene, que es más higiénico".
-"Tienes razón, su prepucio sería sólo en el camino."

Se volvió hacia mí:

"Michel, cortare directamente tu prepucio, que no es la gran cosa y facilitará el trabajo de las hermanas".

Después de que me habían castrado, ya nada me importaba por lo que me limité a asentir para mí mismo. Cerré los ojos y escuché a las dos discutir cómo sería más agradable y Agnes luego dijo que no era el estilo, sino cómo se ve, importante sería una posible circuncisión radical y apretada y pertenecer realmente al pene cortado. Entonces me quedé dormido y sólo despertaba de nuevo cuando me llevaron por dos hermanas a una cama. Miré a mi pene, en alto envuelto en un grueso vendaje, desde la apertura sobresalía un tubo grueso. Las hermanas eran muy amables, la hermana Barbara imaginaron su colega, Sor María, dos de ellas se encargarían de mí.

Yo estaba en una habitación con terraza, sin embargo, era el único paciente allí. Bárbara y María, ¿cómo podía llamarles, me cuidaron muy bien, porque no había casi ningún otro paciente. Cada mañana me lavaban, alimentaban y cambiaban la bolsa de orina. Incluso la hermana Agnes, que era mi médico venia regularmente para ver mi herida. El dolor se sentía apenas gracias a las drogas, pero me daban mucho sueño. Después de una semana con la medicación el dolor se redujo y yo estaba poco a poco más despierto. Ahora ya era capaz, con la ayuda de las hermanas, de salir a la terraza, vestido sólo con un camisón, como las que las mujeres usaban. Mi catéter se cambiaba cada tres días, y tenía la sensación de que la manguera era siempre de gran espesor.

Después de diez días la hermana Barbara me llevo de vuelta en la sala de operaciones, la hermana doctora Agnes quería tirar los puntos.

"Su escroto está todavía grande", dijo la hermana Barbara, "a pesar de que ambos testículos fueron retirados".

"Eso pasara en las próximas semanas, el tejido está todavía muy hinchada", dijo la hermana Agnes.

Miré a mi gran escroto, las costuras no eran grandes, tomaron un pequeño bisturí y retirón cada hilo de mi escroto.

"Por desgracia, no tenía no tenían sutura delgado", la hermana Agnes se volvió hacia mí, "solo este hilo grueso, por lo que dejara una cicatrices muy claramente visible".

En el pene, parecían únicas, precisas, entonces ella se fue de nuevo a las costuras. La hermana Barbara puso su atención en mi pene en el que coloco un gran vendaje para luego regresar a mi escroto, entonces me llevaron a mi habitación.

Ya era capaz de levantarme después de dos semanas con la ayuda de las hermanas y caminar unos pasos, me sentía débil y estaba contento de que por fin algo de movimiento. En la terraza había un camastro y allí estaba yo sentado, usando solo la fina camisa. De vez en cuando otra hermana del monasterio venía y hablaba conmigo, que me pareció que era muy agradable y me distrajo algo. Mis heridas se curaron lentamente y después de cinco largas semanas se terminaron de curar. Barbara también quitó mi sonda vesical, me di cuenta que, de nuevo tenía que aprender a usar mi esfínter de la vejiga adecuadamente. Pero Bárbara y María eran muy comprensivas e ignoraron mi orina que goteaba.

Mi circuncisión no se curó como las cicatrices en el escroto que eran claramente visibles, pero ya se estaban reduciendo. Apenas tenía erecciones para mí hacía mucho calor y estaba sudando, pero no note lo que era, hasta que le pregunté a la doctora, ella respondió, que eran los cambios hormonales que darían después de algunas semanas, lo que debería por lo tanto, permanecer con las hermanas hasta que pudiera correr bien de nuevo y mi cuerpo se hubiese acostumbrado a la falta de testosterona.

Me quede otras ocho semanas con las hermanas, yo era capaz de caminar y también entrenar mis brazos para por primera vez hacer obras menores y más tarde para ayudar cada vez más en el convento. Las hermanas me ayudaron con mi conversión, me hicieron té contra los sofocos o soportaron mis cambios de humor que eran menos en el curso de las semanas. Mi pensamiento sexuales desaparecieron, incluso cuando las vi en las duchas desnuda por casualidad a algunas hermanas, no me he excitado. El escroto se marchitó a para quedar como un pequeño apéndice y mi pene colgaba sin fuerzas sobre la cicatriz con la circuncisión claramente visible.

Las hermanas trajeron mis pertenencias desde el campamento y cuando me fui, tenía mi bicicleta y mi carpa de nuevo. Me despedí de cada hermana personalmente y especialmente de Bárbara y María, que había cuidado de mí. Sor Agnes me acompaño incluso parte del camino y me dijo.

"Michel, ahora eres un eunuco, pero tal vez desees casarte considerado que eres un hombre, es por eso que debe ver a un urólogo o andrólogo. Me escribió una pequeña carta en la que se explicaba mi condición. Si prefieres quedarte como un eunuco te invitamos a volver a nosotras".

Ella me abrazó amablemente y me dijo adiós.

En casa, fui a un urólogo y le dije primera lo de mi accidente y después de la cirugía. Miró a mi escroto vacío y circuncisión y luego dijo:

"Las cicatrices son algo sorprendente, pero por lo demás todo se ha curado bien. Si le molesta su escroto vacío, podríamos colocar prótesis, pero no lo paga el seguro. Voy a tomar algo de sangre y medir el nivel de testosterona, entonces puedo establecer la dosis de reemplazo".

-"¿Y si no quiero testosterona?" Pregunté.
"¿Por qué quieren eso?"
-"Me he acostumbrado a ello, no me hace falta el sexo."

"Entonces lo dejamos así. Pero debemos determinar el nivel de testosterona es importante no sólo para el sexo, pera muchos órganos diferentes se ven afectados. En primer lugar, usted notará un aumento de peso y eso es peligroso".  Eso era cierto, había ganado algo de peso, había dado lugar a una falta de deportes en mi vida.

"Te recomiendo al menos una pequeña sustitución, pero apenas mínima" “le hice muchas preguntas al médico", y en cuanto a la curación deberíamos esperar unos meses, Para sane adecuadamente esa herida después más o menos medio año".

Su asistente me tomó un poco de sangre y luego me fui a casa.

Entonces consigo una pequeña dosis de testosterona prescrita por el urólogo, suficiente con la que a veces incluso consigo una erección débil, pero más no quiero. Las cicatrice se desvanecieron, mi escroto vacío es sólo una pequeña porción de piel y mi pene también se ha reducido ligeramente. Tengo mi peso bajo control, hago ejercicio regularmente y voy cada pocos meses al urólogo para un chequeo.

Tiempo después conocí a una mujer, y me tomó un tiempo hasta que se le permití desvestirme. Al principio estaba un poco sorprendido de ver mi escroto vacío y el pene flácido. Pero pronto se encontró que incluso era agradable que mi amor no estaba determinado por el sexo. Ella se movió hacia el sexo oral lo que me gustaba hacer mientras obtenía una regularmente una erección que a veces duraba tanto tiempo que podía penetrarla a ella con mi pene. Se afeitó el vello púbico, así que mi escroto vacío era claramente visible.

Cuando nos casamos deje que me quitaran el escroto, que se puede ver claramente a través de mi pequeño pene calvo. En la playa nudista o en la sauna me miraba con regularidad y, a veces incluso alguien se atrevía a preguntar. Mi vello corporal me lo he quitado con depilación por láser, así como mi esposa, los dos estamos sin vello por debajo del cuello. Además, los tenemos anillos de oro, en nuestros pezones, que nos hicimos perforar como un signo de solidaridad. Y mi mujer ha quedado embarazada, ha optado por un donante de esperma anónimo.




Historia Original Aquí.





Autor: Michel13579       Traductor: DarkSoul

ARENA ROMANA

Una noche comenzó a llover y los rayos no se hicieron esperar, parecía que el cielo ardiera en llamas con los truenos acompañados de estruendosos flashazos que hacían retumbar las paredes de la casa, la hija del senador Sedonia, a madia noche corrió a la habitación de los sirvientes temblando de miedo, despertó a Quixios poniéndole una de sus manos en su boca para que al despertar no hiciera ruido la cama del adolescentes estaba próxima a la puerta por lo que ambos salieron sin que nadie se diera cuenta......


ARENA ROMANA
Una noche comenzó a llover y los rayos no se hicieron esperar, parecía que el cielo ardiera en llamas con los truenos acompañados de estruendosos flashazos que hacían retumbar las paredes de la casa, la hija del senador Sedonia, a madia noche corrió a la habitación de los sirvientes temblando de miedo, despertó a Quixios poniéndole una de sus manos en su boca para que al despertar no hiciera ruido la cama del adolescentes estaba próxima a la puerta por lo que ambos salieron sin que nadie se diera cuenta. Aquella noche ambos gozarían por primera vez del sexo pero eso tendría un precio muy algo para Quixios.

[ADOLESCENTE] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [PENECTOMIA] [NULIFICACIÓN] [CIRCUNCISIÓN]


Categoria: Adolescente      Autor: DarkSoul





Roma 120 D.C. Quixios de 16 años sentía sus cuerpo arder por las noches, la masturbación apenas descubierta hacia unos meses ya no bastaban para apagar el fuego que su joven cuerpo por alguna razón el necesitaba de más, su pene se la pasaba casi siempre en erección desde hacía unos meses ya con 18 cm en plena dureza, aunque el vello aun no brotaba en ninguna parte de su cuerpo, su abdomen estaba semi marcadito por todo el trabajo que realizaba día a día como sirviente en la casa de unos de los senadores más ricos como poderosos de la roma imperial.

En los últimos meses Quixios quien fue dado por sus padres como sirviente a la casa del senador a los 10 años se había estado fijando mucho en la bella hija menor de senador quien por alguna razón le estaba llamando mucho la atención sobre todo su olor, cuando las mucamas colgaban lo lienzos que usaba ella como ropa interior Quixios iba corriendo a olerlos siempre que lo hacía no podía evitar masturbarse furiosamente, hasta expulsar su leche como él la llamaba con mucha fuerza provocándole los más intensos orgasmos de su joven vida.

Una noche comenzó a llover y los rayos no se hicieron esperar, parecía que el cielo ardiera en llamas con los truenos acompañados de estruendosos flashazos que hacían retumbar las paredes de la casa, la hija del senador Sedonia, a madia noche corrió a la habitación de los sirvientes temblando de miedo, despertó a Quixios poniéndole una de sus manos en su boca para que al despertar no hiciera ruido la cama del adolescentes estaba próxima a la puerta por lo que ambos salieron sin que nadie se diera cuenta, Sedonia le pidió a Quixios que fuese a su habitación pues los rayos le daban mucho miedo lo que acepto bostezando.


** ** ** ** ** ** **

Sedonia hizo pasar a Quixios a su cuarto el adolecente se quedo sorprendido al ver aquella habitación con paredes enyesadas con frescos y pisos con bellos mosaicos la cama de Sedonia era cuatro veces del tamaño de su cama, ella se acostó diciéndole a Quixios que se sentara en una silla en la puerta, al poco rato el adolescente temblaba de frio, sus dientes hacían un ruido que no dejaban dormir a Sedonia molesta se dio la vuelta lista para reprender al criado pero cuando lo vio temblando de frio sintió pena por él.

Sedonia invito a Quixios a la cama el adolescente se resistió en un principio pero termino por aceptar dada la insistencia de ella, Sedonia se quejo de los pies fríos del delgado adolescente por algunos momentos ambos se acomodaron para dormir pero de pronto Quixios sintió como una suave mano comenzó a tocar su espalda para ir bajando por ella para luego deslizarse por uno de sus costados y comenzar a acariciar su marcadito abdomen la mano siguió bajando hasta llegar a la entrepierna del adolescente en donde sintió su pene endurecido como si fuese de roca, Sedonia dijo con asombro.

-“¿Que es lo que tiene ahí que esta tan dudo y caliente?”
-“¡Este veras!”
-¿Vamos dime? ¡No mejo muéstramelo!

Aquello tomo por sorpresa al adolescente que solo pudo decir.

-“Ama es mi órgano viril no se lo puedo mostrar no es correcto”.

Sedonia miro con malicia a Quixios, para abalanzarse sobre de él y empezar a quitarle la poca ropa que lo cubría hasta dejar su pene que era muy grande para ella a la vista, ambos adolescentes se quedaron viendo Sedonia con algo de miedo tomo su pene tardo algo en reaccionar pero cuando lo hice, casi por instinto se inclino para empezar solo a lamber la punta del pene del adolescente pero poco a poco se lo fue metiendo más y más en la boca, Quixios se corrió el prepucio justo cuando ella empezó a jugar con su lengua con su glande para ese momento ya se la chupaba de arriba a abajo, dándole un descomunal placer a Quixios que estaba gozando como nunca de su primera mamada.

Quixios pese a sentir mucho placer logro sacar su muy duro pene de la boca  de ella la tumbó en la cama, para quitarle la poca ropa que tenía hasta dejarla completamente desnuda sobre la cama, Sedonia de nuevo comenzó a chupar su pene mientras Quixios gemía de placer, pero en esa ocasión también le lambio como chupo mis huevos lo que le hizo sentir una sensación de placer aun más grande, luego de un rato Quixios recordó como los adultos gozaban mucho cuando un hombre se la metía a una mujer le pregunto "¿te gustaría que te la metiera?" con su rostro rojo de la pena.

A lo que Sedonia ya muy excitada le respondí que si, sentía un poco de miedo pero su excitación era muy grande, recordando algunas escenas el adolescente le pidió a ella dando un fuerte respiró que se pusiera a cuatro patas, con delicadeza Quixios le abrió sus nalguitas para comenzar a lamer su culito de metiendo un poco sus dedos entre los pliegues rosados que contrastaban con la piel aceitunada de Sedonia.

Luego Quixios restregó la punta de su pene descapuchado sobre los pliegues de la vagina de Sedonia por algunos segundos hasta que la excitación le hizo preguntar "¿estás lista?" ella muy nerviosa le dije que si, apenas asintiendo con la cabeza, por lo que Quixios empezó a empujar un poco dentro de ella, pero su vagina estaba muy cerradita, lo que le encanto y quería metérsela hasta el fondo, ella le dijo que le dolía pero, cada vez el placer era más y más, el dolor fue pasando, o por lo menos ya no dolía tanto.

Quixios siguió metiendo su pene sin saber que con eso se condenaba a si mismo mientras Sedonia estaba a cuatro patas, de pronto Quixios se la metió de golpe desgarrando el himen intacto de la joven que tuvo que morder la cama para no dar un grito de dolor que despertara a todos en la casa Quixios se quedo quieto sintiendo como su pene era acogido por las paredes del interior de la vagina de Sedonia, sintiendo como su pene y huevos fueron bañados por un liquido cálido que le permitió luego de unos segundos empezar a empujar su pene dentro y fuera de Sedonia.

Viendo como su pene entraba y salía Quixios podía sentir cómo Sedonia se agitaba cada vez más, jamás había sentido tanto placer, era mi primera vez pero quería que así fueran todas las demás, después de un rato él seguía empujando su dura erección sujetándola por la cintura con Quixios arrodillado detrás de ella, dando un gemido que pronto apago mordiéndose su labio inferior se vino dentro de Sedonia, quien pudo sentir como su leche caliente escurría dentro de ella, lo que también le provoco que alcanzara un tremendo orgasmo. 

Quixios y Sedonia se quedaron quietos jadeando hasta que el pene del adolescente se salió de su interior al desinflarse ambos se quedaron acostados en la cama, por un rato recuperando el aliento, Quixios solo se dedicó a verla desnuda hasta que se quedaron dormidos a la mañana siguiente muy temprano Quixios abandono él cuarto llevándose las sabanas de la cama manchadas en sangre sin que nadie lo viera la quemo.


** ** ** ** ** ** **

Los encuentros entre Quixios y Sedonia se prolongaron por tres meses con pausas para que ella no quedase embarazada que solo hacían que Quixios quisiera mas sexo con ella pero una noche Quixios bajo la guardia una sirvienta lo vio salir del cuarto de Sedonia y se lo comunico a su madre quien interrogo a su hija a punta de golpes hasta que confeso, su madre horrorizada se lo conto a su esposo el senador no quería un escándalo pero debía hacer algo.

Dejar a Quixios sin castigo seria una ofrenda para su orgullo hablo con un magistrado amigo suyo de todas sus confianzas, lo soborno con una buena suma de talentos y el destino del para ese momento ajeno a lo que pasaba Quixios fue sellado el senador no deseaba que muriera el chico pero sí que recibiera un castigo ejemplar el magistrado propuso una solución siniestra en breve se llevarían a cabo los juegos patrocinados algunos días por el senador, el adolescente podría tener su castigo en la misma arena de roma ante miles de espectadores.

El senador estuvo de acuerdo, pero con la condición de que no lo mataran, el magistrado redacto los documentos y firmo las ordenes, algunos días más tarde Quixios era parte del sequito del senador que se dirigía con toda su familia a uno de sus palcos de honor en el imponente coliseo romano justo cuando Quixios estaba por empezar a subir las escaleras que daban al palco de los senadores con el resto de la comitiva varios guardia lo detuvieron, le se resistió y pidió a gritos ayuda al senador ante la mirada aterrada de Sedonia.

El senador bajo las escaleras, los guardias al verlo lo saludaron, y le entregarlo la orden, él la leyó y dijo que estaba todo en orden, antes de que se llevaran a Quixios el senador se inclino para decirle al oído “esto es tu castigo por aprovecharte de mi hija, espero que gozaras porque ya nunca más lo volverás a hacer ¡disfruta de los juegos!”, Quixios se quedo petrificado al escuchar esas palabras, mientras era llevado por los guardias no dejaba de gritar.

-“PIEDAD, PIEDAD, PIEDAD SENADOR, ¡SEDONIA AYUDA!”

Pero nadie fue en su ayuda, en los sótanos del gran coliseo, el aterrado adolescente fue desnudado, para luego ser azotado hasta que sus bellas como paraditas nalgas fueron convertidas en una masa amorfa sin ningún atractivo cuyas marcas serian visibles por el resto de su vida, luego fue arrojado a un calabazo por una hora hasta que llego su turno de ser el centro de atención era ya de tarde cuando fue sacado a la arena, desnudo fue amarrado a un algo poste con sus manos por detrás de cuerpo en algo casi dislocándole sus hombros, una lanza trunca fue colocada debajo de con la punta bien afilada de metal bien metida en su ano.

La lanza se aseguro en la arena del suelo, bien clavada por lo que era difícil sacarla aun con las manos, una cuerda fue colocada entre sus tobillos asegurada a los grilletes colocados en ellos, una cuerda fue atada a cada tobillo que era jalada, hacia afuera forzando a sus piernas a extenderse pero pronto Quixios se percato que de hacerlo la lanza se le clavaria por completo en su ano matándolo, por lo que con todas sus fuerzas se resistía a los tirones de la cuerdas en su piernas, fue dejado ahí a la vista de todos incluso de Sedonia que no pudo contener el llanto por un largo momento.

Luego una mujer entre en escena llevaba con ella una bien afilada daga que afilo aun mas con una rueda de esmeril que sacaba chispas ante Quixios y la audiencia que estallo en jubilo en anticipación a lo que iba a hacer, para cuando la mujer dejo de afilar la daga el pene de Quixios estaba más duro que nunca antes por alguna razón, la mujer sin mediar palabra tomo el pene del adolescente tiro del prepucio lo mas que pudo y de un solo golpe del cuchillo lo circuncido dolorosamente.

-“¡AAAAAAAHHHHHYYYYY!”

Grito Quixios mientras todos su cuerpo se sacudía de dolor lo que hizo que la lanza se clavara un poco más en su ano lo que lo hizo reaccionar y quedarse quieto soportando el horrible dolor que estaba sintiendo en esos momentos, luego la mujer tomo una vasija de barro que contenía vinagre concentrado con el que baño el pene de Quixios quien dio alaridos de dolor tratando de no moverse para que la lanza no entrara más en su cuerpo de lo que ya estaba dentro para ese momento.

No hubo descanso ni piedad para Quixios la mujer tomo una cuerda con un lazo corredizo que coloco y tenso justo detrás de la corona de su hinchado como palpitante glande del adolescente por el dolor que estaba sintiendo en ese momento, una vez con el nudo bien asegurado en el pene la mujer alzo los brazos lo que trajo una alarido de la multitud, los ojos de Sedonia estaban nublados por las lagrimas para ese momento obligada a ver todo aquello por su padre, la mujer comenzó a tomar de la cuerda lo que hizo que el lazo corredizo se apretara mas sobre el pene de Quixios.

Apenas seis fuertes tirones bastaron para que el glande del adolescente saliera disparado con fuerza para rodar por la arena a tres metros de donde estaba, un alarido se escucho pero fue opacado por el tremendo alarido que los miles de asistentes a ese brutal espectáculo dieron en ese mismos instante al ver al adolescente perder aquella parte tan valiosa del su miembro masculino, el dolor fue tanto que Quixios perdió la fuerza en sus piernas por unos segundos lo que hizo que un centímetros de la lanza lo penetrara rasgando su esfínter anal que comenzó a sangrar en ese momento.

No hubo piedad la mujer se acerco al casi sin sentido adolescente tomo su sangrante pene y se lo corto de un solo tajo de su daga, el cual levanto en alto para escuchar otro rugido del público, luego tomo su escroto para ese momento balado en sangre que cerceno de un solo golpe escuchándose un enorme clamor de la multitud, Quixios apenas consciente grito pero su grito apenas se escucho, la mujer entonces trajo un hierro al rojo vivo con la que cauterizo las heridas sangrantes del adolescente que ya no soporto mas y se desmayo, lo que hizo que seis centímetros de la lanza entraran en su ano.


** ** ** ** ** ** **

Quixios paso los siguientes tres días delirando por la fiebre que casi lo mata, regreso a la cada del senador cuando se recupero en donde fue degrado a las tareas de un limpiador ahora el tendría que atender las letrinas de toda la casa, Sedonia nunca volvió hablar con él, de hecho cada que la veía venir se ocultaba, Sedonia comprendió que el verla para Quixios era un trauma y no insistió en hablar con él.

Años más tarde Sedonia ya con hijos se entero de la trágica muerte de su primer amor y amante Quixios fue encontrado colgado de un árbol, Sedonia está segura que fue su padre quien lo mando matar Quixios pese a todo no deseaba morir pese a ver sido convertido en un vil eunuco para el resto de sus días en aquella “Arena Romana”.



http://relatos-de-eunucos.blogspot.com




Imagen que Inspiro está Historia.



Autor: Darksoul       Mail: darsoulpgm@gmail.com

AJUSTE DE ACTITUD

'Ese chico necesita un ajuste de actitud ", pensé para mí mismo. "Una de las principales, a lo grande, un verdadero ajuste de actitud. El chico finalmente se sentó y jugó con su teléfono, con sus pulgares volando a toda velocidad, y todavía estaba jugando con él cuando la enfermera lo llamó a una sala de examen minutos más tarde......


AJUSTE DE ACTITUD
'Ese chico necesita un ajuste de actitud ", pensé para mí mismo. "Una de las principales, a lo grande, un verdadero ajuste de actitud. El chico finalmente se sentó y jugó con su teléfono, con sus pulgares volando a toda velocidad, y todavía estaba jugando con él cuando la enfermera lo llamó a una sala de examen minutos más tarde. Aquello fue el inicio de una fantasía que me gustaría llevar a cabo.

[ADOLESCENTE] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [TESTÍCULOS] [MEDICO]


Categoria: Adolescente      Autor: Zipper





El crecer incluye visitas al médico regularmente sin padres, y la semana pasada tuve una cita en la clínica.

Me puse de pie obedientemente detrás de la señal que decía “Por favor Espere Aquí”, mientras la recepcionista saturadas atendía a un chico en el mostrador. Parecía demasiado joven para visitar a un médico por sí solo; Era bajo y delgado, como un niño, y una mata de rizos castaños infantiles sobresalían por debajo de su gorra de béisbol mirando hacia atrás. Un análisis más detallado reveló la bruma de vello marrón en sus pantorrillas delgadas, y cuando finalmente habló, lo hizo con una voz notablemente de adolescente en lugar de un soprano infantil. "¿Es usted retrasado o simplemente algo estúpido?" Se quejó de que la recepcionista trató al verificar su aseguradora.

'Ese chico necesita un ajuste de actitud ", pensé para mí mismo. "Una de las principales, a lo grande, un verdadero ajuste de actitud. El chico finalmente se sentó y jugó con su teléfono, con sus pulgares volando a toda velocidad, y todavía estaba jugando con él cuando la enfermera lo llamó a una sala de examen minutos más tarde.

"Buenos días", salude cuando se sentó en el extremo de la mesa de exploración, "Soy el Dr. Walsh. ¿Cual parece ser tu problema hoy jovencito? "

-“Ya se los dije más de cuatro veces; se trata de una erupción en mi brazo. Pica como el demonio".
-"Está bien, por favor quítate toda la ropa y vamos a echar un vistazo".
"Toda mi ropa? ¿Toda? Por Dios, es sólo en mi maldito brazo mírelo aquí está".

'Bueno, no vamos a saber eso con seguridad hasta que nos fijamos en todas partes de tu cuerpo las erupciones cutáneas pueden aparecer en otro lado sin presentar molestias, ¿verdad? "Me encanta los niños asno elegantes que juran que saben todo. Era evidente que estaba molesto, pero finalmente comenzó a desvestirse mientras que leo cuidadosamente su ficha médica. Trece años de edad, sin antecedentes médicos, signos vitales normales. Una notación codificada lo etiqueta como no cooperativo, aunque eso ya lo sabía. Su madre es amiga de mi esposa, y ella dice que su mamá está exasperada por la actitud presumida de su hijo y los hábitos personales descuidados y repugnantes como las manchas en las sábanas, y ella desea como el demonio que pudiera tener de vuelta al niño dulce de hace un año antes de que entrara en la pubertad.

Finalmente, el chico se quito su ropa interior para quedar complemente desnudo delante de mí, estate inquieto, estaba nervioso como probablemente lo estaba en el primer día del sexto grado de la clase de educación física. Su cuerpo era delgado y esbelto, con excepción de la corona del pubis y las pantorrillas, sin vello. Su pene circuncidado se inclinaba hacia abajo con una leve pero delicada forma de arco, y sus problemas de actitud, aunque pequeños, colgaban a unos 2.5 cm más abajo.

 "¿Levanta los brazos, por favor?", le pregunto. Estaba sin vello aún en las fosas de sus axilas. "Date la vuelta y ve hacia la pared por favor", le digo. Le palmo las nalgas como espaldas simulando que busco mas señales de la erupción, pero en realidad solo es para hacerlo sentir incomodo. Bien, le digo. “Ahora separa las piernas un poco e inclínate hacia adelante y pon tus manos en la pared".

"¡Mierda!" Él dice con desagrado cuando le agarro su escroto colgando. "¡Vamos termine ya, maldita sea!"

"Relájate, tomarlo con calma," le digo. "Sólo necesito examinarlos con detalle para ver si no hay algo de la erupción por aquí. Solo será cosa de un minuto a lo máximo. "Ruedo sus huevos suavemente en mi palma y entre los dedos, visualizando su tamaño. Se trata de un Tanner III con un gran potencial para el crecimiento. Demasiado creo yo. Se los aprieto duro, de forma maliciosa y él grita de dolor sus manos vuelan a su entrepierna para tratar de quitar sus huevos de mis dedos.

Libero mi agarre de sus huevos para rápidamente agarrar una de sus muñecas huesudas para colocar rápidamente una retención y tomar otra retención en el reposapiés al final de la mesa. Repito el proceso con la otra muñeca, y luego le extiendo sobre la mesa para el procedimiento que seguramente va a cambiar su actitud para siempre además de su vida.

Pero en primer lugar: no quiero que piense que lo estoy secuestrando y sé que espero que él diga la verdad si se le pide, así que le digo que debe ser liberado del exceso de esperma antes del procedimiento.

-"¿Qué procedimiento?" Él todavía no tiene ni la mínima idea.
-"Tu ajuste de actitud. Lo que va a curar la mayor parte de lo que te pasa en estos momentos".

Me estiro para tomar un guante de látex, lo pongo bajo el grifo de agua caliente durante un minuto, y luego lo froto de lubricante en la palma de la mano. "No voy a hacer esto por ti", me dice el chico. "Voy a dejarte solo. Vas a tener que hacer el trabajo por ti mismo".

"¡Que te jodan, marica!", Replica por lo que tomo posesión de su pene flácido. A pesar de su voluntad, su cuerpo responde al tacto cálido exterior que lo envuelve, y en menos de un minuto su pene esta en completa erección, él comienza involuntariamente a empujar sus caderas como para impulsar más profundamente su pene en mi mano. Una media hora más tarde, entra en erupción con una convulsión repentina, vomitando lo que bien podría ser su última carga de semen viable hacia fuera sobre su plano vientre dando un pequeño gemido ahogado.

"Buen trabajo", le digo, cambiando mi agarre a sus huevos y alcanzando el bisturí. "Esto va a tomar sólo un minuto".

El chico abre sus ojos pues aun estaba disfrutando de su orgasmo, cuando siente como comienzo a abrir su escroto, El adolescente se retuerce de dolor, unos segundos más tarde sus dos testículos están por fuera de su escroto, suturo su conductos y con rápidos movimientos, se los corto convirtiendo al chico para su horror en un eunuco para todo el resto de su vida.

"¿Señor, Walsh? "La enfermera me despertó de mi sueño. "El doctor lo verá ahora".

Creo que voy a tener que terminar este sueño más tarde en privado. 




Historia Original Aquí.





Autor: Zipper       Traductor: DarkSoul

ABDUCCIÓN

Todo comenzó en aquel verano de 1975, Ramiro en ese momento de 17 años estaba perdidamente enamorado de Julia su novia desde los 15 años con la que perdió su virginidad a los 16 junto con ella, lo que los unió aun más aquella noche Ramiro y Julia tuvieron un candente encuentro en el auto del adolescente quien la acababa de regresar a su casa, mientras conducía a la casa de sus padres donde vivía, Ramiro pensaba que debería mandar lavar el interior del auto a la mañana siguiente olía a sexo y no quería que ni su padre o madre sospecharan que él estaba teniendo sexo con su novia......


ABDUCCIÓN
Todo comenzó en aquel verano de 1975, Ramiro en ese momento de 17 años estaba perdidamente enamorado de Julia su novia desde los 15 años con la que perdió su virginidad a los 16 junto con ella, lo que los unió aun más aquella noche Ramiro y Julia tuvieron un candente encuentro en el auto del adolescente quien la acababa de regresar a su casa, mientras conducía a la casa de sus padres donde vivía, Ramiro pensaba que debería mandar lavar el interior del auto a la mañana siguiente olía a sexo y no quería que ni su padre o madre sospecharan que él estaba teniendo sexo con su novia. Lejos estaba de sospechar que esa noche su vida como su cuerpo cambiarían para siempre.

[ADOLESCENTE] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [PENECTOMIA] [NULIFICACIÓN] [SECUESTRO] [GORE]


Categoria: Adolescente      Autor: DarkSoul





Todo comenzó en aquel verano de 1975, Ramiro en ese momento de 17 años estaba perdidamente enamorado de Julia su novia desde los 15 años con la que perdió su virginidad a los 16 junto con ella, lo que los unió aun más aquella noche Ramiro y Julia tuvieron un candente encuentro en el auto del adolescente quien la acababa de regresar a su casa, mientras conducía a la casa de sus padres donde vivía, Ramiro pensaba que debería mandar lavar el interior del auto a la mañana siguiente olía a sexo y no quería que ni su padre o madre sospecharan que él estaba teniendo sexo con su novia.

Ramiro iba muy contento recordando los momentos vividos apenas momentos atrás con su novia, el debía pasar por un tramo algo solitario sobre todo en la noche para llegar a casa, aquel tramo le ahorraba casi media hora de camino por eso lo usaba cuando de pronto una potente luz cegadora de encendió en el cielo como a 100 metros de alto, la luz era tan cegadora que Ramiro perdió el control de su vehículo que termino en una zanja al lado del camino, con el aturdido pero que logro salir del vehículo.

Apenas Ramiro dio dos paso sobre el asfalto de la carretera,  se percato de dos presencias, dos seres no humanos que le apuntaban con alguna clase de arma que por supuesto el adolescente ya para ese momento aterrados hasta la medula nunca antes había visto ni en sus más locas fantasías, de pronto uno de esos seres activo su arma por lo que Ramiro fue herido por un rayo de energía de salió de ella, quien cayó inconsciente sobre el asfalto, aquello fue el inicio de su pesadilla desapareciendo por tres días, en los que sus padres como su novia lo buscaron frenéticamente pero sin encontrar rastro alguno apenas su vehículo aun dentro de la zanja la tarde siguiente.

Ramiro recobro el conocimiento varias horas más tarde rodeado por tres pequeñas criaturas humanoides, con inusualmente grandes ojos marrones, cuyas pupilas cubrían todo el ojo. Aquello apenas era el inicio de su experiencia dolorosa, tanto física como emocionalmente traumática. Ramiro estaba sobre lo que parecía ser una cama de alguna clase de energía, estaba paralizado apenas podía mover sus ojos como parpados pero podía escuchar y sentir todo a su alrededor por más que lucho no podo moverse ni un milímetro.

Uno de esos seres tomo un frasco cuyo contenido de un color verdoso, lanzo sobre el cuerpo de Ramiro, el liquido se transformo en un muy delicado roció que cayó sobre sus ropas a los pocos segundos las ropas de Ramiro comenzaron a desaparecer como si estuvieran siendo consumidas a toda prisa por alguna clase de insecto que devoraba con presura la tela de sus ropas, pronto el cuerpo esbelto del adolescente con poco vello aun quedo casi desnudo solo su ajustado bóxer cubría su cuerpo pero este pronto también despareció llevándose también gran parte de su vello púbico dejando su escroto completamente lampiño.

Por supuesto quedar desnudo hizo que Ramiro se sintiera muy aterrado algo que creyó que no podría ser posible, pero pese a su terror su pene comenzó a endurecerse, lo que llamo de inmediato la atención de los tres seres, pero luego lo dejaron mientras realizaban algunas otra pruebas, introduciendo por la boca, fosas nasales, oídos y hasta cavidad anal diferentes instrumentos causándole a Ramiro dolores indescriptibles que nunca imagino experimentar pero de nuevo la atención de los seres se centro en el pene del adolescente, que se endurecía para luego volver a quedar flácido.

Lo que más llamo la atención de los seres fue cuando al aplicar una pequeña cantidad de electricidad sobre una protuberancia que descubrieron en su cavidad anal el pene del adolescente se endureció de inmediato, al aplicar otra descarga aun mayor, todo el cuerpo de Ramiro de tenso una tercer aun mayor descarga hizo que del totalmente endurecido pene brotaran tres poderosos disparos en sucesión de un liquido espeso de color blanco que hizo que todo el cuerpo del adolescente se tensara mientras cerró los ojos e hizo una mueca de dolor pero que de alguna forma según sus instrumentos que monitoreaban su actividad cerebral le causo un gran placer.

Aquello de inmediato  llamo la atención de aquellos seres a sus genitales primero los manipularon, agarrando con sus manos viscosas su huevos, sintiéndolos, lo que hizo que el pene de Ramiro palpitara sin que pudiera hacer algo para evitarlo, los tres seres se retiraron por un momento, dejando a Ramiro solo para reunirse a unos metros de donde estaba, Ramiro los observo conversar podía escuchar todo lo que decían aunque por supuesto no entendía nada, aquellos seres hablaban con chasquidos y graznidos que el adolescente no entendía.  

Cuando los tres seres retornaron a donde estaba, comenzaron a hacerle pruebas a Ramiro en sus genitales, pruebas que incluyeron introducir una sonda giratoria por su uretra lo que por supuesto le causo tal dolor que se desmayo, cuando recobro el sentido los seres aun seguían realizando pruebas en sus genitales que le hicieron sentir un enorme dolor, Ramiro se desmayo por aquella agonía tres veces más antes de que los seres de algún modo bloquearan cualquier sensación de dolor que proviniera de sus genitales, para ese momento Ramiro había perdido todo sentido del tiempo, podían haber pasado horas o días eso no lo podía saber. 

Ya sin poder sentir dolor Ramiro fue puesto en una posición en la que podía ver claramente sus genitales pero aun no podía moverse, uno de esos seres se coloco entre sus piernas, sostenía en una de sus manos un objeto metálico cilíndrico similar a un lápiz, pero en un extremo sobresalía un cristal, el ser acciono el aparato y una luz brillante para luego poder observar que era una especie de láser, el ser acerco el láser a su lampiño escroto y para su horror realizo un limpio corte de unos 8 cm dividiendo a su escroto prácticamente en dos.

No hubo dolor o sangre el láser se encargo de cauterizar la herida, dos testículos de Ramiro no tardaron en quedar colgantes entre sus piernas apenas sostenidos por los conductos que los unían al resto de su cuerpo, de haber podido gritar en ese momento Ramiro estuviera dando alaridos de terror al ver aquello, los seres retiraron la totalidad del bolso de piel con la ayuda de lo que a todas luces pensó el adolescente era un escalpelo láser, luego el ser tomo el pene erecto de rápido para realizar un corte justo por detrás de la corona de su glande.

Luego hizo un corte fino pero largo desde la parte baja de su glande por debajo de su pene hasta la base del mismo, luego usando una herramienta retiro toda la piel del pene del adolescente aquellos seres le habían desollado su miembro viril a Ramiro aun el vivo, de pronto el adolescente sintió una fuerte descarga eléctrica sobre su próstata, con todo lo ocurrido Ramiro no se había percatado que aun tenía algo bien clavado en su culo, se aplicaron varias descargar hasta que el pene en erección volvió a expulsar dos fuertes chorros de su espeso semen.    

Aquellos seres miraron todo aquello con interés, dejaron suspendidos en el aire como si no hubiese gravidez los dos chorros del espeso semen, Ramiro pudo observar por una de las pantallas que lo rodeaban como sus espermatozoides se movían llenos de vida en aquel lechoso liquido, los seres hablaban de prisa, como si aquel descubrimiento los emocionara, el ser con el escalpelo laser realizo algunos otros cortes en el pene de Ramiro, esta vez retiro todos los tejidos como los cuerpos cavernosos y algunos otros mas, dejando el glande, la uretra y la gran vena ventral del pene expuestas.

Dejando aquellos tejidos como si aun el adolescente tuviese una erección, era como tener un pene invisible, de nuevo la próstata del adolescente fue estimulada con descargas eléctricas lo que de nuevo hizo que su glande que era como si flotara a 17 cm de su pelvis disparara de nuevo dos fuertes chorros de aquella sustancia espesa de color blanco, esa que sería la última de sus eyaculaciones le produjo a Ramiro un intenso orgasmo, si bien no podía sentir dolor por alguna razón podía sentir placer pero incrementado tres o cuatro veces de lo normal

Ramiro estuvo a punto del desmayo de nueva cuenta, por la intensidad de su orgasmo, los seres luego de eso abrieron el bajo vientre de ramito quien observo con horror como su pene como testículos eran removidos de su cuerpo, junto con la próstata y las vesículas seminales, todo su sistema reproductor masculino le fue extirpado, diseccionado ante su atenta mirada, quedo en shock apenas podía creer que todo aquello no fuese una pesadilla, luego de algunas otras pruebas muy dolorosas de nuevo Ramiro fue inducido a un sueño profundo para luego ser abandono en el mismo lugar de donde fue tomado completamente desnudo.

Para ese momento habían pasado 3 días, para los padres y novia de Ramiro fue un alivio encontrarlo pero aun les quedaba un largo trecho, los médicos no se explicaban como al joven le habían extirpado aquello órganos de manera tan precisa, Ramiro paso dos años en coma antes de que manera súbita despertara dos días después de su cumpleaños número 19, la noticia alegro a todos, su novia con el hijo en brazos de Ramiro llego al hospital tras conocer la noticia, todo fue alegría hasta que Ramiro pidió ir al baño.

Cuando la cara de sus padres, hermanos y novia se tornaron preocupadas, recordó todo lo sucedido en aquel lugar con esos seres, se destapo para ver que su pene como sus testículos o cualquier órgano que pudiera ser masculino en su entrepierna ya no existía en su lugar una linda vagina había sido colocada no por los médicos sino por aquellos seres.

¡NOOOOOOOOOOOOOO!

Grito Ramiro al ver su entrepierna tuvo que ser sedado por semanas antes de poder comenzar su rehabilitación para poder volver a caminar, hoy vive con su novia quien se caso con el pese a todo han pasado 16 años su hijo tiene la misma edad que tenía cuando fue abducido Ramiro no deja salir a su hijo sin que lo acompañe él o su esposa y por ningún motivo lo deja pasar por aquella solitaria carretera.

Ramiro tiene horribles pesadillas que lo despiertan gritando por las noches empapado de sudor, cuando recuerda lo que esos seres no solo le hicieron sino que le arrebataron para el resto de su existencia durante su dolorosa como infernal “Abducción”.



http://relatos-de-eunucos.blogspot.com







Autor: Darksoul       Mail: daksoulpgm@gmail.com

ADIOS PELOTAS

Martin era un hombre de la escuela antigua, era un viejo abusivo y retrograda que gustaba de golpear a su mujer, sintiéndose superior a las mujeres, hasta que su esposa lo deja y decide irse a un club de peleas clandestinas, pese a su inmensa fuerza este vera que uno nunca debe a subestimar a ningún rival mucho menos si tu ex esposa está presente.......


ADIOS PELOTAS
Martin era un hombre de la escuela antigua, era un viejo abusivo y retrograda que gustaba de golpear a su mujer, sintiéndose superior a las mujeres, hasta que su esposa lo deja y decide irse a un club de peleas clandestinas, pese a su inmensa fuerza este vera que uno nunca debe a subestimar a ningún rival mucho menos si tu ex esposa está presente.

[HETERO] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [TESTÍCULOS] [ADVERTENCIA]


Categoria: Hetero      Autor: Marco Eri





Martin era un hombre de 45 años, era un tipo educado a la vieja escuela. Martin era de un pequeño pueblo de México poco conocido donde los hombres son conocidos por su gran musculatura y sus inmensos testículos, es un lugar raro donde las tradiciones son diferentes, pues ahí los varones degradan a las mujeres y se les trata como el sexo débil y si alguna no está de acuerdo se le golpea para mostrarle quien manda, esto afecto mucho a Martin pues creció toda su vida con estos ideales y después se fue a vivir a la ciudad, ahí encontró a una hermosa mujer y se casó con ella, pero las cosas no fueron bien pues aunque en principio la relación era maravillosa, Clara la esposa sufrió un accidente mientras estaba embarazada, y por ese accidente perdió a su bebe.

Todo empeoro pues al sacar el feto descubrieron que jamás podría volver a embarazarse, esto afecto mucho a Martin pues en su pueblo el sucesor es muy importante para mantener su legado, y su furia no acababa pues encima él bebe era un niño, era un sucesor perfecto y no solo había muerto además jamás podría tener otro hijo y su legado de machos musculosos había terminado, pues tampoco veían bien el divorcio. Después de aquella tragedia Martin que se había comportado como todo un hombre de ciudad, educado y dulce, se llenó de rabia e hizo sufrir a su esposa las peores golpizas y humillaciones que se puedan imaginar.

Así siguió durante diez años Martin no lograba superar aquel día y cuando su padre se enteró se volvió la desgracia de su pueblo por lo que nunca podría volver lo que elevo su violencia, no solo con su esposa sino que además llegaba a golpear a otras mujeres de la familia de su mujer, su comportamiento pronto alejo a todas las mujeres que estaban  con su esposa, esta aguanto durante diez años aquel tormento pero en su desesperación, busco ayuda legal y después de un largo juicio ella gano, logrando separarse de su esposo y con el derecho al 70 por ciento de las propiedades y dinero de su ahora ex esposo.

Además después de analizar el comportamiento de Martin se le prohibió acercarse a ella, de hecho pudo haber ido a prisión pero gracias a su abogado termino libre, una vez acabado todo aquello el prometió vengarse y le grito PUTA frente a cámaras de periodistas . Esto le causó mucha ira a Clara, y no solo eso sino que además muchos hombres machistas la molestaron y trataron de matar sin contar los miles de mensajes que le llegaban de imágenes de huevos  con el texto “Los testículos nos hacen el sexo fuerte”,  pese a que algunas mujeres trataron de ayudarle ella quiso resolver eso sola y hallaría el momento para mostrarle a sus acosadores quien manda.

Mientras tanto Martin estaba herido en su orgullo y no solo eso durante 8 meses de juicio no tuvo tiempo para coger, por lo que ya se imaginaran como estaban sus testículos, claro que a su edad  y por sus genes sus testículos estaban completamente hinchados y hasta rojos, pero pese a sus ganas de sacar su leche masturbándose no era para él algo digno de un hombre y después de lo que había dicho frente a las cámaras de televisión ninguna mujer aunque fuera prostituta se acercaba a él, claro que por dinero algunas mujeres eran capaces de tragarse el orgullo pero nunca por un precio bajo y después del juicio él era un pobre hombre hundido en la miseria y era lógico que no le alcanzaba a pagar, hasta que encontró la solución dinero fácil que su esposa no podría quitarle porque no sería legal, aprovechando su gran musculatura se metió a peleas clandestinas en las calles y así poco a poco logro ganar bastante dinero por las noches.

Este al poco tiempo le mostro a los jóvenes que participaban que él era el tipo más fuerte pues sus golpes y su gran fuerza eran imparables no paso ni una semana cuando los fans de Martin lo grabaron y compartieron el video con su ex esposa para mostrarle quien era el sexo fuerte, pero al hacerlo ellos cometieron el peor error de su vida pues pronto verían a su héroe caer, Clara quien había rechazado la ayuda de otras mujeres por fin contacto con una su nombre era Daniela y era bastante fuerte en verdad, esta simpatizante corrió al llamado de Clara y cuando esta le conto sobre sus planes de inmediato la apoyo.

Dos días después de la reunión de Clara y Daniela estas fueron a donde se hacían las peleas callejeras y Daniela se apuntó para retar a Martin, cuando llego el momento de la noche de la pelea entre Martin y Daniela este quedo sorprendido y de inmediato alego con el administrador que él no podía pelear con mujeres que ellas no pueden participar junto a los hombres, pero el administrador estaba embobado con las tetas semidesnudas de Daniela así que solo movía su cabeza como idiota.

Daniela al verlo tan molesto y siguiendo el plan de Clara y al ver el miembro erecto de Martin le hizo una propuesta que este no podría rechazar, si este ganaba ella se dejaría coger, al oír esto Martin y todos los hombres presentes se excitaron y dejando a un lado sus prejuicios Martin se lanzó encima de ella, un derechazo tras otro y en una exhibición de toda su fuerza ambos se dieron terribles golpes, mientras Clara observaba con preocupación, pues ella creía que Daniela era más fuerte al verse más musculosa, sin embargo ella estaba perdiendo y el plan estaba fracasando pues su oportunidad de mostrar que las mujeres pueden ser igual de fuertes que los hombres se estaba lleno y así no podría humillar a sus acosadores por lo que se le hacía inútil seguir grabando aquella lucha.

Pero en el publico un hombre la reconoció y la sometió quitándole la cámara y arrimándole su pene en sus aun duras nalgotas, mientras apoyaba a Martin y grababa la lucha, y al final después de un gancho por fin Daniela perdió, Martin no tardo ni un segundo y listo para por fin descargar sus inmensas bolas se desnudó en un instante quedándose solamente con su trusa negra, acto seguido este saco su pene al descubierto y con su dedo le indico a Daniela que le moviera su pene, este con total seguridad dejo que esta se acercara y mirando a todos con orgullo se sentía el rey del mundo, pero mientras presumía entre sus aplausos su victoria, algo inesperado paso.

Daniela paso de tocar su enorme pene de 23 cm frente a todos para bajar su mano hasta su entrepierna y en un segundo su poderosa mano estaba apretando los enormes huevos de Martin, este se estremeció y desesperado porque la mano de ella comenzaba apretar cada vez más simplemente la miro a los ojos con su cara llena de desesperación que solo reflejaba un ¿Por qué?, ella le regreso la mirada y con una voz muy sensual simplemente le dijo adiós pelotas y clavo sus poderosas uñas en sus huevos tan fuerte hasta reventarlas, este intento decir algo pero de su boca solo salió un grito de agonía antes de caer al suelo.



 


Mientras los demás hombres quedaron en shock ellos creían que Martin le mostraría a esa puta quien manda, pero ella les mostro de lo que una mujer era capaz y sobre todo de que sus testículos no eran rivales para ella, el hombre que tenía a Clara la soltó cuando vio a Daniela acercarse le entrego la cámara y huyo, después de aquel evento y de la difusión del video obviamente ocultando la cara de Daniela los acosadores de Clara desaparecieron al ver a su héroe sin huevos y no solo eso, además después de esos eventos no se volvió a ver a las mujeres como un individuo inferior y por supuesto se puso en discusión el tema del sexo fuerte y después de varios testículos hospitalizados por fin los hombres ganaron algo contra la mujer el título del “Sexo débil”.



********************


NOTA:


La siguiente imagen no se relaciona con el relato pero es una especie de chiste ya que he notado además que a veces estas imágenes les gustan a las personas y me gustaría poder compartirlas con los demás. Si te gustan las imágenes de los relatos o deseas compartir, comunícate conmigo al correo que aparece en el relato.



image host




Autor: Marco Eri       Mail: marcoeri1@yahoo.es

ADMISIÓN

Charlie tenía un pene promedio con un largo prepucio que una especie de trompa formada sobre su glande. Era largo, pero todavía estaba presente su glande debajo de la piel. Ambas mujeres miraron el pene con interés profesional y al mismo tiempo comenzó la doctora la exploración de los testículos y luego dicto algo a la mujer detrás de la PC......


ADMISIÓN
Charlie tenía un pene promedio con un largo prepucio que una especie de trompa formada sobre su glande. Era largo, pero todavía estaba presente su glande debajo de la piel. Ambas mujeres miraron el pene con interés profesional y al mismo tiempo comenzó la doctora la exploración de los testículos y luego dicto algo a la mujer detrás de la PC. Aquello era el inicio de una revisión medica que Charlie nunca olvidaría.

[ADOLESCENTE] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [TESTÍCULOS] [CIRCUNCISIÓN] [MEDICO]


Categoria: Adolescente      Autor: Z. Irch





Era el primer día de Charlie de la escuela profesional de BPE a los 17 años. Semanas antes, durante la inscripción, se le informó de le harían un examen médico inicial, que debería tener lugar en el primer día informado caminaba con una extraña sensación al ir allí, porque él no sabía exactamente lo que le esperaría de una cosa estaba seguro debía ir. Al llegar se presento y fue instruido a sentarse en la sala de espera antes de pasar a la sala de examen para poder ser un interno de la escuela.

Después de un tiempo, fue llamado por una mujer a la sala de examen. Charlie entró y se quedo en medio de la habitación, mientras que la mujer hizo un par de cosas en un PC que él no vio.

Un rato después, ella pregunto ¿Charlie eres nuevo en la escuela?"Charlie asintió con la cabeza.

"Por favor desvístete quédate en calzoncillos y ponlos en ese lugar el que es una mujer vendrá de inmediato", Entonces ella desapareció de la habitación y Charlie se desnudó y se sentó para esperar.  Después de un breve periodo de espera la puerta se abrió y una anciana abrió seguido por la enfermera que entró y lo saludó con frialdad. Hubo un chequeo de salud típico y el asistente médico registrado con diligencia toda la información.

Después de la revisión de rutina se veía con éxito en el doctor Charlie diciendo, Ahora tenemos que analizar y examinar los testículos. Por lo tanto, ¡por favor, quítate tus calzoncillos por completo!" Charlie se quito lentamente su bóxer quedando su rostro algo rojo. El médico miró con gran interés su área privada y también el asistente miro sus genitales.

Charlie tenía un pene promedio con un largo prepucio que una especie de trompa formada sobre su glande. Era largo, pero todavía estaba presente su glande debajo de la piel. Ambas mujeres miraron el pene con interés profesional y al mismo tiempo comenzó la doctora la exploración de los testículos y luego dicto algo a la mujer detrás de la PC.

Parecía bien y el médico regresó al soporte de sobremesa dejando a Charlie desnudo. Ella abrió un cajón, sacó algo y regresó. Tenía una cinta métrica en su mano y agarró el pene flácido de Charlie y lo midió.  Anote: Flácido, 10,3 cm de longitud, 8 cm de periferia. No circuncidado. Prepucio se extiende sobre todo el glande. "Ella echó hacia atrás el prepucio en ese momento. No hay ninguna constricción, el frenillo no es visible". Dejó que el prepucio, inmediatamente volviera a su estado original. Charlie estaba irritado un poco, pero pensó que era un procedimiento normal.

Charlie. En realidad eres aplicable para la investigación, sin embargo, tenemos que en este momento su pene, precisamente, examinar, ya que tienes un muy largo prepucio es requerido por las instrucciones de la escuela. Por favor trate de obtener una erección completa sin tocar el pene con la mano. Que puedan falsear los resultados. "Esto irritó a Charlie ahora mucho, sin embargo, la situación lo excitaba y por eso su pene ya comenzó a palpitar y se levanto lentamente. Charlie notó la atenta mirada curiosa de su auxiliar y su pene comenzó a ponerse rígido rápido. Después de un rato se quedó desnudo y con el pene erecto antes de que las dos mujeres evaluaran cuidadosamente los cambios.

Ahora el médico hizo algunas notas para mostrarlo a la asistente y luego se volvió hacia su paciente.

Charlie, no estás circuncidado. "Eso era notable a simple vista”. Charlie hizo una mueca. Él sabía lo que eso significaba. Su pene no se corresponde con la imagen ideal de esa escuela. Me explico. Tu prepucio es muy largo. Cubre el glande en estado flácido, formando incluso una trompa. Lo ideal sería que el pene en estado flácido estuviese casi descubierto, pero la parte superior de tu glande no... sería apenas el agujero para orinar expuesto.

Es decir, el glande debería estar cubierto aproximadamente 3/4. Esto es más higiénico que si siempre se orina con el prepucio cubriendo el glande. Charlie se puso pálido. Su prepucio era largo, pero su visión de estar completamente intacto era maravillosa. Además, "continuó la doctora” tu glande está completamente cubierto durante una erección e incluso el prepucio sigue formando una pequeña trompa. Lo ideal sería que no fuese así. Ella puso su mano derecha sobre el pene de Charlie todavía erecto y corrió el prepucio detrás del glande. Así debiera lucir. ¡Con el pene erecto el glande no debería estar cubierto por el prepucio por más tiempo! Ese no es aquí el caso en absoluto. Cuando hay una erección el prepucio debe deslizarse de forma independiente por detrás del glande. Y puesto que ese no es el caso, no corresponde con el ideal de un pene. “Para que sea un pene aceptable en Henden, vamos a tener que cortarlo".

Ahora el joven ayudante por primera vez hablo: Hay 2 maneras. Ya sea una en la que se deja la piel o incluso una circuncisión radical. Una pregunta: ¿te masturbas? Si es así, ¿cuántas veces a la semana?"

Charlie se sonrojó y miro avergonzado el suelo. Bueno... sí... de vez en cuando. De 2 a 3 veces a la semana. Y probablemente más" el médico interrumpido de manera clara las TSI. Aquí vamos a podarte radicalmente. Completa. Al llegar al pene en el estado erecto no habrá más piel y en estado flácido será más higiénico que antes. Eliminamos completamente el prepucio. El pene será más agradable. ¡Silke, prepara todo! ¡Y ahora acuéstate ahí! "

Charlie se acostó con su pene todavía duro sobre una camilla en donde Silke le afeito todo el vello púbico. Ahora pasaremos un desinfectante por toda el área. Luego vino el médico e inmediatamente inyecto con una jeringa su pene. Inmediatamente ese quedo insensible y flácido. Tomo el prepucio largo y corto la mayor cantidad posible de ese prepucio. Tanto del interior, así como desde del exterior prepucio le quitó mucho le finalmente acercarse a 2 cm por debajo de su glande. El resultado fue una gran pérdida de piel y una circuncisión muy apretado. Incluso en estado flácido, para ese momento del lago prepucio de  Charlie no quedo nada. Sin su largo prepucio su pene quedo firmemente circuncidado a su vista y la vista del médico.

Charlie también recibió dos inyecciones más directamente en sus testículos, que apenas sintió que era una mezcla de potasio con algo más que mato a sus testículos lentamente, castrándolo químicamente para siempre, lo que evito que pudiera tener dolorosas erecciones con su apretada circuncisión,

Ese día, fueron circuncidados otros 12 chicos. De esos 8 obtuvieron una circuncisión muy apretada además de ser castrados químicamente como Charlie y 4 solo parcialmente. No fue más que la punta del prepucio eliminado debido a que ya estaban lo suficientemente cerca de la imagen ideal de un pene para la escuela.




Historia Original Aquí.





Autor: Z. Irch       Traductor: DarkSoul

A CUÁL DE LOS TRES

Aquellos tres bellos machos habían sido mis esclavos por siete años todos entraron a mi servicio al mismo tiempo de manera voluntaria, sabiendo desde un principio que este día llegaría, esta noche disfrutare de su bellos cuerpo que están por llegar a los 30 años, Jorge, Luis y Elmer tienen 29 años, con abdómenes marcados, penes hermosos aunque no tan bien dotados como el mío que en erección total llega a los 26 cm......


A CUÁL DE LOS TRES
Aquellos tres bellos machos habían sido mis esclavos por siete años todos entraron a mi servicio al mismo tiempo de manera voluntaria, sabiendo desde un principio que este día llegaría, esta noche disfrutare de su bellos cuerpo que están por llegar a los 30 años, Jorge, Luis y Elmer tienen 29 años, con abdómenes marcados, penes hermosos aunque no tan bien dotados como el mío que en erección total llega a los 26 cm. Esta noche uno de ellos dejara de ser un bello semental para convertirse en un eunuco.

[GAY] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [TESTÍCULOS] [ESCLAVITUD]


Categoria: Gay      Autor: DarkSoul





Aquellos tres bellos machos habían sido mis esclavos por siete años todos entraron a mi servicio al mismo tiempo de manera voluntaria, sabiendo desde un principio que este día llegaría, esta noche disfrutare de su bellos cuerpo que están por llegar a los 30 años, Jorge, Luis y Elmer tienen 29 años, con abdómenes marcados, penes hermosos aunque no tan bien dotados como el mío que en erección total llega a los 26 cm, el de Jorge llega a los 20 cm, el de Luis a  los 19 cm y el de Elmer a los 22 cm.

Esta noche los tres serán marcados con un hierro al rojo vivo como ganado con mi marca y les tatuare su número de esclavo en el cuello, sea quien fuese elegido para ser el primer eunuco de mi harem ellos aceptaron sin mayor problemas de hecho hasta creo que están ansiosos por saber cuál de ellos dejara de ser un hombre esta noche, pero antes hay algunas cosas que hacer, hago que los tres se despojen se sus trusas (slip) las únicas pendas que les permito usar en la casa, aunque casi siempre andan desnudos.

Luego de tenerlos desnudos admire sus bellos cuerpos de hombre, intactos por el momento por unos segundos, antes de ordenarles que se fueran a dar un baño, algunos minutos después con sumo cuidado de no cortar sus bellas nalgas con una navaja de afeitar rasure sus nalgas hasta no dejar ni un solo vello, también retire todo el vello entre sus nalgas poniendo especial cuidado al vello que rodeaba sus anos el cual también retire, dejando sus traseros como si fueran los de tres bebes de meses de nacidos, los acaricie y palpe sintiendo su firmeza como curvatura, lo que me hizo tener una fuerte erección.

Aquella rasurada de traseros no era solo por lujuria sino necesaria pues en aquellas lindas nalgas blancas como leche iban a recibir la marca con el hierro al rojo vivo el cual ya se estaba calentando, luego de aquello hice que cada uno de mis bellos esclavos fuera a mi cuarto uno a la vez, el primero fue Luis, lo hice arrodillar delante de mí para que me diera una mamada a mi dura erección de cuya punta ya chorreaba bastante liquido pre seminal, Luis tomo mi pene y se lo llevo a su boca para comenzar a succionar.

Luis me la chupaba como nunca antes como si no hubiese un mañana, en efecto aquella mamada iba a definir por mucho quien de los tres debía perder sus huevos esa noche, lo que ninguno de ellos sabia, es que perdería sus huevos el que mejor me la chupara, por eso me daba gracias que de haber sabido eso Luis en aquel momento no me estaría dando la tremenda mamada que me estaba dando, al cabo de unos minutos saque mi pene de su boca, para hacer que recostara su dorso boca abajo sobre la cama lo que dejo sus nalgas bien expuestas.

Le abrí sus lindas nalgas para admirar su lindo ano rosadito recién depilado, se lo escupí y sin consideración alguna le metí mi pene en completa erección hasta la empuñadura que le hizo dar un quejido de color, para luego comenzar con un mete saca salvaje, unos pocos minutos más tarde solo se escuchaba en la habitación su respiración agitada, los golpes de sus huevos al estrellarse una y otra vez contra su lampiño culo, con mis gemidos dichosos, mientras ambos gemíamos de placer disfrutando de aquel sublime momento.

Luego de solo 10 minutos deje de penetrarlo y le hice marchar no deseaba correrme aun, el siguiente fue Elmer, cuyo apretadito culo siempre me hacia acabar muy rápido, lo mismo que antes lo hice arrodillarse frente a mí, para que empezara con su mamada, una de las características de Elmer es que siempre buscaba la manera de sorprenderme y en esa ocasión mientras con mis dos huevos en su boca me los chupaba haciéndome sentir en el paraíso se las ingenio para llegar con su lengua a mi ano y comencé a lamerlo lo que casi me hizo venir.          

Gemía y me temblaban las piernas, aquello duro solo dos minutos pero fue grandioso luego de nuevo tomo mi pene y comenzó chuparlo con ganas, acariciándome los huevos, pasando la mano por mi abdomen sintiendo el línea de vello que va de mi pecho a mi sexo  su rica mamada succionando mi pene me hizo comenzar a temblar y estremecerme de placer de seguir chupando era casi seguro que me iba a correr, saque mi pene de la boca de Elmer le hice poner boca abajo en la cama y lo penetre, fuerte sin compasión, a los pocos minutos se vino, lo que hizo que su ano tuviese espasmos que casi hacen que yo mismo me venga dentro de él.

El último en llegar fue Jorge, su mamada fue estupenda y cuando lo penetre lo único que deseaba era correrme, Jorge comenzó a mover su pelvis de una forma que me hizo enloquecer, era tanto el placer que me deje llevar le dije “no, no lo detengas, muévete más, más”.         Mi pene entraba y salía de su interior por completo, me sentía estallar, agarré me aferre a sus caderas para poder penetrarlo mejor hasta que ya no pude mas y ¡Ahhh! ¡Me vengo no lo pares, no! Los espasmos y calambres que sentía eran tremendos y tenía los pies engarrotados, empecé a expulsar la leche de mis huevos con fuerza y casi toda ella a dar en el interior de Jorge que también se vino en ese momento.

Luego de aquello tome un baño en solitario mientras a ellos los mande darse un nuevo baño, juntos cuando regresaron los hizo poner de perrito mirando a la pared con sus culitos quedando de frente a mí, aquella visión con sus huevos colgando entre sus piernas, debajo de sus nalgas, era magnifica, saque de una caja el Burdizzo que compre especialmente para esta ocasión, los tres reflejaron en sus rostros miedo y preocupación cuando lo vieron.

Luis estaba en medio, con Jorge a su izquierda y Elmer a su derecha fue hasta donde estaban para agarrar con mi mano sus escrotos sintiendo sus dos orbes viriles en su interior, luego los tocaba con la herramienta metálica lo que los hacía estremecer, el rostro de terror que ponían cuando sus huevos eran tocados por el burdizzo de nuevo hizo que tuviera una poderosa erección debajo de mi ajustada ropa interior que quedo como una carpa.

Mi decisión estaba tomada mi primer eunuco seria Elmer fui hasta donde estaba para ordenarle que se pusiera de pie, el lo hizo, le abrí las piernas amplias para que sus huevos quedaran más accesibles desde atrás pues él estaba de aun de espaldas, todo su cuerpo se estremeció cuando el cuello de su escroto sintió cerrarse las mandíbulas del Burdizzo, sin embargo dado el juego previo Elmer no creyó que fuese a cerrar las mandíbulas, su falsa y nerviosa confianza pronto se transformaron en terror y dolor cuando sin previo aviso cerré las mandíbulas de la herramienta aplastado los conductos que unían sus huevos a su cuerpo.

Elmer abrió grandes los ojos, luego dio un quejido hondo como fuerte su cuerpo se sacudió para luego caer al suelo sin sentido, paro ya era tarde, el era mi nuevo eunuco, cuando Elmer despertó sintiendo un gran dolor proveniente de sus huevos ya muy visiblemente hinchados los hice poner de nuevo en cuatro patas, tome el sello al rojo vivo el cual estampe en cada uno de ellos en su nalga derecha justo en el centro que hizo que cada uno gritara de dolor cuando fue su turno.

Luego realice el tatuaje en sus nucas, con el numero de esclavos del registro de esclavos y me lleve a Elmer para pasar una noche de pasión, en que no dude en apretarle sus hinchados huevos ya muertos dentro de su escroto mientras lo penetraba salvajemente, mientras gozaba del apretado ano de Elmer con mi pene entrando y saliendo de él, no dejaba de pensar que huevos eran los que iba a matar en breve para convertirlo en mi siguiente eunuco, en mi mente solo que estaba empañada por el deseo y placer que estaba sintiendo en ese momento solo una pregunta me afligía.

“¿A Cuál de los dos?”. 


http://relatos-de-eunucos.blogspot.com



image host

Imagen que Inspiro esta Historia.



Autor: Darksoul       Mail: darlksoulpgm@gmail.com

AGONÍA FINAL

Había estado dos semanas en ese infierno capturado durante la protesta que buscaba derrocar a la presidenta, una feminazi que había conducido al país a una dictadura en la que los hombres éramos menos que animales, pero las cosas estaban cambiando con la ayuda de mujeres valientes el poder de la presidenta estaba decayendo, las protestas habían sumido en el caos financiero como social al pais......


AGONÍA FINAL
Había estado dos semanas en ese infierno capturado durante la protesta que buscaba derrocar a la presidenta, una feminazi que había conducido al país a una dictadura en la que los hombres éramos menos que animales, pero las cosas estaban cambiando con la ayuda de mujeres valientes el poder de la presidenta estaba decayendo, las protestas habían sumido en el caos financiero como social al país, la caída de la presidenta estaba próxima, pero en los últimos espasmos del régimen fui capturado siendo uno de los principales líderes de la oposición con 34 años.

[HETERO] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [PENECTOMIA] [NULIFICACIÓN] [TORTURA]


Categoria: Hetero      Autor: DarkSoul





Había estado dos semanas en ese infierno capturado durante la protesta que buscaba derrocar a la presidenta, una feminazi que había conducido al país a una dictadura en la que los hombres éramos menos que animales, pero las cosas estaban cambiando con la ayuda de mujeres valientes el poder de la presidenta estaba decayendo, las protestas habían sumido en el caos financiero como social al país, la caída de la presidenta estaba próxima, pero en los últimos espasmos del régimen fui capturado siendo uno de los principales líderes de la oposición con 34 años era un hombre en la plenitud de mi vida.

Durante todo el tiempo que había estado en aquel lugar, me habían humillado, golpeado, amenazado, torturado de mil maneras posibles y finalmente violado varias veces analmente penetrándome desde con un palo de escoba hasta una gran tubo metálico, desgarrándome mi esfínter anal y quien sabe cuánto más daño interno me hicieron mis huevos como pene no se salvaron de sus golpes como torturas por igual, ya con mis huevos muy hinchados luego de cientos de golpes con el escroto lleno de moretones negros y morados lo mismo que mi pene que llegaba en erección a los 19 cm.


** ** ** ** ** ** **

Las mujeres que administraban aquel centro de tortura o como ellas lo llamaban de “inteligencia” eran brutales y sabían golpear en donde a un hombre le duele más no solo físicamente sino mentalmente también, luego de una sesión de interrogación en la que me aplicaron brutales descargas eléctricas en mis huevos y pene que casi me los cocino, incluso la piel se agrieto en varias partes, me dejaron solo en mi pequeña celda tirado en el frio suelo de concreto, por no sé por cuanto tiempo que me parecieron semanas pero que debió no más de un día.

Fue sacado de mi celda, desnudo como había estado prácticamente durante las semanas que había estado en aquel lugar, fue llevado arrastrando los pies sujetado por los brazos por dos fuertes como altas mujeres que parecían luchadoras o fisiculturistas, me arrastraron hasta una habitación con un dispositivo de metal en metal con una mesa de control alta móvil conectada a cables que serpenteantes por el suelo, con dos palancas con dos esferas rojas en la punta, fui sujetado muy bien a esa cosa de metal, con corras pasando por mi pecho y abdomen.

Por debajo de mi un cilindro de movió que mis brazos abrazaron lo que dejo mi pecho alzado, mis muñecas fueron aseguradas con grilletes metálicos, lo mismo que mis tobillos, sobre mi cuello una retención de metal en forma de herradura se cerró muy ajustada una fuerte mordaza se coloco en mi boca y finalmente una retención final sobre mi cabeza para que no la pudiera mover, una vez bien asegurado las mujeres se marcharon dejándome solo en aquella incómoda posición por lo que debieron ser tres o cuatro horas hasta que un mujer entro, a ella nunca la había visto pero su mirada denotaba las más negras intenciones.

Me prepare para una nueva sesión de tortura y dolor, pero ella que era rubia muy elegantemente vestida, se me acerco por el lado derecho movió una palanca en el dispositivo de metal al que estaba firmemente unido para dejarme casi verticalmente, a uno 70º o 75º ,  para comenzar a acariciar mi cabeza con su mano izquierda y a masturbarme con su mano derecha lo que me sorprendió, era la primer mujer que me estaba dando algo de placer desde que llegue a ese lugar, pero aquello solo duro uno segundos hasta que mi pene alcanzo el máximo de su longitud.

En ese momento ella dejo mi pene por unos segundos para mover una de las palancas de control detrás de ella, lo que hizo que todo mi cuerpo se tensara cuando fue estirado a su máximo sentí como la retención en mi cuello se apretó  mas, por lo que comencé a ahogarme aquello me estaba ahorcando, mis ojos se abrieron grandes y mi cuerpo comenzó a sacudirse mientras la mujer sin ninguna expresión en su rostro me acariciaba mi cabello y me decía “¡calma, calma, calma!”

Mi rostro se puso rojo por la falta de sangre mientras ella observaba a los ojos, mi mirada era de suplica pero me convencí a mi mismo que era mejor morir en ese momento que seguir soportando las terribles torturas a las que me estaban sometiendo, sentía una de sus manos masturbándome mientras comencé a perder la consciencia y rezaba en silencio al pensar que aquello era mi fin, pero cuando estaba a punto de perder el sentido, la mujer movió un poco la palanca detrás de ella y la presión en mi cuello ceso de inmediato lo que me permitió volver a respirar.



image host


Luego la mujer se alejo, para regresar con una jeringa como con una liga que coloco por debajo de mis hinchados huevos como base mi pene para luego apretar un botón que hizo que la liga se estrechara, ahocando a mis genitales lo que hizo que me sacudiera con violencia la liga prácticamente se perdió en mi entrepierna encajándose profundamente en mi carne más preciada, la mujer mientras aun sentía mucho dolor me inyecto con la jeringa, clavando la aguja en cada uno de mis testículo como en la base de mi pene y glande, lo que hizo casi desmayar por el dolor que eso me produjo.

Apenas saco la aguja de mi glande tanto mi pene como mis huevos comenzaron a agitarse, a vibrar hasta que pocos segundos después mi pene como mis huevos comenzaron a hincharse, grotescamente, creí que iban a reventar de lo grande que quedaron, la mujer poniendo una de sus manos sobre mi mordaza para que guardara silencio mientras ella comenzó a bajar y subir mi prepucio por mi glande haciendo que me sintiera en el infierno, aquella acción en otra circunstancia me hubiese producido mucho placer pero en ese momento me hizo sentir un dolor indescriptible.


image host


Luego ella comenzó a masturbarme con más fuerza como si buscase que me corriera, en efecto mis sospechas fueron confirmadas poco segundos después cuando retiro su mano izquierda de mi boca para llevarla a la segunda palanca que aun no habían bajado en la mesa de control, ella dijo “vamos cariño disfruta que esa tu última oportunidad de hacerlo como hombre”, ella con su mano derecha siguió masturbándome con fuerza mientras sentía que mi cuerpo estaba siendo sumergido en una hoya de agua hirviente, su masturbación me hacía sentir un dolor que no puedo describir.

La mano de la mujer que tenía una mueca de malicia en su rostro levemente señal de que estaba disfrutando del dolor que me estaba causando en ese momento, siguió moviéndose, apretando de tanto en tanto mi glande que hacía a todo mi cuerpo sacudirse hasta donde podía aquello se prolongo por algunos infernales minutos, por más que me concentre para tratar de sentir algo de placer mi mente estaba totalmente bloqueada por el inmenso mar de dolor en que estaba sumergido en ese momento, estaba gritando para que acabara con mi vida pero mis gritos en gran medida eran apagados por la mordaza.



image host

http://relatos-de-eunucos.blogspot.com



Al cabo de 15 o 20 infernales minutos la mujer al ver que no iba a lograr que me viniera por el dolor que estaba sintiendo dijo.

-“¡lo siento cariño lo intente pero ya no tengo más tiempo!”

La mujer soltó mi pene al tiempo que con la otra mano bajo la palanca de la mesa de control, aquello fue un alivio para mi aunque momentáneo, la mujer retrocedió uno pasos de mi, y un brazo mecánico se posiciono con un dispositivo como de microondas sobre mi escroto de pronto comencé a sentir una sensación de calor dentro de mi saco escrotal, que comenzó a aumentar y aumentar hasta sentir un ardor como si en vez de testículos tuviese dos carbones encendidos dentro de mi escroto.

Mi cuerpo se sacudía y gritaba pero nada eso hizo detener el ardor como el dolor, de pronto mi escroto comenzó a hincharse más y más, la piel de mi escroto se tenso al máximo hasta que comenzó a agrietarse era como si estuviera siendo llenado por agua, de pronto mi pene duro como nunca comenzó a contraerse provocándome un dolor aun mayor a todo lo sentido hasta ese momento, cuando de pronto un gran chorro de mi cálido semen broto de la punta.

Aquello fue un chorro como si alguien abriera una llave de agua, fue un gran chorro que voló por el aire para caer sobre mi pecho y abdomen, seguido de otro y otro hasta que en medio de mi enorme eyaculación como nunca pensé hacerlo o que fuese posible hacerlo para cualquier hombre se escucho un ruido como si un globo reventara “BOOOOM”, seguido de un gran chorro de semen que llego hasta mi rostro, seguido casi de inmediato de un horrible dolor que me hizo poner los ojos en blanco para ya no saber más.


** ** ** ** ** ** **

Me desperté en un hospital de la capital, los médicos me informaron que el régimen cayó tres días atrás, cuando una revuelta popular irrumpió en la residencia oficial y mato a la presidenta, según luego se supo antes de morir ella fue violada por la turba furiosa de hombre para luego ser horcada desnuda bañada en semen de un árbol a las afueras de la residencia presidencial, el resto de su gabinete los que pudieron escaparon los que no murieron de manera similar linchados por una turba iracunda.

En cuanto a mí, en el hospital me entere que el estallido que escuche fue el de mi escroto que voló en mil pedazos llevándose mis muy hinchados huevos en el proceso, mi pene tuvo que ser amputado luego que los médicos hicieron todo lo posible por salvarlo pero les fue imposible dado el extenso daño que la sustancia hizo en mi falo por lo que aquella mujer me inyecto, incluso mi próstata y vejiga se vieron afectadas, tuve que pasar seis meses en rehabilitación para tan solo volver a caminar con bastón.

Me convertí a la larga en ministro de la verdad y justicia a un busca a la mujer que me robo mi virilidad como a otros cientos de hombres en aquel lugar de tortura que mande demoler pero aquella rubia desapareció sin dejar rastro nadie sabe su nombre o su paradero bien podría estar muerta o oculta, lo único que sé que ella fue la causante de cientos de hombre estuviésemos y sigamos estando en “Agonía Final”.





Autor: Darksoul       Mail: darlksoulpgm@gmail.com

ACTO DE MISERICORDIA

Un hombre fue atado, desnudo en una cruz de San Andrés. Hubo algunas preparaciones: la difusión de una tela a través de los pasos, la iluminación de incienso. Las velas se colocaron en el suelo alrededor de la figura. En la cruz la figura permaneció inmóvil como muerta. El Padre Mc Fee se estremeció e intensificó sus oraciones. Él reconoció que se trataba de la Iglesia en acción, con un estilo medieval, sin piedad para protegerse a sí misma como siempre contra las amenazas internas y externas......


ACTO DE MISERICORDIA
Un hombre fue atado, desnudo en una cruz de San Andrés. Hubo algunas preparaciones: la difusión de una tela a través de los pasos, la iluminación de incienso. Las velas se colocaron en el suelo alrededor de la figura. En la cruz la figura permaneció inmóvil como muerta. El Padre Mc Fee se estremeció e intensificó sus oraciones. Él reconoció que se trataba de la Iglesia en acción, con un estilo medieval, sin piedad para protegerse a sí misma como siempre contra las amenazas internas y externas. Aquel hombre estaba por ser castrado por una nueva orden al servicio de la iglesia.

[HETERO] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [TESTÍCULOS] [ADVERTENCIA]


Categoria: Hetero      Autor: Kortpeel





El cardenal Bumley golpeó el martillo y llamó a la reunión al orden. Los obispos dejaron el murmullo de la conversación y se hizo el silencio. "Señores," dijo el cardenal, "Su Santidad me ha elegido para  dirigir la ensamblar de este comité de ética de la iglesia como una cuestión de urgencia. Nos encontramos ante un problema que amenaza la estructura misma de la Iglesia".

Tenía su atención y su interés. Dos filas de blancos, rostros pálidos, en su mayoría ancianos se volvieron hacia él. Su Eminencia continuó. "Como ustedes sin duda saben, la Iglesia ha estado recibiendo un poco de publicidad nociva en los últimos tiempos. En el otro extremo de la larga mesa el Obispo Slasher de la Diócesis de las Islas del Norte suspiró por dentro. La iglesia había estado recibiendo mala publicidad durante años, milenios, de hecho. Entonces, ¿qué había de nuevo? ¿Había tenido que renunciar a su viaje anual de pesca con las jóvenes esposas de la congregación para esto? Aunque el Obispo Slasher admitiría alguna leve decepción al respecto, de hecho, él estaba enojado a fondo por todo aquello.

"Me refiero por supuesto a la publicidad con respecto al abuso de los niños. Lamentablemente algunos de nuestros clérigos asignados a escuelas y orfanatos han traicionado la confianza de los niños a su cuidado".

"Tut tut sangrienta", pensó Slasher. "¡De lujo! Los sacerdotes han sido el maldecir de los niños pequeños. ¿Cualquiera que sea la época? "

"En el pasado,la Iglesia podía manejar estos asuntos internamente..."
"O ignorarlos por completo". Pensó Slasher.

"Hoy en día la demanda vulgar de esos temas son traídos a la luz pública, tratado en los tribunales laicos y se expone a la luz de la publicidad. No somos capaces de resistir a esa demanda".

Un número de cabezas grises asintió solemnemente. Era tan lamentable que la Iglesia ya no pudiera hacer frente a sus propios asuntos. La reunión comenzó sus deliberaciones tomando en serio el problema. ¿Cómo podrían dejar los sacerdotes de sodomizar a los niños pequeños e incluso penetrar en las niñas antes de la pubertad? ¿Qué deberían hacer al respecto?

El Obispo Softon preguntó ¿por qué tenemos que hacer algo en absoluto? ¿Por qué ahora, después de dos mil años, la Iglesia debe estar preocupada por un pecado menor tan trivial, bastante agradable e inofensivo? Desde luego, no se cuenta como fornicación después de todo, ¿Cuáles fueron los niños que nos acusan? Más de algunas otras cabezas asintieron grises. Se le ocurrió a cardenal Bumley que el nivel general de inteligencia en la gerencia media de la Iglesia no era lo que solía ser. ¿Donde estaban los Loyola y Richelieus cuando se les necesitaba?

La reunión se prolongó. El Obispo Slasher encontró todo el día soñando con la joven y atractiva señora Wansome del Grupo de las esposas jóvenes. Su marido era incapaz de dejarla embarazada. El Obispo Slasher confiaba en su capacidad para ayudarla en ese sentido.

"Y ¿qué es lo que tenemos de las Islas del Norte? ¿Tiene alguna solución, Obispo Slasher? "

La mente de slasher se movió un millón de millas en un instante. "Sí, Eminencia. Tengo. La solución, es muy simple".

"Gracias a Dios por eso", pensó el cardenal. Su pensamiento fue literal y sincero, no blasfeme. "Entonces por favor, comparta con nosotros, su gracia".

"Señores, la respuesta está en el confesionario". Fue la irritación en su corazón que se trasladó al Obispo Slasher de hablar contra los que habían causado.

Mientras eñ Obispo Slasher delineó su propuesta, la reunión escuchó con atención sus palabras y las cabezas grises asintieron.

* * *

En una parte particularmente hacia atrás del tercer mundo Sor Ángela de la Santa Orden de la Misericordia de Dios estaba arrodillada en el empaquetado, terreno pedregoso seco en el ardiente calor del sol del mediodía. Tenía las manos juntas, la cabeza inclinada y los ojos cerrados. Después de un rato levantó la mirada al cielo con una expresión de éxtasis divina en su cara.

"Ten piedad", comentó la hermana María. "Sor Ángela es un ejemplo para todos nosotros".
"Al diablo la Piedad", pensó la madre superiora. "Esa perra se masturba de nuevo".

Más tarde fue enviada la hermana María para sacar la estaca de madera desgastada de la tierra, donde la hermana Ángela había estado arrodillada. Al ver a los perros sarnosos del pueblo olfatear la clavija y luego orinar en ella que le recordó hacerlo.

Esa noche, la hermana Ángela realmente oró. "Dios, ¿qué estamos haciendo aquí en este agujero infernal? Nuestra misión y este hospital han estado aquí durante doscientos años, atendiendo a tus hijos. Y hemos logrado absolutamente nada. A pesar de nuestros mejores esfuerzos son todavía tan cerdos ignorante e inútil como lo eran cuando comenzó nuestro ministerio aquí. Ni siquiera pueden alimentarse por sí mismos. ¿Es realmente tu voluntad, Dios, que mantengamos a estos idiotas vivos? ¿Mantenerlos vivos para qué? ¿Así como objetos de caridad que sufren y continúan en su miseria sin sentido?"

"Por favor, Dios, ayúdame en este caso. Estoy seguro de que los amas; pero yo, personalmente, he tenido suficiente de los hijos de puta".

Sor Ángela era completamente honesta con Dios en sus oraciones. Él sabía lo que estaba pensando de modo que no tenía sentido ser de otra manera. Tal vez Dios lo apreciaba. A la mañana siguiente en el despacho de la madre superiora: "¿Me mandó llamar Santa Madre?"

"Sor Ángela, gracias por su rapidez. Tengo una carta del obispo. Se buscan enfermeras calificadas para un servicio especial. ¿Estarías interesada?"

Sor Ángela se sorprendió por la pregunta. En ese orden, castidad y obediencia "significa exactamente eso. "Estoy aquí para servir a Dios, Santa Madre. En la medida que la Iglesia considere oportuno".

"Muy bien Sor Ángela. El transporte llegara en una hora. Este preparada".

"Ocho años en este basurero y luego expulsada sin aviso en una hora." Sor Ángela estaba contenta de de alejarse, pero la madre superiora podría haber sido un poco más humana al respecto. "Y ¿qué voy a hacer?", Se preguntó Ángela. Todo lo que sabía era que iba a para dar un entrenamiento especial para un nuevo papel en la Iglesia.

* * *

Deacon Upshot se preparaba para su confesión semanal. Él estaba ensayando su lista de pecados. La mayoría de ellos eran cosas comunes, pero le daba vergüenza su lapso con Duggie un joven en el coro. Duggie era el más bello soprano. Para escucharlo en un solitario siempre le daba a Upshot una erección. Tenía la cara de un ángel también. Y el resto de él era muy agradable. Tal chico encantador y siempre tan dispuesto. Upshot pensó que estaba enamorado de Duggie.

Entró en el confesionario. "Perdóname padre porque he pecado...."

* * *

Padre McFee era un hombre que nunca había hecho daño a nadie y había dado libremente ayuda a muchos. Él estaba orando en la oscuridad en la parte posterior de su propia iglesia cuando el reloj dio la medianoche. Observó la pequeña procesión, cada persona, con capucha y ataviada de negro. La quema de velas que portaban erán la única luz. La procesión caminaba por el pasillo y se detuvo en los escalones del altar. No había palabras, no había música, no había sonido en absoluto.

Un hombre fue atado, desnudo en una cruz de San Andrés. Hubo algunas preparaciones: la difusión de una tela a través de los pasos, la iluminación de incienso. Las velas se colocaron en el suelo alrededor de la figura. En la cruz la figura permaneció inmóvil como muerta. El Padre Mc Fee se estremeció e intensificó sus oraciones. Él reconoció que se trataba de la Iglesia en acción, con un  estilo medieval, sin piedad para protegerse a sí misma como siempre contra las amenazas internas y externas. Se acordó que cómo la Iglesia había quemado a herejes y brujas hasta la muerte una vez. Pues la terrible razón que tuvo la Iglesia para hacerlo fue que las llamas podrían purificar sus almas inmortales. De esta manera ganarían los pecadores la salvación y la Iglesia se libraría de una amenaza. Y de su miedo a los laicos, al mismo tiempo era un beneficio adicional.

Una figura encapuchada se puso delante del hombre en la cruz. Padre McFee sabía que era el Obispo. Él no sabía, quienes eran los otros dos.

"Deacon Upshot, la penitencia por tu pecado es someterse a la administración de Cultellus Christi. ¿Tienes algo que decir? "

El obispo habló en voz baja, pero en el silencio el Padre McFee podía oír cada palabra como si le hablara en la oreja. El tono era amable, como si el obispo estuviera tratando de ayudar al hombre en la cruz, pero el contraste entre el tipo de voz y lo inminente, lo hacían sufrir una inexorable infusión de miedo que era enviado a través del Padre McFee.

"No tengo nada que decir" el hombre en la cruz, dijo.

"Que así sea. Padre Celestial te pedimos tu bendición sobre el Deacon Upshot que pueda soportar la prueba, y que sus pecados le sean perdonados y que su corazón se haga puro. Te lo pedimos en el nombre de nuestro Señor Jesucristo. Amén".

El obispo dio un paso atrás y las otras dos figuras comenzaron su ministerio. Padre McFee había leído una cuenta del procedimiento por lo que a partir de su posición en la parte posterior de la iglesia podía ver lo suficiente como para saber lo que estaba ocurriendo. Cultellus Christi 1 debía  retirar del escroto. Sin anestesia era en sí mismo una limpieza del alma de un pecador y un maravilloso elemento de disuasión a los demás. La iglesia en realidad quería dar un ejemplo.

Cultellus Christi 2 ató los testículos con lo cual Cultellus1 cortó los cables. Cultellus 2 cosió la herida. No pasó mucho tiempo, pero que los jadeos suprimidos del hombre en la cruz quemaran el alma del Padre McFee.

"Deacon Upshot, tus pecados te son perdonados. Ve y no peques más. "El Obispo salió por la sacristía. Sin duda contento de escapar. Solo entonces Cultellus Christi administro la anestesia. Quitaron al hombre inconsciente de la cruz y lo pusieron en una camilla y lo cubrieron. Se despertaría en su propia cama. La enfermera que atendería a Deacon Upshot sería otro miembro de la orden de nueva creación la Cultellus Christi, el cuchillo de Cristo, pero esta persona, era un portador del cuchillo, sagrado de Dios.

La procesión salió de la iglesia. Una ambulancia los esperaba fuera en ese momento. Padre McFee se persignó y rezó por la misericordia de Dios sobre todos los pecadores, incluido él mismo. Permaneció durante una hora o más después que la procesión se había dejado.

* * *

Después de diez años en la Orden de Cultellus Christi, los últimos cinco como jefe de la orden, la Santa Madre Ángela tenía la sensación de que su trabajo se había completado. Había habido pasado s mucho bajo su cuchillo los primeros días, pero últimamente muy pocos. La tarea se llevó a cabo; el problema resuelto. Una gran parte de la habilidad había sido adquirida por la orden en los últimos años. ¿Cómo podría utilizarse en el servicio de Dios. Un pensamiento se le ocurrió. ¿Tal vez sería útil en el tercer mundo? ¿No sería beneficioso ayudar a reducir a los millones de hambrientos?




Historia Original Aquí





Autor: Kortpeel       Traductor: DarkSoul

ARRIBA Y HACIA ABAJO

Ryan y yo estábamos en nuestro último año de universidad cuando nos conocimos. Ryan estaba terminando su doctorado en derecho, mientras que yo estaba terminado mi título como un PRN. La noche que nos vimos fue durante los exámenes finales en la discoteca “La Boca”. Ryan estaba apoyado en la barra mientras yo bailaba con mis amigos, entonces nuestros ojos se encontraron y me miraba con sus ojos azules penetrantes......


ARRIBA Y HACIA ABAJO
Ryan y yo estábamos en nuestro último año de universidad cuando nos conocimos. Ryan estaba terminando su doctorado en derecho, mientras que yo estaba terminado mi título como un PRN. La noche que nos vimos fue durante los exámenes finales en la discoteca “La Boca”. Ryan estaba apoyado en la barra mientras yo bailaba con mis amigos, entonces nuestros ojos se encontraron y me miraba con sus ojos azules penetrantes. El poco a poco a poco me convertiría en su sumiso y servil eunuco

[GAY] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [TESTÍCULOS] [DOMINACIÓN]



Categoria: Gay      Autor: Uncutone





Ryan y yo estábamos en nuestro último año de universidad cuando nos conocimos. Ryan estaba terminando su doctorado en derecho, mientras que yo estaba terminado mi título como un PRN. La noche que nos vimos fue durante los exámenes finales en la discoteca “La Boca”. Ryan estaba apoyado en la barra mientras yo bailaba con mis amigos, entonces nuestros ojos se encontraron y me miraba con sus ojos azules penetrantes. Yo sabía que estaba muy interesado, así que acepté el reto.

"Hola, soy Mike ¿cuál es tu nombre?"
"Soy Ryan," contestó.

"Tienes unos ojos magníficos", Eso es muy trillado pero cierto. "¿Quieres salir de aquí? Cierran en 15 de todos modos".

"Claro", dijo. "Vámonos. Vivo en Russian Hill, ¿y tú? "
"Estoy en Noe, a sólo unas cuadras de aquí. Podemos ir ahi".
"Está bien, estás más cerca. Vamos a tu lugar".

En el momento en la puerta de mi apartamento se abrió comenzamos a quitarnos los suéteres, camisetas y zapatos. Mi excitación solamente se acelera cuando nos despojada cada uno de nuestra última pieza de ropa. No podía esperar a penetrar a ese chico y llevarlo a un nivel sublime. Cuando metí la mano en su calzoncillo para frotar su pene, estaba encantado de descubrir su miembro en crecimiento. Pronto estábamos los dos desnudos, pero en la penumbra pude ver la cabeza de su pene tipo hongo. Cuando le di la vuelta para ver su trasero duro que reveló una hendidura profunda que me llevó a una intensa palpitación de mi pene. No podía esperar a que hundir mi pene conduciéndolo profundamente dentro de ese hoyito.

Anterior a esto, tengo que mencionar que durante la universidad yo era un gay total. Desde que llegué a los chicos de secundaria siempre quería coger con ellos. Una vez estábamos desnudos y vieron mis nueve pulgadas de pene sin cortar mientras ellos Meneaba el trasero y me pidieron que los penetrara. Y que lo hice. Me encanta introducir mi pene en sus agujeros, me encanta oír sus gemidos de placer. Yo era arrogante también, a pesar de que llevaba camisas de polo, pantalón de algodón, y tenía muy buen gusto, sabía que era superior pues podía tener a quien quisiera. Nunca había tenido un pene dentro de mí, nunca. Eso fue hasta que me encontré con Ryan.

Esa noche, mi vida cambió para siempre. Cuando Ryan chupó mi pene sin circuncidar, me deje caer sobre él, para deslizarme por un condón para mi  cabeza de hongo. Al levantarme de sus rodillas estaba dispuesto a darle la vuelta y ponerlo sobre mi cama para penetrarlo como un perro salvaje. A medida que camine hacia el borde de la cama, de repente me empujó sobre mi espalda, levantó mis piernas hacia arriba por encima de sus hombros y empujar su pene en mi agujero. Antes de que me diera cuenta de lo que sucedía sentí una punzada aguda presionando antes de entrar en mi esfínter, pero mientras entraba empezó a masajear mi próstata. El dolor se transformó en placer. Estaba en otro mundo que nunca había visitado, y yo estaba enamorado.

Después de graduarnos conseguimos dos grandiosos trabajos: Ryan como abogado junior en un bufete de abogados, y yo como enfermero quirúrgico en un hospital de la ciudad. Con nuestro ingreso combinado encontramos un increíble departamento en un edificio que daba a la ciudad de San Francisco.

Ambos somos de 1.75 metros de altura, pero ahí es donde terminan las similitudes físicas. Soy un nadador en un programa de nado maestro y cuando no estoy en el agua estoy en mi bicicleta de carretera de fibra de carbono recorriendo 70 km al día después del trabajo. Estoy muy delgado, con el vientre plano bien definido, pero mis pectorales no están muy bien desarrollados. Mis piernas y las nalgas están realmente bien construidas y definidas. Realmente casi soy lampiño con un poco fino vello entre mis pezones y un sendero feliz que lleva al parche de mi pubis por encima de mi pene. Creo que mi pelo es de color marrón claro, marrón muy ligero, pero algunos lo llaman de jengibre. Por la natación y el ciclismo me afeito el poco vello que sale en mis axilas y las piernas.

Mi mejor dote es mi pene. Estoy orgulloso de que a las 6 pulgadas flácido. Es suave como un tubo largo, no circuncidado, con prepucio extendido de forma alargada como un pezón al final. Mi prepucio hace que mi pene parezca más liso y sin rasgos distintivos. Pero incluso flácido  tiene una circunferencia de buen tamaño, y es del mismo espesor hasta el fondo, el prepucio lo divide entre el eje y la cabeza. Los chicos dejan caer sus mandíbulas cuando estoy totalmente erecto con 8,5 a 9 pulgadas y se babean por ella, sobre todo cuando se pone en marcha con mis colgantes huevos bajos que son del tamaño de ciruelas. Mi paquete llena con creces mi bañador o mis pantalones cortos en bicicleta con una protuberancia significativa.

Por otro lado, Ryan es un boxeador que va primero al gimnasio por la mañana antes del trabajo. Él mantiene un gran paquete de seis, pero su gran característica son sus increíble pectorales que son para morirse. Pectorales con músculos definidos que hacen estallar sus pezones que se alzan sobre el borde bien desarrollado. Cubre su pecho un oscuro pero suave, fino vello, corto que irradia hacia el exterior con su línea media. Su piel dorada brilla sobre sus hombros y bíceps. Una mancha oscura brotes por encima de su pubis resaltando su pene de siete pulgadas. Aunque es grueso cuando esta duro, también es grueso cuando está flácido, mostrando la cabeza en forma de hongo con la piel amontonada detrás de su corona. Cuando esta duro la cabeza realmente se ensancha con una línea oscura que rodea el eje que indica en donde su prepucio, fue eliminado cuando él era un bebé.

Pasemos a nuestra vida sexual  que era increíble. Aunque, al parecer nuestros trabajos consumían gran parte de nuestro tiempo y energía, hemos sido capaces de salvar los viernes como nuestro tiempo. Mis horas de trabajo son impredecibles, pero siempre tengo los viernes libres. Por la mañana hago las compras del supermercado y luego limpio la casa desnudo como mi pene se mueve sin cesar mientras que aspire el suelo, o cuando preparo la cena.

Uno de mis rituales de rutina es que para limpiar el trasero uso un enema de ducha que prepararme para una noche salvaje. A eso de 7:30 o 20:00. Ryan llega a casa. Tan pronto como escucho la llave en la cerradura Voy a esperarlo totalmente desnudo sosteniendo dos copas de champagne. Ryan pone sus carpetas en la mesa de entrada. Si bien todavía esta vestido con su traje Armani, corbata de seda y zapatos de Bruno Magli, nos sentamos para una cena con velas-Ryan aún con su traje de Armani y yo desnudo. Después de terminar la cena, levanto los platos y vierto un Armagnac en copas. Con nuestras bebidas sobre la mesa y solo las velas que iluminan la habitación llevo a Ryan tirando de su corbata a nuestro pequeño balcón con vista a la ciudad.

Frotando sus huevos puede decir que está listo para la acción. Cayendo de rodillas le abro la bragueta, empuje hacia abajo su ropa interior pasa sacar su pene endurecido por lo que sus bolas se apoyan en la cintura del pantalón y luego comienzo a lamer alrededor de su borde, para destacar su rígido y ensanchado pene. Entonces rodear su pene con los labios mientras muevo la lengua por su sensible glande. Entonces me lo meto en la boca hasta la cicatriz de la circuncisión hasta que mis labios se encuentran con su pubis.

Una vez que su pene está bien mojado y resbaladizo con mi saliva, Ryan me alza para darme la vuelta y me dobla encima de la barandilla de balcón dejándome sobre los antebrazos para que pueda tener una vista increíble de las luces de la ciudad que se extienden en el horizonte. A continuación, puedo sentir a Ryan abrirme mis nalgas, abrir mis piernas y comienza a lamer mi ano. Una vez está lubricado comienzo a sentir su gran empuje mando contra mi esfínter cuando entra en mí. Ryan alcanza mi dura erección, acariciándome el prepucio hasta que me tiro mi carga a través de la barandilla. Mi semen salpica en la acera abajo. Momentos después, siento el semen de Ryan muy dentro luego él lo saca cuando esta desinflando para que le limpie el pene de Ryan con mi lengua, moviendo a la boca y la lengua que se arremolinan juntos para mezclar su esperma con Armagnac. El sabor es aún más embriagador que después de la cena aquello es el postre.

Esa fue nuestra relación al principio. Era tan salvaje como queríamos pero a medida que pasaban los meses Ryan al llegar a casa la noche del viernes después de una semana larga y después de la cena colapsaba y por lo general terminaba quedándose dormido.

Necesitaba más. No es como si yo quisiera engañar a Ryan, es sólo que yo estaba buscando lo que estaba en mis pensamientos eróticos más profundos. Mirando en línea renové mi interés en la modificación del cuerpo y quedaba excitado por chicos que se divertían de las bandas tribales, marcados, pero sobre todo por las perforaciones genitales. Aprendí y estaba fascinado por todas las formas de Guiche a escaleras y AP para empalar como por las perforaciones de escroto. Incluso en el gimnasio cuando veía a un chico en la ducha con un piercing siempre tenía una erección.

Mi fascinación se dirigió más a las modificaciones corporales cuando empecé a conversar en línea con chicos que voluntariamente fueron castrados o tenían un Penectomía para eliminar su pene para dejar solo un pequeño agujero para orinar cerca de su ano. Se abrió un nuevo mundo para mí así como sabía que era gay, sabía que una forma de modificación era para mí. Al instante se me ponía dura ante la idea de tener mis huevos o pene eliminados.

Durante una sesión de chat con un chico en Pennsylvania que en realidad se cortó el pene mientras charlábamos. No podía creerlo en un primer momento. Pensé que era una broma, pero cuando él me envió fotografías del pene cortado en la palma de su mano y ensangrentado muñón que quedo supe que fue real. No podía dejar de pensar increíblemente en aquella escena, pero más aún imaginar que fuese llevando en mí, era una increíble auto-realización, que era suprema. Pero me petrificaba pensar discutir eso con Ryan, pensaría que era una especie de monstruo. Por lo tanto, mi vida secreta en línea que solo se abría para otros amigos afines.

Fue alrededor de un año después de vivir juntos como estaba tirado en el sofá en calzoncillos de nylon Greg Perry leyendo una historia de anulación caliente en el sitio Eunuch.org mientras charlaba con mi amigo que recientemente cortó su pene, que me acababa de enviar nuevas fotos de su muñón cicatrizado. Que me cautivó con mi atención totalmente absorta en el chat, con mis amigos, las fotografías y la historia. También estaba leyendo como cuatro amigos se dieron cuenta quienes eran  superiores o inferiores y estaban dispuestos a que les retiraran sus penes o huevos para satisfacer al de más arriba. Estaba tan absorto con la imagen y la historia que mi ropa interior quedo como una carpa por la erección, cuando detrás de mí oí a Ryan preguntar: "¿Qué estás viendo Mikey?"

Mi corazón se agitó y mi dura erección comenzó a desinflarse. Fue como si fuese atrapado por mi madre, desnudo masturbándome en la cocina. Dado que casi estaba desnudo era imposible ocultar mi ruborizado cuerpo estaba seguro lo que Ryan estaba pasando. Me quede mudo, haciendo una pausa para encontrar una excusa plausible. "Simplemente mirando mis correos electrónicos".

"¿Ah, así que estás checando una nueva forma de perder tus huevos?" Él dijo con la mayor naturalidad. "¿Qué?", Le contesté.

"¿Se, sobre los sitios de modificación genital que has estado buscando a lo largo de los últimos meses? Me encontré con los sitios que estaban mirando hace un tiempo, no estaba seguro de qué tan grave era, así que me inscribí y hemos estado hablando en línea. Eres aspirante a perder tus huevos. Hemos estado conversando acerca de cómo deseas ser cortados y utilizado la forma en que siempre ha deseado que tu cuerpo sea un lienzo en blanco para una modificación".

Yo no lo podía creer. Ahí estaba Ryan confesando que ambos compartimos nuestros deseos secretos en los últimos meses. Ryan sabía todo acerca de mis deseos y sabía todo acerca de lo que estaba buscando.

"¿En serio?", Pregunté. "Sí, definitivamente he querido a alguien para hacer mi propia y modificarlo a mi gusto. Incluso antes de que nos conociéramos, pero nos enamoramos tan rápidamente que nunca tuvimos la oportunidad de discutir eso y yo no estaba seguro de cómo lo tomarías. Por el amor de Cristo, eres un chico de muy buen gusto. Nunca pensé que querrías tu cuerpo tatuado o con partes removidas".

"Vaya", le contesté. "No tenía idea de que también, estabas en esto. No puedo creerlo. Esto es increíble", dije cuando mi pene comenzó a subir de nuevo, tensando mi ropa interior. Podía ver a Ryan como estaba luciendo una erección total ambos nos quitamos nuestra ropa interior, presionando nuestras penes, abrazándonos para darnos un beso tragándonos nuestras lenguas mientras íbamos a la terraza donde me coloco sobre el balcón y me penetro como no lo había hecho nunca antes.

Poco después discutimos mis fantasias. Ryan tenía varios artículos inmediatamente en mente y estuve de acuerdo con ellos, si no era razonable, mi pequeña cabeza habló por mí con mi ereccion de 9 pulgadas a tope.

El próximo fin de semana Ryan me llevó al salón donde me realizaron una depilación láser para comenzar mi transformación. Pasé toda la mañana, quitándome el vello de mis axilas, los rezagados alrededor de mis pezones, lo de mi sendero feliz a mi pubis, los huevos y el poco alrededor de mi ano. Fue una gran sensación estar permanentemente depilado, sin necesidad de preocuparme por el afeitado o vellos encarnados. Luego de eso fuimos a un estudio de tatuajes y piercing. Ryan quería que me hicieran un tatuaje colocado en la parte posterior de mi cuello ligeramente por debajo de la línea del cuello. Me sorprendió el hecho de que él ya me había enumerado en el registro de esclavo. Ahora poseo un número de esclavo que registró Ryan.

Me quité la camisa y la acosté en la tabla como el artista comenzó un proceso algo doloroso de aplicar mi nuevo número de esclavo completa con código de barras y la inscripción debajo de esa lectura: La propiedad de Ryan Prendepalle. Después me levanté de la mesa pude ver que con la ayuda de un espejo. Estaba orgulloso de mi nueva designación en mi marca de propiedad. Podría llevar un cuello de la camisa y nadie lo sabría, o una camiseta para mostrar con orgullo mi nueva condición de la propiedad.

Que Ryan, le dijo al artista del tatuaje y reviso algunas ideas para esbozar las ilustraciones para un tatuaje de cuerpo completo. El artista utilizó un marcador de luz sobre mi cuerpo para mostrar la forma en que fluiría como una sola entidad. Yo quería que hiciera hincapié en mis nalgas y ano dibujara lejos de mis genitales, ya que esto es lo que era el más importante. Nos decidimos por un diseño tribal muy oscuro que fluía dentro y alrededor de mi cuerpo. Se necesitaría casi un año o más para terminarlo, dijo y por lo menos un par de cientos de horas. Que trabajaría en cuadrantes, destacando el principio y luego rellenarlo. Sería largo y doloroso, advirtió. Para ser completamente ilustrado como Logan McCree fue emocionante y gratificante, un sueño hecho realidad.

A continuación, el artista me despojo de mi ropa restantes mientras estaba sentado en un banco hasta que me bajó en una posición que mi pene quedo directamente hacia arriba. Ryan quería que mi prepucio fuese perforado con un pequeño aro de segmentos de oro para frenar mi masturbación y evitar que yo pudiera penetrar a alguien, era eso o una jaula de castidad. De esta manera el anillo me mantendría lejos de mi pene para obtener placer. El perforador limpió mi pene con alcohol, la inserción fue marcada con un marcador en la parte superior exterior y en la parte interior de mi prepucio, luego coloco un tapón de corcho debajo de mi prepucio y con una gran aguja tubular, seguido de un anillo de pequeño calibre, perforo a través de mi prepucio.

Hubo muy poca sangre y solo un leve pinchazo cuando perforo mi prepucio. Después de que inserto el anillo que él tiró de mi prepucio hacia atrás y el anillo fluía desde la punta de mi pene a montado hasta la mitad de mi eje, que se pego hacia arriba lo que me hizo excitar mucho. A medida que el artista retrajo de mi prepucio, tuve una gran erección y mi nueva perforación se destacó cuando mi pene quedo rígido.

Mientras saltaba de la mesa todavía desnudo Ryan se bajó su ropa interior para revelar su semi-erección antes de que saltara sobre la mesa. "¿Qué está pasando?", Pregunté. "Bueno, si tiene una perforación es justo que tenga una también. Me estoy poniendo un príncipe Alberto Siempre he querido uno, pero no estaba segura de si te gustaría".

"Como dije, oh, hombre, es muy atractivo. Siempre he querido ser penetrado por un tipo con un príncipe Alberto. Ahora voy a tener uno todas las noches".

El perforador preparó a Ryan con un isotopo en su pene con un antiséptico y luego apretando la cabeza de Ryan con los dedos para desinflar su pene. Una vez que el pene de Ryan estaba suave y la piel estaba arrugada, detrás de la corona, justo donde una vez estivo su frenillo, el perforador luego empujó una aguja con un tubo curvado hacia debajo de la uretra en línea por debajo de la falda de su corona. La aguja afilada empujada a través de su ranura hasta su frenillo, que el perforador tapo con un corcho. A continuación, coloca un anillo de formación en el extremo de la aguja, retiró la aguja y se tapa los extremos con los botones de tornillo de príncipe Alberto. Hombre, Ryan estaba caliente luciendo su joya, incluso suave su pene era atractivo. Creo que todos los hombres circuncidados deben tener un príncipe Alberto. No podía esperar a probarlo a pesar de que el perforador nos dijo que deberíamos esperar unas tres semanas antes de que tuviéramos sexo. La mía, dijo, estaría bien en aproximadamente una semana.

A la mañana siguiente nos despertamos con increíbles erecciones, pero no estaba haciendo daño. Sin embargo, tuvimos que esperar hasta el próximo fin de semana después que mi piercing había sanado. Ryan aspiró y jugó con mi nuevo anillo. La sensación de Ryan acomodando mi anillo de prepucio con su lengua definitivamente me partió y no pasó mucho tiempo antes de que yo explotara en su boca, enviando ondas reprimidas de semen por su garganta. La peor parte fue que yo tendría que esperar un par de semanas antes de que pudiera sentir su nueva perforación dentro de mí.

Fue en algún momento después de que Ryan se curó regresando de un paseo en bicicleta de 50 millas de largo y extenuado. Yo tenía mi bicicleta colgada sobre el hombro cuando entré en la puerta. Como puedo configurar mi bicicleta a lo largo de la pared del pasillo y me volví a Ryan, nos tiramos en un sillón, dijo, "Eso tiene que irse".

"¿Qué?" Contesté mientras tiraba mi casco de bicicleta en la otra silla mientras yo todavía estaba en mis shorts de lycra y jersey. "Sabes lo que quiero decir", A medida que se levantó y agarró mi bulto.

Siempre he estado orgulloso de mi bulto en particular, este short de ciclista, especialmente realzaba mi paquete. El contorno de mi pene era claramente visible al igual que mi par de huevos que parecen extenderse claramente separadas, como dos orbes del tamaño de una ciruela. Pero sabía lo que Ryan quería, me pare y supe inmediatamente que había llegado mi hora. Con la mano en el paquete de mi pene creció y Ryan me quito mi short para revelar una erección completa, de pie con orgullo en posición vertical cerca de mi vientre con mi anillo de prepucio destacándose entre ellos.

Ryan agarró mis huevos para envolver completamente su mano alrededor de ellos y corrió mi prepucio deslizando hacia abajo para mostrar mi cabeza de color rosa. Mientras seguía sosteniendo mis huevos, maniobraba detrás de mí, retorciendo mis huevos en el proceso. Con la mano libre se desabrochó su short, lo dejó caer y empujo hacia abajo su calzoncillo. Sentí su pene duro entre mis nalgas sintiendo su príncipe Alberto, ahora era un sola dispositivo de calibre 0 contra mis nalgas.

Ryan se inclinó sobre mí, todavía con fuerza e incluso aumentar su agarre para que no se deslizara suelto. Escupió en su mano libre para frotar sus dedos húmedos contra mi fruncido ano, luego deslizó su erección con su príncipe Alberto dentro de mí. Él me apretó los huevos, aún más fuerte. Era dolor y placer antes de que supiera que yo sintiera que estaba expulsando mi semen sobre el suelo de baldosas sin ni siquiera haber tocado mi pene.

Ryan se vino sucesivamente también, al mismo tiempo lanzó su semen en mí y sentí el calor de sus disparos llenando mis intestinos. Los dos estábamos excitados y eufóricos por esta increíble prisa, ya que ambos entendíamos que esa sería una de mis últimas eyaculaciones como un hombre completo intacto.

Decidimos comenzar mi castración matando mis huevos por medio de la inyección de alcohol. Compré una bolsa de ciruelas, una botella de Everclear y un conjunto de pequeñas jeringas. Otro honor para mí era tener Ryan inyectándome así que le enseña cómo inyectar con las ciruelas. Él era muy diligente y un principiante que aprendió rápido. Él daría vuelta alrededor de las ciruelas para inyectar una pequeña cantidad en cada sitio. Una vez que él se volvió competente estábamos listos para comenzar una serie de ocho inyecciones de dos centímetros cúbicos en cada sesión y una serie de tres a lo largo de mi eje del pene. Me inyecte mi propio eje, ya que era un procedimiento muy difícil y la colocación era fundamental para evitar que el alcohol entrara en el torrente sanguíneo. Las inyecciones en el pene me dejarían de forma permanente impotente por lo que nunca tendría una erección nunca más.

Para el sábado siguiente nos reservamos la azotea de nuestro edificio por la noche. Hemos hecho una barbacoa y cerramos la puerta de la terraza para que no fuésemos molestados. Después de asar carnes y beber una botella y media de Burdeos estábamos listos para comenzar. Los dos podíamos sentir la emoción a medida que nos desnudamos el uno al otro para revelar complemente nuestras masivas erecciones, sabiendo lo que estaba a punto de suceder.

Me acosté en una de los camastros para abrir mis piernas a todo lo que pude. Ryan luego deslizó una banda de plástico en el escroto para que mis huevos quedaran apretadas en mi escroto para mantenerlos apretados y no se deslizaran alrededor. Ryan luego llena una jeringa hasta la marca de 2 cc, agitando el aire como lo había enseñado. A continuación, empuja la aguja a través de mi escroto en mi testículo derecho asegurándose de que estaba dentro de mi testículo. Podía sentir la aguja, ya que entró con una mayor presión mientras inyectaba un poco de alcohol y luego pude sentir una sensación de ardor. Ryan inyecto aproximadamente 10 lugares diferentes en cada testículo. Todo el tiempo tuve una erección muy dura, también Ryan. Él se mantuvo así como yo. Después de terminar mi primera sesión de inyecciones, quitó la banda y mis huevos colgaron libres, quemándose con alcohol dentro de ellos.

Estábamos tan excitados que nos metimos en la bañera de hidromasaje y apasionadamente nos besamos mientras frotábamos nuestros escrotos. Levanté a Ryan hasta el borde de la bañera y apasionadamente chupe su pene. Se había afeitado su pubis para esta ocasión especial y su pene sobresalía suavemente de su entrepierna, suave como mis labios hundidos hasta la base, sintiendo su barra presionada contra la parte posterior de la garganta. Frotando mis manos sobre su peludo vientre hasta sus lampiños pectorales cincelados, que más que nada lo quería dentro de mí.

Ryan volvió a caer en la bañera y yo descansaba mi vientre en el borde y extendió mis piernas como nalgas Ryan hundio su lengua entre ellas y juro que parecía ser capaz de llegar a mi próstata con su lengua. Estábamos tan excitados que el líquido pre seminal corría ya fuera de nuestras erecciones Ryan me lamió la cabeza como una paleta mientras saboreaba mis jugos. Yo lo necesitaba dentro de mí ya. Nunca lo había visto tan excitado con su pene tan grueso y llena de sangre entonces en ese momento. Mi propio pene, también, estaba más grande que he experimentado, se arqueó para tocar mi vientre, a punto de explotar.

Ryan se puso de pie en el escalón de la bañera y con una sola embestida, después de estimular y relajar mi agujero, me clavo su príncipe Alberto, en su cabeza de hongo y todo su eje chocó contra mí hasta la empuñadura. Yo estaba en el cielo. Después de pocos minutos me vine sin tocar mi pene y Ryan se vino dentro de mí. Pero para mí, sabía que iba a ser mi última gran carga antes de ser un eunuco. Habían pasado más de un mes desde que incluso tocara mi propio pene, no me había masturbado durante ese tiempo. Mi única liberación era cuando era penetrado.

Los dos nos recargamos muy rápidamente sin siquiera perder nuestras erecciones durante la mayor parte de la noche. Mi salchicha de Frankfurt seguía Rockhard incluso cuando empecé con las inyecciones a lo largo de mi eje. Empecé una serie a lo largo de su longitud y pude sentir el intenso ardor del alcohol en la carne de mi pene, ya que se marchitó cuando yo estaba terminando. Ryan todavía era exagerado y necesitaba penetrarme de nuevo. Esta vez me puse de espaldas en un sillón. Los dos estábamos tan excitado sexualmente que Ryan de nuevo fue capaz de venirse, pero solo fui capaz de llegar al orgasmo, pues mi prepucio y pene ya estaban sin vida.

Durante las próximas tres semanas Ryan continuó con mis inyecciones. Había terminado la inyección de mi eje del pene de la primera semana y hubo un resultado inmediato, mi pene estaba totalmente débil y sin vida, era totalmente incapaz de tener una erección. Ryan estaba tan encantado con mi nueva apariencia, especialmente cuando caminaba por nuestro departamento desnudo con mi entrepierna sin vello y mi pene moviéndose ahora terminando en punta con un voladizo largo del prepucio.

Después de un par de meses empecé a sentir y ver los cambios. Se inició con escalofríos (algunos dicen sofocos), como resultado de una falta de testosterona. Entonces mi pene comenzó a marchitarse. Al principio era aproximadamente 5 a 6 pulgadas suave, con el tiempo se redujo a 3 pulgadas y cuando había frío apenas sobresalía más de una pulgada o pulgada y media. Y la mayor parte mi prepucio forma un pezón. No me esperaba esa gran parte de la reducción y trate de ajustarme a la contracción. Ryan, por otra parte era un entusiasta del mismo. Cuanto menor sea mejor para él.

A continuación, los huevos, ya que se estaban muriendo, comenzaron a disminuir también. Mis bajos huevos que una vez alcanzaron por debajo de la punta de mi pene, ahora retraídos poco a poco comenzaron a reducir su tamaño. Eran del tamaño de ciruelas, pero al final eran del tamaño de tomatitos. Luego, después de unos seis meses del tamaño de pequeñas uvas.

Durante este período de mi reducción empezamos a conectar con otros tipos afines en la comunidad. Nos unimos a un grupo de esclavos y comenzó a ir a bares gay alternativos. Mi vestir también cambió cuando empecé a usar botas negras, pantalones de mezclilla de cadera y las camisas ajustadas de mujer. Mi bulto se había ido y mis jeans al frente eran planos. Pero yo estaba orgulloso de mi tatuaje tribal inicial, un cuadrante se completó a lo largo de mi torso y abajo de la manga del brazo. En uno de nuestros aniversarios Ryan me dio una cadena de esclavo y un collar de bloqueo. El cual comencé a llevar por todas partes, incluso a las duchas en el gimnasio y la piscina.

Se hizo notable, sobre todo en los vestuarios, que mi paquete era definitivamente más pequeño. Ryan estaba orgulloso de eso y cualquier oportunidad que tuvo para hablar o mostrar mi estado con nuestros nuevos amigos, o un grupo en el club la aprovechaba, yo solo dejaba caer mi pantalón y mostrar mis órganos encogidos.

Ryan determinó que era hora de terminar la etapa final para convertirme en un eunuco con la extirpación quirúrgica de mis huevos muertos. En la escuela de enfermería tenía un amigo que era un interno en ese momento. De alguna manera durante nuestra escolarización descubrimos nuestro interés mutuo en modificaciones del cuerpo, especialmente la castración masculina y Penectomía. Siempre nos mantuvimos en contacto. Ahora estaba viviendo y trabajando en Denver, Colorado. Todos estuvimos de acuerdo para ir allí y Ryan y yo volamos a Denver un fin de semana largo, donde nos encontramos con Doug. Estaba en la profesión médica, al igual que yo, y ambos entendíamos la ilegalidad de este procedimiento y se entendía que nunca divulgaría mi operación.

Nos encontramos con el siguiente sábado por la mañana en su clínica donde me desnudaron en la sala de examen para pacientes para que pudiera hacer un examen. Le complació ver mi entrepierna estaba perfectamente sin vello. Mientras examinaba mi escroto, rodando los pequeños testículos endurecido y un poco deformados con sus dedos enguantados de látex. Se dio cuenta de que estaban muertos y que estaba listo para convertirme en un verdadero eunuco. Con los informes de laboratorio de sangre en mi nivel bajo de testosterona, que estaba seguro de que estaban muertos y debían ser eliminados.

Sacó los estribos de la camilla y montó mis piernas en sus soportes. Ryan se quedo ahi mirando por encima de mi entrepierna me di cuenta de que estaba luciendo una erección como Doug restregó mis genitales con un antiséptico. A continuación, utiliza una pequeña jeringa de bajo calibre e inyecto alrededor de mi escroto para inyectar un anestésico local para adormecer mi escroto. Luego probó el resultado pellizcando mis huevos, pero no sentí nada. Aseguro mi pene a mi vientre, extendió el escroto y marcó el lugar de la incisión con una pluma.

Estaría totalmente despierto durante la operación, pero me dieron un sedante. Antes de que me diera cuenta corto en el lado derecho de mi escroto con una incisión de media luna que siguió a la piel oscura de color natural de mi escroto. Cuando lo hizo mi testículo de color blanco-gris salió como un globo de la incisión. Había visto los testículos de hombres antes durante cirugía, pero ahí estaban las mías situada en el exterior de su casa. El primero era del tamaño de una cereza pequeña pero algo brillante con una ligera cantidad de sangre. Hizo otra incisión en el otro lado con el mismo procedimiento de cortar una pieza en forma en mi escroto. Lo dejó caer en una bandeja de acero inoxidable. A continuación sujeto y ató los cordones testiculares para cortarlos. Pero entregó las tijeras quirúrgicas para que lo haciera Ryan el tendría el honor de castrarme. Doug luego dejó caer cada testículo en la bandeja al lado de mi escroto entes de coser. Era extraño ver mis propios testículos así, pero era un largo viaje hecho realidad.

Después de casi media hora Doug cosió los dos bordes de mi escroto cortados juntos, lo limpió con un antiséptico, vendó la incisión, y yo estaba listo para irme. A medida que la anestesia se disipó, empezó a doler muchísimo y realmente comencé a  sufrir mucho dolor. Me dio algunos analgésicos con la orden de no moverse, caminar, agacharme o sentarme durante al menos un día para evitar la inflamación o una infección. Pero, absolutamente ningún movimiento importante extenuante. Pasamos los próximos días en el hotel y era capaz de moverme por último con mayor comodidad para el vuelo de regreso a casa llevando mis huevos conservados en un frasco. Me curé de forma rápida y un par de semanas después la inflamación reducida, pero el enrojecimiento se mantuvo después de que las puntadas fueron retiradas. Fue alrededor de ocho meses hasta que cicatrizo completamente, dejando sólo un tenue rastro de una cicatriz.

Después de un mes Ryan rebotaba en las paredes y no podía esperar probar su nuevo juguete. Estaba tan orgulloso de mí y estaba tan ansioso de cogerme que tan pronto como estuve listo para la acción corrió a casa del trabajo. Nos encontramos en el vestíbulo de la planta baja, así que pudimos tomar, el ascensor juntos solos. Los dos estábamos sexualmente excitado y para momento en que se cerraron las puertas del ascensor estábamos abrazados intercambiando salvia en un beso húmedo. Ryan me frotó la entrepierna por mi uniforme y pude sentir su fuerza a través de su pantalón de lana negra. Estaba tan duro, pero encerrado en su ropa interior que yo sabía que estaba listo para explotar. Yo no llevaba ropa interior, por lo que metió las manos debajo de la cintura de mi pantalón para bajarlo para que pudiera frotar mi entrepierna suave y sentir mi pene sin huevos.

Lo despoje de su traje de Armani, caí de rodillas a desabrocharse el cinturón, le abrí la bragueta y libere su pene. Para lamer el borde de su pene y sentirlo dentro de mí. Ryan dijo que bebió un litro de té helado en su viaje de regreso a casa, así que sabía lo que venía. Lo que solo aumentó mi anhelo. Para el momento en que el ascensor abrió sus puerta los dos estábamos totalmente desnudos y arrastrando la ropa. El pene de Ryan se arqueó hacia arriba, luciendo su príncipe Alberto y la mía simplemente sobresalía sin moverse. Una vez dentro, Ryan me ordenó ponerme en el suelo en cuatro patas.

Comenzó lamiendo mi ano, lamiendo y pasando con su lengua hacia abajo, donde mi escroto una vez estuvo, lamiendo mi entrepierna suave, mientras sacudiendo mi pene sin vida. Ryan continuó frotando mi vacio escoto, la entrepierna, vello. Solo mi pene encogido de dos pulgadas ahora parecía como si fuera de un niño. La cabeza de mi pene ya no era más que del tamaño de la punta de mi dedo meñique. Estaba muy lejos de mi anterior pene de nueva pulgadas sin circuncidar de huevos bajos.

Cuando Ryan  me volteo y se frotó mi escroto, dijo que ahora era un inferior completo y total y que realmente no necesitaba lo que quedaba de mi pequeño pene ya que era inútil y que era solo mi agujero lo que importaba. Yo voluntariamente di mi virilidad a Ryan llegué a entender mi verdadera vocación en la vida, para saber mi lugar entre los machos superiores. Dejar a un lado mis placeres para a los seres supremos, sino para estar orgulloso como uno de los pocos que puede llamarse un verdadero eunuco.

Con el vientre de Ryan en mi espalda empezó a penetrarme estilo perrito a su nuevo eunuco. Ya que no he tenido relaciones sexuales o eyaculado en meses estaba listo para concentrarme en su placer, solo en su placer.





Historia original Aquí.






Autor: Uncutone       Traductor: DarkSoul

AGUJERO

Trabajaba desde casa en esos días y mi oficina daba al aparcamiento, y cada otoño parecía traer un nuevo grado de rareza para los chicos que migran hacia atrás y adelante por mi casa. Muchachos de ropa con más fuerza, muchachos más sueltos, con el cabello recortado de muy diferentes estilos, y los tatuajes y las perforaciones se convirtió en algo común y siempre me preguntaba qué capricho vendría a continuación......


AGUJERO
Trabajaba desde casa en esos días y mi oficina daba al aparcamiento, y cada otoño parecía traer un nuevo grado de rareza para los chicos que migran hacia atrás y adelante por mi casa. Muchachos de ropa con más fuerza, muchachos más sueltos, con el cabello recortado de muy diferentes estilos, y los tatuajes y las perforaciones se convirtió en algo común y siempre me preguntaba qué capricho vendría a continuación. Los comencé a espiar hasta aquella mañana que todo paso.

[ADOLESCENTES] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [TESTÍCULOS] [ESCOLAR]


Categoria: Adolescentes      Autor: Zipper





El abuelo compró la propiedad a lo largo de la bahía durante la depresión, cuando todo era barato, y en 1950, el mismo año en que nací, papá construyó la casa justo en la calle de la escuela secundaria a la que he asistido. Que daba a una calle tranquila y de espaldas contra una marisma que se inunda con las mareas altas, pero era por lo general solo una ciénaga pantanosa llena de ranas y garzas. En el momento en que me gradué en 1968 todos los edificios originales de la escuela habían sido reemplazados por nuevos, aulas modernas para manejar mi generación de los baby boomers, y la marisma también había cambiado; la mitad de ella después de haber sido llenada y allanado el camino para un nuevo centro comercial y estacionamiento, pero todavía estaba sin desarrollar frente a la casa de papá.

Heredé la casa luego de la muerte de papá, y en ese momento todo el pantano se había llenado de nuevas incorporaciones al centro comercial, y mi casa estaba separada de la zona de aparcamiento del centro comercial solamente por una valla de tela metálica alta. Llenando el pantano significaba que la escuela estaba ahora solo a doscientas yardas a pie desde el mediodía y después de las tentaciones de la escuela del centro comercial, por lo que la valla fue cortada y una vía corta se construyó entre la escuela y el estacionamiento para permitir el acceso a los chicos al centro comercial mientras que los mantenía a fuera de los jardines a la gente.

Trabajaba desde casa en esos días y mi oficina daba al aparcamiento, y cada otoño parecía traer un nuevo grado de rareza para los chicos que migran hacia atrás y adelante por mi casa. Muchachos de  ropa con más fuerza, muchachos más sueltos, con el cabello recortado de muy diferentes estilos, y los tatuajes y las perforaciones se convirtió en algo común y siempre me preguntaba qué capricho vendría a continuación.

La propiedad del centro comercial era básicamente cuadrada, pero había una especie de península o proyección quizás a cien pies cuadrados entre mi casa y la puerta de la escuela, y la propiedad comercial se extendía claro a la calle en ese nicho. Hace quince años, el centro comercial o sus inquilinos colocaron cuatro unidades de basura en ese espacio, contenedores de cuarenta pies de largo que se colocaron apretados contra el otro y de igual forma contra la guía y seto que separaba el lote de la calle, o por lo que pensé en esa hora. No podía ver esa área desde mi casa; la cochera estaba en ese lado y un seto alto bloqueaba mi punto de vista en esa dirección. No fue hasta que subí al tejado de la cochera para hacer una reparación que me di cuenta que en lugar de estar en contra de la valla, los contenedores habían estado en realidad a 1.80 o 2 metros de distancia, creando un largo callejón de 20 metros entre ellos y la valla que se oculta a la vista desde todas las direcciones.

Dos chicos estaban acostados en el compartiendo furtivamente un cigarrillos. En mis días un lugar oculto a pocos minutos del campus habría invitado a todo tipo de travesuras de los chicos, evidentemente, no habían cambiado. Finalmente me descubrieron espiándolos y rápidamente se deshicieron de lo que habían estado fumando y huyeron del espacio, y me lanzaron una mirada de enojo. Me sentí avergonzado y culpable, al igual que el tiempo que un chico que sin darse cuenta había mirado a través de una ventana sin cortinas para ver a una pareja joven caliente teniendo sexo en el piso de la sala.

He terminado mi trabajo en el techo y entré en mi cochera, encontré mi taladro y una sierra de perforación, e hice un pequeño agujero en lo alto de la pared hastial sobre la cochera, que me proporciono una vista sin restricciones del callejón, lo que permitía que espíe a los chicos sin ser descubierto. ¿Legal? Absolutamente. ¿Decente y honorable? Sí, claro, como si ustedes o cualquier otra persona no habría hecho lo mismo. Rápidamente estaba cansado de quedarme en la parte oculta de los confines del ático, además de que no estaba haciendo mi trabajo, así que monte una cámara de seguridad en el agujero y por medio de un cable a un televisor en mi oficina.

Vi un montón de cosas durante la primavera y el otoño, y al igual que Bob Seger, me gustaría no saber ahora lo que yo no sabía entonces. Vi como se solucionaban los conflictos, narices ensangrentadas, dinero extorsionado, y las sustancias ilegales de todo tipo compradas, vendidas  y usadas. Y eso fue solo cosas que pasaron durante el día mientras yo estaba en mi oficina; No tenía visión nocturna o capacidad de grabación, después de haber sido joven yo mismo, sabía que más mierda había bajó, y más esperma se derramaba, por la noche que durante el día.

La policía sabía sobre el lugar. Se dejaban caer por ella cada pocas semanas, al igual que los chicos de mantenimiento de centro comercial y los funcionarios de la escuela, y es que debían haber tenido alguna idea de todo lo que estaba pasando ahí. Finalmente me di cuenta de que sabían que los chicos serían chicos siempre, y un lugar seguro para fumar o lo que era mejor tener que hacerlo frente al público. No fue hasta que dos jóvenes fueron mutilados de la peor manera posible que una puerta de seguridad fue instalada para bloquear el acceso al escondite.

Al igual que cualquier bar de barrio, iglesia o centro para personas mayores, el agujero tenía sus clientes habituales que siempre parecían presentarse a la misma hora. A primera hora de la mañana era un masturbador, que se presentaba la mayoría de las veces a las siete de la mañana. Parecía imposiblemente joven y pequeño para estar en la escuela secundaria, pero las marcas en mis propias herramientas en la puerta mostraba que no era mayor de los catorce años. Casi al borde del agujero, dejaba su mochila, para aflojarse el pantalón y furtivamente miraba por encima del hombro mientras se bombea con una mano y acariciaba sus testículos con la otra. No podía dejar de preguntarme qué situación le negaba la privacidad en el hogar para hacer eso como un adolescente normal. ¿Los padres lo tenían vigilado? ¿Una casa llena de hermanas?

Luego llegaban a las siete y media, los fumadores; chicas y chicos de todas las edades con cigarrillos enrollados en su mano, que se alumbraban o salía humos de un poco de variedad. Consumidores conscientes de la marca, que fumaba su mayoría Marlboroughs y camellos; una vez que están enganchados a fondo probablemente van a cambiar a los genéricos. El tabaco o lo que sea, que compartan, pasando libremente de una marca a otra.

Las cosas estaban bastante muertas después de que comenzaban las clases, con un fumador o un usuario ocasional de drogas apareciendo para alimentar su adicción, hasta el mediodía que el agujero se sacudía. Literalmente. Los walkman estaban de moda en ese entonces en lugar de teléfonos celulares, y los chicos nunca iban a ninguna parte sin su música. También había una jerarquía en el mediodía de algún tipo, y dos chicos grandes que he nombrado los de pelos de punta, probablemente de tercer o cuarto, llevaba la voz cantante; empujando y maltratando a los chicos más pequeños y tomando todo lo que quisieran de ellos.

Unos pocos usuarios y abusadores corrían el riesgo de saltarse clases, por lo que la zona era escenario de uso ocasional en el comienzo de la tarde, pero la verdadera acción comenzaba después de la escuela. Fue entonces cuando los rencores que habían estado consumiendo durante todo el día o la semana, finalmente tomaban el control y se resolvían con los puños, y era entonces cuando sus rencores los ponía muy calientes, golpeando hasta la mierda a cualquiera lo suficientemente tonto como para desafiarlos o cruzarse en su camino.

La mayor parte de los otros fumadores se alejaban de los alrededores a las cinco, pero los pelos de punta Bobsey y algunos otros chicos se quedaban hasta el anochecer, y era durante esos atardeceres que la verdadera mierda solía ocurrir.

El loco Bobsey llegó a una noche, y estaba  con ellos un chico más pequeño más joven que tuvo la mala suerte de que ellos se cruzaran en su camino de alguna manera. Ellos le forzaron contra el costado de un recipiente y empezaron a abofetearlo. Nada peligroso o potencialmente mortal, y no lo suficiente para hacerle sangrar su nariz o incluso dejar moretones. Por último, uno de los Creeps levanto al chico, él lo extendía en posición vertical para que el otro podría conducir bruscamente su rodilla hacia arriba hacia los huevos del chico desafortunado. A continuación, causalmente se alejaron, dejando al joven acurrucado en el asfalto, obviamente, luchando por respirar. Era casi de noche antes de que el chico se pusiera de pie y se alejara a trompicones, sin soltar su vientre. Debería haber llamado a la policía, pero demoraría, y resultaría costoso.

Una semana más tarde los acompañó otro joven que arrastraron a su agujero; una chica esta vez bajo alguna presión aparente. Todos ellos se despojan de sus sudaderas y las pusieron en el suelo, y ellos lanzaron una moneda. El perdedor dio la vuelta a la esquina, fuera de la vista, mientras que el ganador y la chica se arrojaron sobre la ropa en el suelo.

Menos de cinco minutos después, el ganador se puso de pie, se quitó el condón, y se subió el pantalón que estaba hasta los tobillos. Todavía estaba abrochándose la camisa cuando el otro regresó, ya con su pantalón abierto. La chica se levantó de pronto, tratando de subirse sus bragas (calzón), al parecer dispuesta a acomodar al segundo chico. No se pudo negar, la obligó a acostarse en el suelo, forcejeó un poco, y finalmente la conquistó. Sé de los juegos que juegan los amantes a veces, pero eso parecía por mucho más como violación que algún juego previo inocente. Particularmente después, cuando ella todavía estaba llorando, incluso mientras estaba siendo penetrada.

Ahora yo estaba realmente en un dilema; No tenía pruebas fotográficas de que cualquier encuentro sexual había ocurrido, y mucho menos una violación, y no podía informar a la policía sin incriminarme a mí mismo como un pervertido lujurioso, algo que públicamente me crucificaría. Reflexioné sobre aquello  toda la mañana, y finalmente decidí que iba a llamar a la policía e informar que pensé que había oído algo así como un grito ahogado por la noche antes, pero no había pensado nada al respecto. También decidí que había visto suficiente y decidí volcar la cámara oculta y parchear el agujero.

Encendí la cámara a la mañana siguiente cuando el masturbador de la mañana se presentó, Con su erección ya hacia fuera. Ropas estaban repartidas por todo el recinto, y Bobsey con su compañero se arrastraban, desnudos, por el suelo. La resolución no fue lo suficientemente buena para ver todas sus lesiones, pero era evidente que al menos uno de ellos había sido castrado. El masturbador los vio, al mismo tiempo que lo hice, echó una larga mirada, y se alejó rápidamente, todavía tratando se meter sus genitales de nuevo en su pantalón cuando salía. Apague la cámara y corrió hacia el ático, incluso antes de que las sirenas de las ambulancias y la policía perturbaran el silencio.

"Realmente no sé lo que paso por allí, Oficial", Mentí a la policía que llamó a mi puerta más tarde esa mañana. "Tengo problemas de audición y los contenedores de basura obstruyen mi vista." Me ofrecí para acompañarlo alrededor de mi propiedad para que pudiera comprobar que no pude ver por los contenedores. "¿Paso algo?"

"Vas a leer sobre ella en el periódico o verlo en la televisión", respondió.

"Las identidades no se dieron a conocer en las noticias sólo se informó de que dos jóvenes habían sido asaltado, y que una recompensa se ofrecía para obtener información. Fui al centro comercial al mediodía del día siguiente y acechaba alrededor de uno de los lugares de reunión, escuchando el chisme adolescente. Un chico afirmó que había visto todo el asunto, y que dos Negros cortaron sus penes y huevos por jugar con su hermana. Huevos sí, el pene no. Otro chico, un fumador, afirmó ser el primero en llegar y que todavía tenían sus penes, pero no sus huevos.

"Los policías debe hablar con Shelly", dijo una niña. "Ella me dijo que se iba a salir con James y Wesley después de la escuela la noche anterior. Por cierto, no la he visto hoy y ayer. Ella debe estar enferma o algo". De todos modos, los del centro comercial pusieron una puerta negra para bloquear el acceso al agujero y los chicos se fueron a otro lugar para sus travesuras. Eso fue hace quince años, y yo reparaba mi techo hace un mes persiguiendo una fuga persistente, y en el espacio detrás de los contenedores está ahora estrangulado con zarzas de maleza y basura.




Historia original aquí.





Autor: Zipper       Traductor: DarkSoul

AGUJERO

Trabajaba desde casa en esos días y mi oficina daba al aparcamiento, y cada otoño parecía traer un nuevo grado de rareza para los chicos que migran hacia atrás y adelante por mi casa. Muchachos de ropa con más fuerza, muchachos más sueltos, con el cabello recortado de muy diferentes estilos, y los tatuajes y las perforaciones se convirtió en algo común y siempre me preguntaba qué capricho vendría a continuación......


AGUJERO
Trabajaba desde casa en esos días y mi oficina daba al aparcamiento, y cada otoño parecía traer un nuevo grado de rareza para los chicos que migran hacia atrás y adelante por mi casa. Muchachos de ropa con más fuerza, muchachos más sueltos, con el cabello recortado de muy diferentes estilos, y los tatuajes y las perforaciones se convirtió en algo común y siempre me preguntaba qué capricho vendría a continuación. Los comencé a espiar hasta aquella mañana que todo paso.

[ADOLESCENTES] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [TESTÍCULOS] [ESCOLAR]


Categoria: Adolescentes      Autor: Zipper





El abuelo compró la propiedad a lo largo de la bahía durante la depresión, cuando todo era barato, y en 1950, el mismo año en que nací, papá construyó la casa justo en la calle de la escuela secundaria a la que he asistido. Que daba a una calle tranquila y de espaldas contra una marisma que se inunda con las mareas altas, pero era por lo general solo una ciénaga pantanosa llena de ranas y garzas. En el momento en que me gradué en 1968 todos los edificios originales de la escuela habían sido reemplazados por nuevos, aulas modernas para manejar mi generación de los baby boomers, y la marisma también había cambiado; la mitad de ella después de haber sido llenada y allanado el camino para un nuevo centro comercial y estacionamiento, pero todavía estaba sin desarrollar frente a la casa de papá.

Heredé la casa luego de la muerte de papá, y en ese momento todo el pantano se había llenado de nuevas incorporaciones al centro comercial, y mi casa estaba separada de la zona de aparcamiento del centro comercial solamente por una valla de tela metálica alta. Llenando el pantano significaba que la escuela estaba ahora solo a doscientas yardas a pie desde el mediodía y después de las tentaciones de la escuela del centro comercial, por lo que la valla fue cortada y una vía corta se construyó entre la escuela y el estacionamiento para permitir el acceso a los chicos al centro comercial mientras que los mantenía a fuera de los jardines a la gente.

Trabajaba desde casa en esos días y mi oficina daba al aparcamiento, y cada otoño parecía traer un nuevo grado de rareza para los chicos que migran hacia atrás y adelante por mi casa. Muchachos de  ropa con más fuerza, muchachos más sueltos, con el cabello recortado de muy diferentes estilos, y los tatuajes y las perforaciones se convirtió en algo común y siempre me preguntaba qué capricho vendría a continuación.

La propiedad del centro comercial era básicamente cuadrada, pero había una especie de península o proyección quizás a cien pies cuadrados entre mi casa y la puerta de la escuela, y la propiedad comercial se extendía claro a la calle en ese nicho. Hace quince años, el centro comercial o sus inquilinos colocaron cuatro unidades de basura en ese espacio, contenedores de cuarenta pies de largo que se colocaron apretados contra el otro y de igual forma contra la guía y seto que separaba el lote de la calle, o por lo que pensé en esa hora. No podía ver esa área desde mi casa; la cochera estaba en ese lado y un seto alto bloqueaba mi punto de vista en esa dirección. No fue hasta que subí al tejado de la cochera para hacer una reparación que me di cuenta que en lugar de estar en contra de la valla, los contenedores habían estado en realidad a 1.80 o 2 metros de distancia, creando un largo callejón de 20 metros entre ellos y la valla que se oculta a la vista desde todas las direcciones.

Dos chicos estaban acostados en el compartiendo furtivamente un cigarrillos. En mis días un lugar oculto a pocos minutos del campus habría invitado a todo tipo de travesuras de los chicos, evidentemente, no habían cambiado. Finalmente me descubrieron espiándolos y rápidamente se deshicieron de lo que habían estado fumando y huyeron del espacio, y me lanzaron una mirada de enojo. Me sentí avergonzado y culpable, al igual que el tiempo que un chico que sin darse cuenta había mirado a través de una ventana sin cortinas para ver a una pareja joven caliente teniendo sexo en el piso de la sala.

He terminado mi trabajo en el techo y entré en mi cochera, encontré mi taladro y una sierra de perforación, e hice un pequeño agujero en lo alto de la pared hastial sobre la cochera, que me proporciono una vista sin restricciones del callejón, lo que permitía que espíe a los chicos sin ser descubierto. ¿Legal? Absolutamente. ¿Decente y honorable? Sí, claro, como si ustedes o cualquier otra persona no habría hecho lo mismo. Rápidamente estaba cansado de quedarme en la parte oculta de los confines del ático, además de que no estaba haciendo mi trabajo, así que monte una cámara de seguridad en el agujero y por medio de un cable a un televisor en mi oficina.

Vi un montón de cosas durante la primavera y el otoño, y al igual que Bob Seger, me gustaría no saber ahora lo que yo no sabía entonces. Vi como se solucionaban los conflictos, narices ensangrentadas, dinero extorsionado, y las sustancias ilegales de todo tipo compradas, vendidas  y usadas. Y eso fue solo cosas que pasaron durante el día mientras yo estaba en mi oficina; No tenía visión nocturna o capacidad de grabación, después de haber sido joven yo mismo, sabía que más mierda había bajó, y más esperma se derramaba, por la noche que durante el día.

La policía sabía sobre el lugar. Se dejaban caer por ella cada pocas semanas, al igual que los chicos de mantenimiento de centro comercial y los funcionarios de la escuela, y es que debían haber tenido alguna idea de todo lo que estaba pasando ahí. Finalmente me di cuenta de que sabían que los chicos serían chicos siempre, y un lugar seguro para fumar o lo que era mejor tener que hacerlo frente al público. No fue hasta que dos jóvenes fueron mutilados de la peor manera posible que una puerta de seguridad fue instalada para bloquear el acceso al escondite.

Al igual que cualquier bar de barrio, iglesia o centro para personas mayores, el agujero tenía sus clientes habituales que siempre parecían presentarse a la misma hora. A primera hora de la mañana era un masturbador, que se presentaba la mayoría de las veces a las siete de la mañana. Parecía imposiblemente joven y pequeño para estar en la escuela secundaria, pero las marcas en mis propias herramientas en la puerta mostraba que no era mayor de los catorce años. Casi al borde del agujero, dejaba su mochila, para aflojarse el pantalón y furtivamente miraba por encima del hombro mientras se bombea con una mano y acariciaba sus testículos con la otra. No podía dejar de preguntarme qué situación le negaba la privacidad en el hogar para hacer eso como un adolescente normal. ¿Los padres lo tenían vigilado? ¿Una casa llena de hermanas?

Luego llegaban a las siete y media, los fumadores; chicas y chicos de todas las edades con cigarrillos enrollados en su mano, que se alumbraban o salía humos de un poco de variedad. Consumidores conscientes de la marca, que fumaba su mayoría Marlboroughs y camellos; una vez que están enganchados a fondo probablemente van a cambiar a los genéricos. El tabaco o lo que sea, que compartan, pasando libremente de una marca a otra.

Las cosas estaban bastante muertas después de que comenzaban las clases, con un fumador o un usuario ocasional de drogas apareciendo para alimentar su adicción, hasta el mediodía que el agujero se sacudía. Literalmente. Los walkman estaban de moda en ese entonces en lugar de teléfonos celulares, y los chicos nunca iban a ninguna parte sin su música. También había una jerarquía en el mediodía de algún tipo, y dos chicos grandes que he nombrado los de pelos de punta, probablemente de tercer o cuarto, llevaba la voz cantante; empujando y maltratando a los chicos más pequeños y tomando todo lo que quisieran de ellos.

Unos pocos usuarios y abusadores corrían el riesgo de saltarse clases, por lo que la zona era escenario de uso ocasional en el comienzo de la tarde, pero la verdadera acción comenzaba después de la escuela. Fue entonces cuando los rencores que habían estado consumiendo durante todo el día o la semana, finalmente tomaban el control y se resolvían con los puños, y era entonces cuando sus rencores los ponía muy calientes, golpeando hasta la mierda a cualquiera lo suficientemente tonto como para desafiarlos o cruzarse en su camino.

La mayor parte de los otros fumadores se alejaban de los alrededores a las cinco, pero los pelos de punta Bobsey y algunos otros chicos se quedaban hasta el anochecer, y era durante esos atardeceres que la verdadera mierda solía ocurrir.

El loco Bobsey llegó a una noche, y estaba  con ellos un chico más pequeño más joven que tuvo la mala suerte de que ellos se cruzaran en su camino de alguna manera. Ellos le forzaron contra el costado de un recipiente y empezaron a abofetearlo. Nada peligroso o potencialmente mortal, y no lo suficiente para hacerle sangrar su nariz o incluso dejar moretones. Por último, uno de los Creeps levanto al chico, él lo extendía en posición vertical para que el otro podría conducir bruscamente su rodilla hacia arriba hacia los huevos del chico desafortunado. A continuación, causalmente se alejaron, dejando al joven acurrucado en el asfalto, obviamente, luchando por respirar. Era casi de noche antes de que el chico se pusiera de pie y se alejara a trompicones, sin soltar su vientre. Debería haber llamado a la policía, pero demoraría, y resultaría costoso.

Una semana más tarde los acompañó otro joven que arrastraron a su agujero; una chica esta vez bajo alguna presión aparente. Todos ellos se despojan de sus sudaderas y las pusieron en el suelo, y ellos lanzaron una moneda. El perdedor dio la vuelta a la esquina, fuera de la vista, mientras que el ganador y la chica se arrojaron sobre la ropa en el suelo.

Menos de cinco minutos después, el ganador se puso de pie, se quitó el condón, y se subió el pantalón que estaba hasta los tobillos. Todavía estaba abrochándose la camisa cuando el otro regresó, ya con su pantalón abierto. La chica se levantó de pronto, tratando de subirse sus bragas (calzón), al parecer dispuesta a acomodar al segundo chico. No se pudo negar, la obligó a acostarse en el suelo, forcejeó un poco, y finalmente la conquistó. Sé de los juegos que juegan los amantes a veces, pero eso parecía por mucho más como violación que algún juego previo inocente. Particularmente después, cuando ella todavía estaba llorando, incluso mientras estaba siendo penetrada.

Ahora yo estaba realmente en un dilema; No tenía pruebas fotográficas de que cualquier encuentro sexual había ocurrido, y mucho menos una violación, y no podía informar a la policía sin incriminarme a mí mismo como un pervertido lujurioso, algo que públicamente me crucificaría. Reflexioné sobre aquello  toda la mañana, y finalmente decidí que iba a llamar a la policía e informar que pensé que había oído algo así como un grito ahogado por la noche antes, pero no había pensado nada al respecto. También decidí que había visto suficiente y decidí volcar la cámara oculta y parchear el agujero.

Encendí la cámara a la mañana siguiente cuando el masturbador de la mañana se presentó, Con su erección ya hacia fuera. Ropas estaban repartidas por todo el recinto, y Bobsey con su compañero se arrastraban, desnudos, por el suelo. La resolución no fue lo suficientemente buena para ver todas sus lesiones, pero era evidente que al menos uno de ellos había sido castrado. El masturbador los vio, al mismo tiempo que lo hice, echó una larga mirada, y se alejó rápidamente, todavía tratando se meter sus genitales de nuevo en su pantalón cuando salía. Apague la cámara y corrió hacia el ático, incluso antes de que las sirenas de las ambulancias y la policía perturbaran el silencio.

"Realmente no sé lo que paso por allí, Oficial", Mentí a la policía que llamó a mi puerta más tarde esa mañana. "Tengo problemas de audición y los contenedores de basura obstruyen mi vista." Me ofrecí para acompañarlo alrededor de mi propiedad para que pudiera comprobar que no pude ver por los contenedores. "¿Paso algo?"

"Vas a leer sobre ella en el periódico o verlo en la televisión", respondió.

"Las identidades no se dieron a conocer en las noticias sólo se informó de que dos jóvenes habían sido asaltado, y que una recompensa se ofrecía para obtener información. Fui al centro comercial al mediodía del día siguiente y acechaba alrededor de uno de los lugares de reunión, escuchando el chisme adolescente. Un chico afirmó que había visto todo el asunto, y que dos Negros cortaron sus penes y huevos por jugar con su hermana. Huevos sí, el pene no. Otro chico, un fumador, afirmó ser el primero en llegar y que todavía tenían sus penes, pero no sus huevos.

"Los policías debe hablar con Shelly", dijo una niña. "Ella me dijo que se iba a salir con James y Wesley después de la escuela la noche anterior. Por cierto, no la he visto hoy y ayer. Ella debe estar enferma o algo". De todos modos, los del centro comercial pusieron una puerta negra para bloquear el acceso al agujero y los chicos se fueron a otro lugar para sus travesuras. Eso fue hace quince años, y yo reparaba mi techo hace un mes persiguiendo una fuga persistente, y en el espacio detrás de los contenedores está ahora estrangulado con zarzas de maleza y basura.




Historia original aquí.





Autor: Zipper       Traductor: DarkSoul

ANIMADO

Por aquel entonces teníamos 15 años de edad y estábamos llenos de testosterona. Aquello era un desafío para cualquiera. Un atrévete a pasar por encima de la valla y saltar sobre la gran cantidad de basura y desechos de la familia de los Carvines. La razón por la que estaba tan reacio a hacerlo era por el hecho de que había una bestia de 150 kilos de peso que era un perro feroz listo para dar caza y atacar......


ANIMADO
Por aquel entonces teníamos 15 años de edad y estábamos llenos de testosterona. Aquello era un desafío para cualquiera. Un atrévete a pasar por encima de la valla y saltar sobre la gran cantidad de basura y desechos de la familia de los Carvines. La razón por la que estaba tan reacio a hacerlo era por el hecho de que había una bestia de 150 kilos de peso que era un perro feroz listo para dar caza y atacar. De saber lo que pasaria jamas hubiese saltado esa valla en mi vida.

[ADOLESCENTE] [CASTRACIÓN] [FANTASÍA] [PENECTOMIA] [NULIFICACION] [ADVENCIA]


Categoria: Adolescente      Autor: Anónimo





"¡Eres un vil cobarde Matt!"
"¡Solo maldita sea hazlo ya maldito puto!"
"¡Vamos amigo ve!"

Esas fueron algunas de las palabras que oí gritarme  al oído o a unos poco centímetros de mi cara por los que creía eran mis amigos mientras ellos y yo nos quedamos viendo por encima de la alta cerca de 1.80 metros de altura. Por aquel entonces teníamos 15 años de edad y estábamos llenos de testosterona. Aquello era un desafío para cualquiera. Un atrévete a pasar por encima de la valla y saltar sobre la gran cantidad de basura y desechos de la familia de los Carvines. La razón por la que estaba tan reacio a hacerlo era por el hecho de que había una bestia de 150 kilos de peso que era un perro feroz listo para dar caza y atacar, siendo hasta lo más probable matar a cualquier persona que osara poner un pie en aquel lote de chatarra.

Yo era apenas un adolescente típico por aquel entonces al que le gustaba masturbarse a todas horas. Nunca había tenido sexo en mi vida. Mi pene era de unos 20 cm completamente duro. Nunca me lo llegue a medir flácida. Pero no hay necesidad de hacerlo, ¿verdad? Mis amigos y yo por lo general se retábamos a hacer cosas peligrosas. Hace unos días hice que mi  amigo Pete se atreviera a subir al techo de mi casa y saltar desde ahí a mi piscina. Pero no pudo acertar el muy estúpido. En su lugar golpeó a la derecha a un lado de la piscina, con sus piernas abiertas golpeándose directamente entre sus piernas y aplastando sus preciosas joyas. Ha estado en el hospital nueve veces desde entonces. Pero se está recuperando. Estoy seguro de que es estéril, sin embargo, es una mierda, pero él no cree que sea cierto, no él. Ama sus huevos demasiado como para admitirlo que es estéril.

Pero regresemos de nuevo a la historia. Pete quería vénganse de mi incluso proponiéndome a hacer alguna cosa ridículamente peligrosa. Era simple. Solo tiene que entrar en el vertedero para ir corriendo por el de un extremo a otro hasta la puerta evitando al enorme perro a toda costa mientras lo hacía por supuesto.

Quede mudo al escucharlo retarme a hacer aquello, en ese momento llevaba un pantalón muy suelto. Y Pete me prometió en recompensa unos minutos con su hermana quien era muy caliente. La cual no llevaría ropa interior debajo de su falda. Una vez más, fui muy estúpido. ¡Quiero decir que ella tenía 18 años! ¡Era seguro que ella incluso no estaba de acuerdo con eso! sin embargo en ese momento le creí.

Subí a la valla para saltar dentro del depósito aterricé en cuclillas permaneciendo bajo para que nadie me viera. Empecé a correr a través de los espacios vacíos entre los montones de chatarra y me mantenía bajo muy alerta. El objetivo estaba claro por lo que corrió a toda velocidad, pero con mi suerte que tengo me tropecé a unos metros de mi objetivo.

-Me tropecé con la peor cosa que pude hacer con una cadena.
-Una cadena para perro.

Inmediatamente sentí las enormes patas de aquel animal sobre mi espalda y casi me cago cuando la maldita bestia ladró en mi oído. Me volteo de espaldas con sus enormes patas y empezó a ladrar y arañando el suelo a mi alrededor. El perro estaba babeando y su baba se rego por todo mi cuerpo,   no podía moverme, estaba demasiado congelado por el miedo que estaba sintiendo en ese momento.

Estaba gritando y llorando cuando este enorme perro me rasga mi ropa. Empezó tirando de mi pantalón hasta que casi me lo quito por completo, aquel perro tenía enormes huevos y cuando digo enorme me refiero que eran incluso más grandes que la mías. Así que lo patee con mi pie derecho en sus grandes huevos. Él se echó atrás aullando de dolor y eso me dio la oportunidad de levantarme, de pronto el perro simplemente gruñó con una ira ardiendo dentro de él enfurecido por lo que le acaba de hacer.

Corrí con todas mis fuerzas hacia la valla.

Pronto el perro me dio alcance mordiéndome la pierna y el pantalón rasgándolo de inmediato. No sé cómo. Acabo sucediendo eso. Los arranco con mayor facilidad que antes arrancando un trozo de mi pierna con mucha facilidad. Mi pene y testículos quedaron aleteando entre mis piernas desnudas mientras corría con desesperación,  hasta que llegué a un callejón sin salida.

Había una cerca al final de aquella ruta, así que subí lo más alto que pude, pero la pared detrás de la valla me impidió saltar por encima. Me di la vuelta para ir por la antigua valla rota y tipo que estaba sentado en él mientras veía a este enorme perro venir corriendo hasta la parte inferior de la valla. Mis piernas estaban muy abiertas y me había olvidado de mi pene y testículos que quedaron muy vulnerables mientras trataba de huir. Sí, creo que ustedes saben a dónde va esto. El perro dio un gran salto de 1.60 metros en el aire para con sus mandíbulas aferrarse a mi pene como a mis testículos imprimiendo sobre ellos una increíble fuerza con su mandíbula y colmillos.

Él quedo colgado en mi paquete que estaba colgado en la valla. Mis amigos se habían ido. Yo estaba gritando tan fuerte que me puso rojo. Mis dedos estaban atrapados en la cerca y creo que algunos de ellos se rompieron mientras trataba de escapar. No me podía mover, mientras que esta bestia moviéndose me arrancó mi precioso pene y testículos de una sola vez, luego todo se me puso negro del dolor horripilante que sentí.

Sólo recuerdo despertar en una ambulancia. Por supuesto mis huevos y pene no pudieron ser salvados. Había perdido una increíble cantidad de sangre. Casi muero camino al hospital.

Ahora soy un ser sin género, pague mi estupidez con mi pene y huevos.

Ese maldito perro ahora está muerto por suerte para mí. Y el depósito de chatarra fue cerrado después de mi incidente.

No he visto a mis amigos en años luego de aquello.

No saben cómo me gustaría tener mi pene para poder tener sexo con una mujer aunque fuese por una vez en mi vida.





Historia Original Aquí.








Autor: Anónimo       Traductor: DarkSoul